jueves, 26 de enero de 2017

De Washington a Macondo

Por Arthur González*

Martianos-  Enero 26, 2017

Aunque parezca increíble todo indica que el surrealismo se apoderó de la Casa Blanca y como en Cien años de Soledad, célebre novela del premio Nobel, Gabriel García Márquez, porque las cosas que están sucediendo así lo demuestran.

Asombrosamente el flamante presidente de Estados Unidos, Donald Trump, informó el 25/01/2017 en su cuenta Twitter, que solicitaría una investigación para determinar si existió un fraude electoral en las pasadas elecciones del mes de noviembre, donde salió electo Presidente, a partir de fuertes indicios de que personas registradas en dos estados hicieron uso del voto, otras con estatus ilegal en Estados Unidos también votaron e incluso ciudadanos fallecidos tiempo atrás depositaron sus boletas en las urnas.

¡Quién lo diría! pero de ser ciertas las sospechas, Estados Unidos pasaría a ser cualquier pueblecito de Latinoamérica donde son frecuentes los fraudes electorales, robos de urnas, votantes que murieron antes de elecciones, e incluso boletas falsas.

Un viejo programa humorístico cubano de la década de los 70, exponía la vida en un pueblo llamado San Nicolás del Peladero, donde los dos partidos existentes  se disputaban la alcaldía mediante trampas políticas, entre ellas situaciones casi idénticas a las que ahora denuncia el flamante Presidente estadounidense.

¿Se habrá contagiado Estados Unidos con ese tipo de maniobras sucias para lograr los votos de los colegios electorales?

Todas las sospechas del Presidente comenzaron cuando recibió ciertos informes sobre estudios y evidencias de la manipulación electoral, y uno de ellos afirma, de forma no oficial, que el 14% de los votantes en las elecciones de noviembre no eran ciudadanos estadounidenses.

Para echarle más leña al fuego, la consultora Pew elaboró otro en el cual asegura que más de 1,8 millones de personas fallecidas figuraron como electores, aunque el citado documento no contiene las evidencias.

De inmediato políticos como el senador del Partido Republicano Ted Cruz, de origen cubano, dio su apoyo a las sospechas del Presidente Trump, al expresar: “Creo que el fraude electoral es un serio problema y los medios de comunicación lo ignoran de manera cotidiana”.

Como se sabe, el Presidente Trump recibió 2,9 millones de votos menos que su rival, la demócrata Hillary Clinton, pero finalmente ganó las elecciones por el sistema indirecto de los colegios electorales.

La vida se encargará de poner al descubierto si existió realmente una votación ilegal generalizada en los pasados comicios, lo que de comprobarse constituiría uno de los mayores escándalos políticos en la historia de Estados Unidos.

Son cosas del llamado estilo de vida norteamericano que no sorprendieron a José Martí y por eso escribió:

“Decir Estados Unidos no quiere decir perfección suma […] Sin soberbia se puede afirmar que ni actividad, ni espíritu de invención, ni artes de comercio, ni campos para la mente, ni ideas originales, ni amor a la libertad siquiera, ni capacidad para entenderla, tenemos que aprender de los Estados Unidos”.

* Cubano, especialista en relaciones Cuba-EE.UU., editor del Blog El Heraldo Cubano.


España: Policías amenazan con revelar detalles de otro adulterio de Juan Carlos I

RT  -   26 ene 2017 15:15 GMT

Según el contenido de unas grabaciones, una segunda amante de Juan Carlos I habría recibido fondos a cambio de su silencio.

Andres Ballesteros / EFE Reuters

El diario 'Público' ha revelado este jueves una escandalosa trama de chantajes que implica a la Casa Real española, a altos mandos policiales, a la mafia china, al Centro Nacional de Inteligencia y a los medios de comunicación como posible altavoz. En la información publicada bajo el sugerente antetítulo "las cloacas de Interior" se incluyen también archivos de audio con fragmentos de conversaciones que demuestran los chantajes y extorsiones que tienen lugar entre miembros de la policía y miembros del CNI. Al parecer, está en juego la posible publicación de detalles comprometedores de una relación sentimental que el ex-monarca Juan Carlos I habría mantenido con una aristócrata alemana de orígen danés, llamada Corinna zu Sayn-Wittgenstein.

El caro silencio de dos mujeres

No sería el primer escándalo de este tipo; de hecho, tal como informábamos recientemente, algunos medios de comunicación españoles han revelado datos que indican que una ex amante de Juan Carlos I, Bárbara Rey, recibió fondos reservados del Centro Nacional de Inteligencia a cambio de su silencio. 

A la luz de la nueva exclusiva del diario español, sabemos ahora que la publicación de esa información sólo sería el primer episodio de una campaña de chantaje perpetrada por determinados miembros de la policía, que son muy cercanos al ex-ministro de Interior, Jorge Fernández Diaz. Su amenaza ahora consiste en desvelar también intimidades inconfesables de la relación entre Juan Carlos I y Corinna (así como los pagos que ésta habría recibido a cambio de su silencio) si no cesan las investigaciones sobre ellos, que parecen estar involucrados en asuntos turbios con una potente mafia china que opera en España.

Nombres, apellidos y amenazas explícitas

En las grabaciones recién publicadas se aprecia claramente cómo uno de los comisarios de la policía menciona las cuentas bancarias de Corinna, los pagos recibidos y las gestiones con determinados periodistas a los que utilizarían para publicar esa información en caso de que siguiesen sintiéndose presionados por la justicia. Se escuchan nombres y apellidos, se menciona al presidente de un importante diario español y se emplean expresiones tan explícitas como "sacarán o no sacarán [la información] cuando el otro [un comisario implicado] le diga 'tira p'alante'..."

También se alude a reuniones concretas de miembros del CNI en las que se harían explícitas las amenazas. Uno de los policías admite haberle dicho a un agente del CNI "no me llaméis a declarar".


NASA se une a red de agencias federales contra la política de Trump

Washington, 26 ene (PL) Como parte de una tendencia creciente, empleados de la NASA crearon hoy una red de cuentas no oficiales en la plataforma Twitter, como forma de resistencia al presidente Donald Trump.

De esa forma, la Administración estadounidense de la Aeronáutica y el Espacio (NASA) se une a más de una docena de agencias federales del país norteño que tratan de desafiar lo que ven como intentos del jefe de la Casa Blanca de acallar la investigación gubernamental sobre cambio climático y otras ciencias.

Los científicos de la EPA (Agencia de Protección Ambiental), la NASA y otras instituciones lanzaron en privado cuentas de Twitter -prestando nombres y logotipos de sus agencias- para protestar contra las restricciones que consideran como censura, y proporcionar plataformas sin restricciones para la información que la nueva administración tiene limitada.

La cuenta @RogueNASA se presenta en Twitter como 'el equipo de Resistencia no oficial de la NASA'; la misma llama a los lectores a seguir su actividad con datos y noticias sobre ciencia y clima, y en solo horas ya supera el cuarto de millón de seguidores.

La rápida proliferación de esos tuits responde a las directrices internas por parte del gobierno que varias agencias involucradas en temas ambientales han recibido desde la toma de posesión de Trump, exigiéndoles que frenen su difusión de información al público.

La semana pasada, se le dijo al personal del Departamento Interior que dejara de publicar en Twitter después de que un empleado retuieó mensajes sobre la asistencia relativamente baja a la toma de posesión de Trump, y sobre cómo desapareció el material sobre el cambio climático y los derechos civiles del sitio web oficial de la Casa Blanca.

Desde entonces, empleados de la EPA y de los departamentos de Interior, Agricultura, y Salud y Servicios Humanos han confirmado haber visto avisos de la nueva administración, ya sea para instruirlos para eliminar páginas web o limitar su comunicación al público, incluso a través de las redes sociales.

Dichas restricciones han reforzado las preocupaciones de que Trump, un escéptico del cambio climático, está intentando silenciar la investigación respaldada por el gobierno federal, mostrando que las emisiones de la combustión de combustibles fósiles y otras actividades humanas están contribuyendo al calentamiento global.

Ahora, debido a que las entradas de Twitter fueron creadas y publicadas de forma anónima como cuentas privadas, están fuera del control del gobierno.

rc/nvo


Celac insta a avanzar en integración y complementariedad


Santo Domingo, 26 ene (PL) La V Cumbre de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) concluyó anoche con una declaración final, otros 20 documentos y el traspaso de la presidencia pro témpore a El Salvador.

La reunión emitió una declaración final que insta a avanzar en la integración y complementariedad de las economías de la región y recoge medidas que van desde la paz regional hasta la seguridad alimentaria.

Incluye además el desarrollo urbano sostenible y el cambio climático, aboga por propiciar mecanismos que aumenten el comercio interregional y extra regional y se pronuncia por enfrentar el proteccionismo que limita el desarrollo económico.

El texto rechazó el racismo y discriminación contra los migrantes, abogó por promover una emigración ordenada, regular y segura y reafirmó el apego a la Proclama de la América Latina y el Caribe como Zona de Paz, firmada en La Habana en 2014.

Los 11 estadistas presentes y otros representantes de países integrantes de ese mecanismo de diálogo y concertación política, suscribieron asimismo 20 declaraciones especiales.

Entre ellas están las referidas a la necesidad de poner fin al injusto bloqueo económico, comercial y financiero impuesto por Estados Unidos contra Cuba desde hace más de medio siglo y la devolución por Washington de la base naval de Guantánamo.

El presidente salvadoreño, Salvador Sánchez Cerén, asumió en nombre de su país la presidencia pro témpore de la Celac, de manos de su homólogo dominicano, Danilo Medina.

Al asumir el mandato llamó a impulsar una agenda para consolidar la integración y el posicionamiento en temas de interés común para el desarrollo económico y social y se comprometió a impulsar una agenda inclusiva, humana y de progreso.

Entre los discursos más relevantes estuvieron los de los presidentes Raúl Castro (Cuba), Nicolás Maduro (Venezuela), Evo Morales (Bolivia), Rafael Correa (Ecuador) y Daniel Ortega (Nicaragua).

Raúl Castro instó a trabajar por la unidad e integración y hacer más efectiva la gestión del bloque frente a los nuevos desafíos políticos que se avecinan con la actual administración de Estados Unidos y el auge del neoliberalismo.

Aseguró que la voluntad de Cuba es continuar las conversaciones con Estados Unidos sobre la base de la igualdad, reciprocidad y respeto, pero no debe esperarse que para ello realice concesiones inherentes a su soberanía e independencia.

En tanto Maduro agradeció a los 33 estados de la Celac por exigir la derogatoria del decreto de Obama que acusa a Venezuela de ser una amenaza extraordinaria a la seguridad estadounidense, y reconoció el apoyo del organismo a los diálogos de paz.

Por su parte, Morales llamó a fomentar políticas de protección a la madre tierra frente a los desafíos del cambio climático y exhortó a la universalización de servicios básicos como salud, educación y alimentación.

Rafael Correa aseveró que la unidad de los pueblos es la única manera de organizar mejor la vida frente al imperio del capital, y opinó que las cumbres también deben ser espacios para procesar los conflictos.

Daniel Ortega ratificó que el compromiso de la Celac es combatir la pobreza y el hambre y seguir luchando por la paz, que no será plena hasta que cese el bloqueo de Estados Unidos que viola los derechos humanos del pueblo cubano.

Integrada por 33 países que suman 625 millones de habitantes, la Celac fue constituida en Venezuela, en 2011, y ha celebrado sus anteriores reuniones cumbres en Chile (2013), Cuba (2014), Costa Rica (2015), Ecuador (2016).

arc/rr


El peso mexicano se hunde tras la amenaza de Trump de cancelar su reunión con México

RT  -   26 ene 2017 14:36 GMT

La divisa mexicana, que había avanzado hasta un 1% frente al dólar estadounidense este jueves, ha caído un 0,5%.

Jose Luis Gonzalez Reuters

La divisa mexicana, que había avanzado hasta un 1% frente al dólar estadounidense este jueves, ha caído un 0,5% después de que el presidente estadounidense, Donald Trump, haya criticado al Tratado de Libre Comercio de América del Norte (NAFTA, por sus siglas en inglés) y haya amenazado con cancelar la visita con el presidente de México Enrique Peña Nieto.

Esta misma tarde, el mandatario estadounidense se ha referido en su cuenta de Twitter a la polémica que ha generado la posible construcción del muro en la frontera con México, asegurando que si este país no piensa pagar el proyecto "sería mejor cancelar la visita".

Trump ha asegurado que su país mantiene "un déficit comercial de 60.000 millones de dólares con México" debido al TPP, tratado que ha calificado como "un acuerdo que ha beneficiado a una sola parte desde su inicio" y ha causado una pérdida masiva de empleos y muchos cierres de compañías en su país.

Más información en breve.


Trump a Peña Nieto: "Si México no va a pagar por el muro, sería mejor cancelar la visita"

RT  -   26 ene 2017 14:25 GMT

La visita oficial del presidente de México a EE.UU. está prevista para el próximo 31 de enero.

Carlo Allegri Reuters

El mandatario de EE.UU. Donald Trump se ha referido a la polémica que ha generado la construcción del muro fronterizo entre su país y México y ha asegurado que si este país no piensa pagar el proyecto "sería mejor canceler la visita".

Lo ha hecho a través de su cuenta de Twitter, en la que asegura además que su país mantiene "un déficit comercial de 60.000 millones de dólares con México" debido al TPP, tratado que ha calificado como "un acuerdo que ha beneficiado a una sola parte desde su inicio" y ha causado una pérdida masiva de empleos y el cierre de compañías. 

Más información en breve.


América Latina y el Caribe, el imperativo de unirse

Ángel Guerra Cabrera

Viendo en Telesur los discursos de los jefes de Estado y gobierno en la V Cumbre de la Comunidad de Estados de América Latina y el Caribe(CELAC), en República Dominicana, era inevitable pensar en Bolívar, San Martín, Martí, Fidel y Chávez, que soñaron y lucharon por ver unida nuestra región en una comunidad de naciones. Para decirlo con palabras de Martí en su ensayo Nuestra América: andando “en cuadro apretado como la plata en las raíces de Los Andes”. Nada de unidad en el orden institucional se alcanzó en el siglo XX como no fuera la OEA dirigida por los Almagros de entonces, como señaló el presidente Nicolás Maduro. La OEA solo sirvió para validar injerencias, intervenciones armadas y golpes de Estado fraguados y orquestados desde Washington.

Pero en el siglo XXI se dieron pasos de gigante. De la reunión del Grupo de Río, también en República Dominicana(marzo, 2008), en la que se demostró la capacidad de nuestra región para desmontar mediante el diálogo –sin la presencia de Estados Unidos y Canadá- una solución política a la crisis creada entonces por la incursión de las fuerzas armadas de Colombia a territorio ecuatoriano.  Una solución que jamás se habría alcanzado en la OEA.

De aquella memorable cita mi mente voló a Salvador de Bahía, en Brasil, donde la Cumbre de América Latina y el Caribe por la Integración y el Desarrollo(diciembre, 2008), convocada por el presidente Lula da Silva, juntó por primera vez a todos los jefes de Estado y gobierno de la región.

De allí a Cancún, México, sede de la Cumbre de la Unidad de América Latina y el Caribe(marzo, 2001), convocada por el presidente Felipe Calderón, y quedó fijada Venezuela como la sede de la reunión constitutiva de la CELAC. Allí, en medio de debates por momentos apasionados y subidos de tono se insistió mucho en la unidad en la diversidad como divisa de la empresa que se estaba gestando, puesto que en la CELAC convivirían gobiernos de signo ideológico muy distinto: neoliberales y bolivarianos; de derecha y socialistas.

En Caracas se celebró la Cumbre de la CELAC(diciembre, 2011), convocada por el presidente Chávez, ya enfermo pero todavía muy enérgico y lúcido. “Estamos poniendo aquí -dijo el anfitrión- la piedra fundamental de la unidad, la independencia y el desarrollo sudamericano. Vacilar sería perdernos… La unidad, la unidad, la unidad. Solo la unidad nos hará libres, independientes”. Y más adelante puntualizaría que el Sur en su visión era un concepto mucho más que geográfico, histórico para explicar que abarcaba por eso a toda nuestra América.

Han pasado seis años desde entonces y ha habido retrocesos pero como dijo el presidente Correa: nunca se había avanzado tanto en América Latina y el Caribe como en los últimos años. Retrocesos como el golpe de Estado parlamentario-judicial-mediático en Brasil y la victoria electoral de una derecha cerril en Argentina. En ambos casos se le ha dado marcha atrás en meses a las conquistas sociales y políticas de más de una década de gobiernos independientes, soberanos y antineoliberales. Sus jefes no asistieron a la Cumbre pues no son partidarios de la unidad de nuestra región.

Pero paradójicamente no habrá gobierno en América Latina y el Caribe que pueda sostenerse si se aparta de la CELAC. La situación económica y financiera mundial es la peor que se haya conocido, la desigualdad social es mayor que nunca, la pobreza continúa creciendo.

La llegada de un gobierno de extrema derecha a la Casa Blanca exige a nuestra región cerrar filas. El caso de México frente a un Trump que quiere atrincherarse tras muros de cemento y lo amenaza desde que era candidato demuestra que del Bravo a la Patagonia ningún gobierno en soledad –sea de derecha o izquierda- podrá desenvolverse en un mundo tan incierto. Antes de Trump, la desaparición de nuestra especie era un peligro de una magnitud sin precedente, fuera por la guerra nuclear o el cambio climático.

La proclama de la CELAC que declara a nuestra región zona de paz donde todos los conflictos han de solucionarse a través del diálogo, el respeto a la soberanía y el derecho de cada pueblo a darse el sistema de gobierno que decida es lo que debe regir las relaciones entre sus miembros y de estos con el mundo.

El presidente Raúl Castro enfatizó con energía en la cumbre que la unidad de nuestra América es más necesaria que nunca y reiteró la disposición de Cuba a negociar con Estados Unidos, siempre que no implique hacer concesiones en la soberanía y la independencia de la isla.

Twitter:@aguerraguerra


LOS PAISES POBRES FINANCIAN A LOS RICOS

Por Manuel E. Yepe
           
¿Quién no conoce el viejo cuento (¿infantil?) que habla de la generosa ayuda que los países ricos del Norte brindan a los países pobres del Sur para que puedan erradicar la pobreza y ascender por la escalera del desarrollo?

Nada más lejano de la realidad. Lo cierto es que, cada año, los países ricos literalmente extraen de los pobres el equivalente de más de dos mil millones de dólares estadounidenses por concepto de la diferencia entre los recursos que generosamente ponen a disposición de las naciones pobres y los beneficios que derivan para ellos de tan filantrópico gesto.

La entidad estadounidense Global Financial Integrity (GFI) y el centro para investigaciones aplicadas de la Escuela Noruega de Economía recientemente publicaron algunos significativos datos acerca de los recursos financieros que permiten la evaluación más completa que se haya emprendido hasta el presente sobre las transferencias de recursos entre países ricos y países pobres cada año. Acopiaron y analizaron no sólo la ayuda, los flujos de comercio y la inversión extranjera sino también datos sobre transferencias no financieras, incluyendo cancelaciones de deuda, transferencias  sin contraparte, remesas de los trabajadores y la fuga de capitales no registrados. Ellos compararon los recursos cedidos a los países  pobres por los ricos como ayuda e inversión y lo repatriado para sí como utilidades por las naciones desarrolladas para concluir que quienes más necesitan de ayuda exterior están siendo víctimas un robo masivo de parte de sus benefactores.

Así lo destaca Jason Hickel, antropólogo de la London School of Economics, en su libro The Divide: una nueva historia sobre la desigualdad Global, que publicará próximamente Penguin Books.

El flujo de dinero de los países ricos a países pobres palidece en comparación con el flujo que se ejecuta en la otra dirección.

¿Quién es culpable de este desastre? Según Hickel, puesto que la fuga ilegal de capitales es gran parte del problema, es un buen lugar para empezar. Las empresas que se encuentran en sus facturas comerciales son claramente culpables; pero, ¿por qué es tan fácil para ellos legar tan lejos? En el pasado, funcionarios de aduanas podían bloquear transacciones que parecían dudosas, haciendo prácticamente imposible para cualquiera hacer trampas. Pero la Organización Mundial de Comercio alegó que esta práctica hacía ineficiente las operaciones y, desde 1994, los funcionarios de aduanas han sido obligados a aceptar precios facturados a valor nominal, excepto en circunstancias muy sospechosas, lo que hace difícil para ellos detectar y detener operaciones ilícitas.

Aún así, la fuga ilegal de capitales no sería posible sin los paraísos fiscales. Y en cuanto a los paraísos fiscales, los culpables no son difíciles de identificar: en el mundo no hay más de 60 y la mayoría de ellos es controlada por unos pocos países occidentales. Hay paraísos fiscales europeos como Luxemburgo y Bélgica, y Estados Unidos tiene los de Delaware y Manhattan. Pero en gran medida la más grande red de paraísos fiscales se concentra en los alrededores de la ciudad de Londres, que controla las jurisdicciones secretas a través de las dependencias de la corona británica y los territorios de ultramar.

En otras palabras, algunos de los países que más se precian de practicar la asistencia internacional son aquellos que propician el robo masivo contra los países en vías de desarrollo. El tema de la ayuda empieza a tornarse ingenuo cuando se consideran estos reflujos.

Para Hickel, “se hace claro que la ayuda no hace más que enmascarar la mala distribución a nivel mundial de los recursos que hace a los receptores aparecer como benefactores y les otorga una especie de mayor consideración moral, al tiempo que impide a quienes nos preocupamos por la pobreza global comprender cómo funciona verdaderamente el sistema.”

Los países pobres no necesitan caridad. Lo que necesitan es justicia.

Y la justicia no es difícil de otorgar. Podría provenir de la suspensión de las excesivas deudas de los países pobres para que puedan gastar su dinero en desarrollo y no en pagos de intereses de antiguos préstamos; podríamos cerrar las jurisdicciones secretas y sancionar a los banqueros y contadores que facilitan las fugas ilícitas de capital, y nos podríamos aplicar un impuesto mínimo global sobre los ingresos corporativos que elimine los incentivos para las empresas que cambian secretamente el dinero alrededor del mundo.

Sabemos cómo solucionar el problema- concluye Jason Hickel. Pero hacerlo significaría chocar contra los intereses de poderosos bancos y corporaciones que tanto beneficio extraen  del sistema existente. La pregunta es, ¿tendremos el coraje?

La Habana, Enero 24 de 2017

Exclusivo para el diario POR ESTO! de Mérida, México.