sábado, 11 de febrero de 2017

DE AYER A HOY

Jorge Gómez Barata

En el siglo XXI a la política se sumaron el colapso soviético y el fin de la Guerra Fría, la globalización, la emigración y el auge de la democracia. Se excluyeron la lucha armada y las revueltas, y perdieron vigencia las huelgas obreras. El auge del terrorismo sumó nuevas percepciones.

A la vez las contiendas electorales, las acciones institucionales y los movimientos sociales, elevaron su preponderancia, y los enfoques ideológicos se tornaron irrelevantes. Las tecnologías de la comunicación y las redes sociales en lugar de incentivar el activismo político, lo reducen. La generación del milenio o “nativos digitales” dispone de más información, pero la usa menos. Los jóvenes no son más politizados sino al revés.

La política se hizo menos idealista y las utopías se descontinuaron. Hay quienes creen en ellas, pero lo hacen sin correr riesgos. Nadie va a la cárcel por liberal o comunista, y con Fidel Castro dijo adiós el último de los líderes. La política no emociona, y nadie necesita la prensa o la literatura clandestina. De haber existido INTERNET Lenin podía haber incendiado Europa, pero los tanques del Pacto de Varsovia no habrían rodado por Praga, el mayo francés fuera universal, y quizás no tendríamos que lamentar la matanza en Tlatelolco.
  
La globalización es un fenómeno económico y tecnológico, y también cultural con fuertes acentos políticas. La formación de cadenas productivas a nivel mundial, los avances en las comunicaciones telefónicas, el acceso a Internet, y la participación en las redes sociales, la generalización de la televisión satelital, el crecimiento del comercio internacional y los tratados de libre comercio, permiten a países pobres consumir productos pensados para mercados desarrollados. El conjunto ha eliminado fronteras y atenuado diferencias.

Por otra parte, las transferencias culturales desde los países desarrollados, principalmente Estados Unidos, han ampliado los horizontes de las personas, con especial impacto en las clases medias y la juventud. El conocimiento de los niveles de confort, los estilos de vida y las libertades de que se disfruta en las naciones desarrolladas, despiertan no solo admiración, sino afanes de alcanzar tales estatus. Aunque por razones ideológicas la izquierda tiende a criticar esos fenómenos, políticamente se beneficia de ellos. 

La cuestión de la emigración, que en Europa muestra trágicos perfiles, y en los Estados Unidos da lugar a algunas posiciones extremas, está presente también en países emergentes como México, Brasil, Argentina, India y otros, que lidian con ella sin grandes traumas. Los efectos económicos y demográficos, tanto en los países emisores como en los receptores, a corto plazo no son dramáticos. En general unos y otros ganan más de lo que pierden. 

El auge de la democracia ha traído beneficios netos para la izquierda, lo cual es particularmente notable en América Latina, donde en las últimas dos décadas han gobernado una docena de gobiernos de perfil avanzado que, con altas y bajas; han logrado cambios irreversibles de profundo impacto político y social.

Al desarrollo económico, la disminución de la pobreza, y el acceso a los bienes del progreso, se suman formidables avances políticos, aceptable evolución de los procesos de integración económica y concertación política en foros multilaterales y regionales.

Lamentablemente estas tendencias positivas son estorbadas por las acciones imperialistas, en particular por las intervenciones y las guerras estúpidas, que además de ocasionar profundos daños materiales, dilapidar cuantiosos recursos, y provocar crisis humanitarias, desvían a algunos pueblos y regiones del curso natural del progreso.

No obstante, las profundas desigualdades en el acceso a la riqueza social, numerosos asuntos puntuales, eventos críticos, situaciones tensas y crisis como las de Ucrania, Siria y otros países del Oriente Medio, las cuales provocan inconformidades y obligan a luchar definitivamente; en el siglo XXI el vaso se ve medio lleno. Allá nos vemos.

La Habana, 11 de febrero de 2017

…………………………………………………………………………………
 *Este artículo fue escrito para el diario mexicano ¡Por Esto! Al reproducirlo o citarlo, indicar esa fuente   


Cuba promueve su potencial petrolero en evento internacional


La Habana, 11 feb (PL) Cuba promovió su potencial petrolero en un evento internacional que tuvo lugar aquí esta semana, con la participación de representantes de unos 15 países.

La Cumbre Cuba Oil & Gas 2017 sesionó miércoles y jueves en el capitalino Hotel Tryp Habana Libre e incluyó una visita la víspera instalaciones petroleras de Varadero, Matanzas, a unos 180 kilómetros al este de la capital.

La mayor de las Antillas tiene un potencial petrolero y eso se demuestra por la permanencia de la Sherritt International Corporation y de otra compañía como Melbana Energy, sostuvo el director del Centro de Procesamiento Sísmico de la Unión Cuba-Petróleo (Cupet), José Orlando López.

Las cuencas petroleras cubanas tienen amplias perspectivas, pues estamos en la mega-cuenca del golfo de México, donde hay 'oro negro' por todas partes, afirmó.

Hemos realizado estudios geológicos que nos permiten comparar los tipos de petróleos de Cuba con los de los otros países de esa área -México y Estados Unidos- y tenemos similitudes, una historia geológica común, y hay rocas generadoras y yacimientos, dijo.

López aseveró que la industria petrolera cubana ha sido una de las víctimas fundamentales del bloqueo, y hay muchos ejemplos cuantificados al respecto, comentó.

'Nos han impedido entrar equipamiento, hemos comprado software cuya licencia después ha sido retirada. Hay compañías norteamericanas interesadas en invertir en Cuba, las cuales no han podido entrar por esa medida restrictiva', señaló.

La Cumbre contó con la participación de ejecutivos de 70 empresas de petróleo y gas de 15 países, entre estos Rusia, China, Italia, India, Francia, Reino Unido, así como de Latinoamérica y América del Norte.

Durante el evento, organizado por la firma International Research Networks con el apoyo de Cupet, se analizaron numerosas oportunidades de inversión en la industria cubana de hidrocarburos, proyectos de exploración y producción, el mercado petroquímico y de refinado.

Además, se abordó el marco legal, el potencial de la industria, su sistema de refinado y capacidad.

ocs/mfb


Expresiones culturales de Canadá confluyen en feria cubana del libro


La Habana, 10 feb (PL) En la primera jornada de apertura al público de la XXVI Feria Internacional del Libro de La Habana 2017 (FIL), a los escritores canadienses los consideraron los verdaderos embajadores de su país más allá de las fronteras.

Durante la inauguración del pabellón dedicado a Canadá, país invitado de honor a la actual edición, el presidente del Senado de ese país norteño, George Furey, ponderó la posibilidad de mostrar en esta capital lo mejor de la literatura de aquella nación y sus expresiones artísticas.

Según Furey, los relatos literarios se conectan con las historias de su pueblo, la identidad y diversidad de culturas que allí conviven.

El senador recordó que este año su país festeja el aniversario 150 de creada la Confederación Canadiense y consideró un placer poder trasladar esa celebración hasta aquí.

Hoy, la relevante escritora canadiense Margaret Atwood leyó uno de sus poemas durante la presentación de una antología poética propia traducida por los intelectuales cubanos Nancy Morejón y Pablo Armando Fernández.

Además de la selección de Atwood, la escritora cubana Susana Haug presentó de la misma autora El quetzal resplandeciente y otros relatos, una compilación de textos de varios libros de la Premio Príncipe de Asturias de las Letras (2008) y nominada al Nobel de Literatura.

Asimismo, la visión estratégica del líder de la Revolución cubana, Fidel Castro (1916-1926), su disposición al sacrificio y vocación humanista fueron recordados en esta jornada de la cita literaria.

El coloquio Fidel, política y cultura sirvió de escenario a investigadores e intelectuales para debatir sobre la evolución del pensamiento del dirigente revolucionario y cómo logró reflejarlo en sus acciones.

También este viernes se inauguró un pabellón dedicado a la obra del estadista, bajo el nombre Fidel y nuestra historia, el cual acoge títulos de su autoría


Subsede del evento en la capital, el Centro de Estudios Martianos acogió la presentación de la multimedia Hart, pasión por Cuba, primera de sus actividades en el contexto de la edición XXVI de la FIL.

El material es una compilación de la obra del intelectual cubano Armando Hart a quien se dedica igualmente la feria, y en un inicio, su distribución estará destinada exclusivamente a bibliotecas, escuelas y otras instituciones públicas del país.

La investigadora y escritora cubana Eloisa Carreras, principal impulsora de la multimedia, destacó que Hart, pasión por Cuba es un recuento de la Revolución cubana en la voz de uno de sus protagonistas.

Por otra parte, grandes clásicos de la literatura rusa y las obras de una joven generación de escritores confluyeron en el espacio dedicado a esa nación en la FIL.

Además de los títulos de grandes clásicos como Leon Tolstoi y Fiodor Dostoyevski, contamos con gran cantidad de publicaciones de autores jóvenes, dijo a Prensa Latina el editor Serguei Filatov, al frente del stand y director del programa Literatura joven de Rusia.

La mayoría de los volúmenes están escritos en ruso, aunque hay algunos textos traducidos al español, precisó.

En Rusia existe un programa -que crece cada año- para fomentar la obra literaria de las nuevas generaciones y todo ello lo traemos hasta La Habana, destacó Filatov.

Más de 45 países participan en la vigésimo sexta edición de la mayor fiesta literaria de Cuba, que tiene lugar en La Habana en la fortaleza de San Carlos de la Cabaña hasta el próximo 19 de febrero.

arc/apc



López Rivera llega a Puerto Rico

El independentista puertorriqueño fue trasladado ayer a su país luego de cumplir 35 años y ocho meses en cárceles estadounidenses

9 de febrero de 2017 23:02:11

El independentista puertorriqueño Oscar López Rivera, llega a Puerto Rico. Foto: Archivo

SAN JUAN.– Las autoridades carcelarias estadounidenses trasladaron ayer a Puerto Rico al prisionero político Oscar López Rivera, quien cumplió 35 años y ocho meses en cárceles estadounidenses, reportó el diario puertorriqueño El Nuevo Día.

Tras conmutársele la sentencia, el Negociado de Prisiones de Estados Unidos, estaba obligado a sacar a López Rivera del complejo carcelario de Terre Haute (Indiana) a una prisión de tiempo parcial como parte del proceso hacia su reinserción en la sociedad.

El independentista puertorriqueño había solicitado entonces que se le reubicara a alguna institución federal en su país, donde completará su sentencia que expira el próximo 17 de mayo.

La alcaldesa de San Juan indicó que le tiene un trabajo comunitario a López Rivera, quien recién cumplió 74 años. Su abogada, Jan Susler, advirtió que sigue siendo un prisionero y que se mantienen las restricciones no solo carcelarias, sino de poder hablar con los medios de comunicación.

«Está feliz, super alegre», dijo el pasado 28 de enero Clarissa López Ramos, al concluir una de sus visitas a la cárcel de Terre Haute después de que el expresidente Barack Obama conmutara el pasado 17 de enero la sentencia de 70 años impuesta a su padre.

En 1976, Rivera se integró a la lucha clandestina por la independencia de su país como integrante de las Fuerzas Armadas de Liberación Nacional (FALN). En 1981, el Buró Federal de Investigaciones lo capturó y fue acusado de «conspiración» por su militancia en las FALN.