viernes, 11 de noviembre de 2016

CUBA.- EU.- LA DEUDA DE TRUMP CON LA COMUNIDAD CUBANA

Por Dr. Néstor García Iturbe

“La sensación de cumplir con el más sagrado de los deberes,
luchar contra el imperialismo donde quiera que esté”
Che

En distintas oportunidades, durante la campaña presidencial que acaba de terminar, el  ahora presidente electo de los Estados Unidos, Donald Trump, mencionó a Cuba en sus discursos y entrevistas.

La mención a Cuba tuvo distintos contenidos que considero es importante recordar, algunas de estas menciones fueron: En septiembre del 2015, al preguntarle sobre la apertura en relación con Cuba, dijo que consideraba era bueno (“I think it´s fine”).

“Yo creo que es bueno. Pero considero que debíamos haber hecho un mejor trato.” Declaró al periódico The Daily Caller.

En el mes de marzo dijo que consideraría  abrir un hotel en Cuba.

En una declaración a la estación de televisión  CNN dijo “Quizás esto no funcione, pero puedo decirle, Cuba tiene un buen potencial y considero que es bueno atraer a Cuba hacia nosotros.”

Recientemente, en la ciudad de Miami, planteo que las decisiones tomadas por Obama en relación con Cuba “solamente beneficiaban al régimen de Castro”.

“Pero todas las concesiones que Barack Obama le ha otorgado al régimen e Castro fueron realizadas por Órdenes Ejecutivas, lo que significa que el próximo presidente puede dejarlas sin efecto.  Eso es lo que yo haré, a menos que el régimen de Castro acepte nuestras demandas.”

“ Estas demandas incluyen libertades políticas y religiosas para el pueblo de  Cuba y la liberación de los presos políticos”  declaró Trump.

Es importante tomar en consideración en su total extensión las declaraciones de Trump, pues algunos órganos de prensa las censuraron y no publicaron lo relacionado a las condicionales que Trump estableció para mantener las relaciones.

Cuando se habla de libertades políticas y religiosas y se habla en serio, el señor Trump podrá encontrar amplias libertades en Cuba. Cuando se mencionan los “presos políticos” y se habla en serio, se dará cuenta que esa categoría de preso no existe en Cuba. 

Si hacemos caso omiso a la propaganda anti cubana de ciertos grupos de exilados y de los asalariados de Estados Unidos en Cuba, y si el gobierno de Estados Unidos, bajo la presidencia de Donald Trump, realiza las  averiguaciones correspondientes para llegar a la verdad, se dará cuenta que acorde a sus declaraciones, no existen dificultades para continuar el proceso de mejoramiento de relaciones entre los dos países.

Algunos personajes quieren magnificar el papel jugado por la comunidad cubana en la victoria de Trump, uno de ellos es Frank Mora, profesor de la Universidad Internacional de la Florida, que fuera Subsecretario Adjunto del Departamento de Defensa para América Latina entre el 2009 y el 2013.

Refiriéndose al presidente electo Donald Trump, Mora señaló:  “Él tiene una deuda política con la comunidad cubana y a lo mejor siente que tiene que pagarla de alguna manera, quizá no revirtiendo todo… pero sí dando señales de que está regresando al status quo anterior”.

¿Cuál es la deuda de Trump con la comunidad  cubana ?

Es cierto que Donald Trump ganó el estado de la Florida, donde obtuvo 4,605,515 votos, para alcanzar el 49,1 por ciento de estos y que Hillary Clinton  solamente obtuvo 4,485,745 votos, el 47,8 por ciento.  Claro está, que para poder fundamentar adecuadamente la aseveración del profesor Mora y que Trump se sienta en deuda con la comunidad cubana, es necesario profundizar un poco en el análisis.

Veamos los resultados de la votación en algunos condados de la Florida, principalmente aquellos donde la mayor parte de la población forma parte de la llamada comunidad cubana.


                                                  Hillary Clinton             Donald Trump
-Miami Dade.-                           623,006                          333,666
-Broward                                    546,956                          258,521
-Palm Beach                               371,411                          270,762
-Hillsborough                             306,422                          265,928
-Orange                                       329,579                          195, 091

     TOTALES                              2,177,374                       1,323,968


Todo parece indicar que no existe tal deuda, por el contrario, es la comunidad cubana la que está en deuda con Trump, al negarle la mayoría de los votos en los condados donde la misma reside y darle a Hillary,  prácticamente, el 50 por ciento de los votos que recibió en la Florida

Trump y su equipo seguramente sacarán la misma cuenta que yo he sacado, pues lo datos son los oficiales y llegarán a la conclusión de que tiene libertad total para continuar el proceso de mejoramiento en las relaciones entre Cuba y Estados Unidos, pues la famosa comunidad cubana, en su mayoría apoyó a Hillary Clinton.

Esa es la misma comunidad cubana que prometió votar por él y que además, le argumentó el cuento de las libertades políticas y religiosas, unido al de los presos políticos. 

Según me han dicho, a Trump no le gusta que lo engañen.

La Habana, 10 de noviembre del 2016

GRUPO EL HERALDO  sarahnes@cubarte.cult.cu


Cinco consejos de Michael Moore para superar el “trauma” de las elecciones

Publicado en Cubadebate el 10 noviembre 2016

Los análisis del cineasta Michael Moore sobre las elecciones han sido muy certeros.

La victoria de Donald Trump en las elecciones presidenciales de EEUU ha sido una sorpresa para el país y para el mundo, que ha quedado en estado de shock. No ha sido el caso del cineasta de Michigan, Michael Moore, que el pasado julio ya predijo la victoria del candidato republicano. Ahora, en medio de la ola de protestas que vive EEUU por el triunfo de Trump, Moore ha apuntado cinco consejos para superar el shock. El post que ha colgado en su muro de Facebook ya se ha viralizado.

Estos son los cinco consejos que, bajo el título de ‘Morning After To-Do List’ (‘Lista de tareas para la mañana siguiente’) da Moore para consolar a los 59,7 millones de estadounidenses que votaron a Hillary Clinton -que ganó en votos populares, aunque no en votos electorales- y al resto del planeta que confiaba en que Trump no llegara a la Casa Blanca.

Lista de tareas para la mañana siguiente a las elecciones

1. Hacerse con el control del Partido Demócrata y devolverlo al pueblo. Nos han fallado de forma miserable.

2. Despedir a todos los lumbreras, analistas, encuestadores y todo aquel en los medios de comunicación que se enquistaron en sus argumentos y rechazaron escuchar o enterarse de lo que realmente estaba pasando. Todos esos charlatanes nos dirán que debemos “cerrar las heridas” y “avanzar unidos”. Van a lanzar más estupideces como esas de sus culos en los próximos días. No les escuches.

3. Todo aquel demócrata miembro del Congreso que no se haya levantado esta mañana dispuesto a luchar, a resistir y a plantar cara del mismo modo que los republicanos han hecho con Obama durante cada día de sus ocho años de mandato debería hacerse a un lado y dejarnos a otros liderar la forma en que frenar el sinsentido y la locura que está a punto de empezar.

4. Deja de decir que estás en shock. Lo que quieres decir es que estabas en una burbuja y no prestaste atención a tus compatriotas americanos y a su desesperación. AÑOS de olvido por parte de los dos partidos, la ira y la necesidad de vengarse del sistema han ido en aumento. En el camino apareció una estrella de televisión que les gustaba cuyo plan era destruir a ambos partidos y decirles a todos “¡Están despedidos!”. La victoria de Trump no es una sorpresa. Él nunca fue un chiste. Tratarle como a un chiste solo le hizo más fuerte. Trump es a la vez una criatura y una creación de los medios de comunicación y los medios nunca serán sus dueños.

5. Debes decir la siguiente frase a todo aquel con el que te encuentres hoy: “¡Hillary Clinton ganó el voto popular!”. La mayoría de nuestros compatriotas  prefirieron a Hillary Clinton antes que a Donald Trump. Hechos. Si te levantaste esta mañana pensando que vives en un país de mierda, no es verdad. La mayoría de tus compatriotas querían a Hillary, no a Trump. La única razón por la que él es presidente es por una idea arcaica, insana, del siglo XVIII llamada Colegio Electoral. Hasta que no cambiemos esos, seguiremos teniendo presidentes que no elegimos y que no queremos. Vives en un país donde una mayoría de ciudadanos han dicho que creen que existe el cambio climático, que las mujeres deberían recibir igual salario que los hombres, que quieren una educación universitaria libre de deudas, que no quieren que invadamos países extranjeros, que quieren aumentar el salario mínimo y que quieren un verdadero sistema de salud pública universal. Nada de eso ha cambiado. Vivimos en un país donde la mayoría está de acuerdo con las posturas “liberales”. Solo nos falta el liderazgo liberal que lo haga posible (ver punto 1 arriba).

Intentemos tener todo esto hecho para el mediodía de hoy.

(Tomado de El Periódico)


El tatuaje en Cuba, tras la huella de la piel

Editado por Pedro Manuel Otero  -  RHC  -  11 de noviembre de 2016

Por Guadalupe Yaujar Díaz

La práctica del tatuaje es tan antigua como la historia de la humanidad, al tomar de las distintas culturas su propia manifestación; un mundo que transita hasta nuestros días.

Castigado durante ciertos períodos casualmente de fuerte religiosidad y rescatado hasta prevalecer en pleno siglo XXI, el tatuaje debuta en Occidente con nuevas concepciones; más de 120 millones de personas en esta parte del orbe llevan al menos uno en su cuerpo.

Tras un letargo hasta los años 70 y 80 del pasado siglo, resurgió bajo el impulso de la cultura punk, heavy, rocker y de otras tendencias; y parece estar adaptado más allá de la moda pasajera, pues no es un capricho momentáneo sino algo con lo que la persona convivirá el resto de su vida, si no decide borrarlo, y parte de su apariencia personal.

En Cuba, a pesar de cualquier consideración, el tatuaje parece devenir un distintivo generacional a partir de su entrada en la realidad cubana alrededor de los años 90, y actualmente crece el número de los que deciden hacerse uno, particularmente los artistas, pero ¿existe un” boom”?

En busca de alguna información visitamos La Marca, un lugar abierto en enero de 2015 y en el que hasta la fecha se han hecho más de 500 tatuajes a nacionales y extranjeros.

Se trata del estudio-taller y casa de Leo Canosa, un tatuador de 41 años y dueño del sitio, ubicado en la calle Obrapía entre Oficios y Mercaderes, en el habanero municipio de La Habana Vieja.

En el recinto Dione Lugones, una especie de relacionista pública y recepcionista me da la bienvenida a la cual se sumaron parte del equipo de tatuadores, diseñadores y comunicadores, integrado por Robertiko Ramos, Mauro Coca, David Pérez, Ángel Fernández, Daniel González, Oscar Sánchez y Ailed Duarte, esposa de Leo, ambos líderes del acogedor lugar.

Dione me enseña el tatuaje de Frida Kahlo que lleva en el brazo “como símbolo de fortaleza y emprendimiento de la artista mexicana” de la cual es profunda admiradora, acota.

Para Robertiko, también fundador de La Marca “el tatuaje es cuestión de economía, técnica y responsabilidad. Nuestro trabajo va más allá de la moda, el que llega aquí tiene que tener una idea clara de hacerse un dibujo corporal para toda la vida, y le recomendamos tome con calma esa determinación.”

En cuanto a si hay o no un boom “considera que muchos son líderes de opinión y marcan tendencia. De ahí que siempre les haga la advertencia de un diseño personalizado”

El pintor autodidacta y tatuador Mauro Coca, un joven de apenas 25 años, comenta su participación en la Convención Internacional de Tatuaje en Las Vegas, Nevada, en 2012, y habla de los intercambios sostenidos en Toronto, Canadá, con colegas del oficio, “una gran experiencia”.

Leo Canosa, dueño del negocio, con un aval de más de veinte años de experiencia como tatuador, refiere como “el tatuaje hace mucho tiempo que está en punta, NO veo un boom en esta época. Lo que pasa, en mi opinión, es que las personas lo muestran públicamente, tiene más visibilidad y piensan que resalta su popularidad y las generaciones jóvenes lo aceptan con naturalidad”.

“En todas las ciudades importantes del mundo existen lugares para tatuarse, eso es lo que es este sitio, una galería de arte con condiciones y espacios para eso. En Cuba se miraba el tatuaje como cosa de marinos, de gente de bajo mundo, de marginalidad pero también fue de la realeza, de las cortes, de los príncipes”. Según enfatiza, “en nuestro país el tatuaje no se utiliza para la identidad ni como requisito en las religiones.”

“En La Marca no se tatúa a menores de 18 años, aclara Leo, no sólo por un tema legal, sino porque a esa edad es difícil valorar lo definitivo de colocar en el cuerpo una marca con la que se cargará de por vida. De ahí que tampoco tatúo a los indecisos, a los que no están seguros de lo que quieren, y cada trabajo tiene un proceso previo en que la idea con la que llega el cliente se negocia y recrea con el estilo del artista, en aras de que cada obra sea única, irrepetible y personal”.

Es un estudio de tattoo en la ciudad, que presume tener todas las condiciones necesarias, donde además se plasma una identidad propia en el diseño del tatuaje y donde se organizan exposiciones e intercambios performáticos entre los tatuadores y otros artistas, talleres con niños, adolescentes, conferencias, entre otras acciones dirigidas a variados públicos.

Luego de haber participado en la última Bienal de La Habana y otras actividades invitados por la Oficina del Historiador de la Ciudad, entre otras instituciones y proyectos, buscan integrarse a la comunidad –independiente de la institución oficial- en la dinámica del centro histórico capitalino.

De igual manera sostienen intercambios, relata, con muchos grupos de tatuadores como los de Santa Clara, “ellos se han inspirado en nosotros y colaboramos también con los de Santiago de Cuba y en Matanzas hemos realizado conversatorios”.

“En Santa Clara, comenta Leo Canosa, algunos talleres y tatuadores han realizado varias ediciones de Convenciones de Tatuaje en el contexto del Festival de Rock en esa ciudad; además nosotros hemos intercambiado con muchas personas dedicadas a la profesión dentro y fuera de Cuba.”

“Viajo a Estados Unidos y lugares cercanos en busca de las tintas y otros materiales profesionales–que nos dan garantías aunque son muy caros- con los cuales realizamos los dibujos corporales, estudiamos los estándares del tatuaje en otros países y nos mantenemos al día en el oficio, así cumplimos las reglas.”

“Hay que tener conocimientos sanitarios para no dañar a las personas, se deben pasar cursos para el manejo en este trabajo, saber los procedimientos para la esterilización del instrumental que está en contacto con la piel y por supuesto deberíamos tener una institución de salud que se ocupara de supervisar nuestra labor a fin de prevenir los riesgos”.

Según manifiesta, en el extranjero los tatuadores reciben cursos básicos de enfermería y esterilización sin lo cual les resulta imposible obtener las licencias facultativas para ejercer este oficio.

Reconoce Leo que “el tatuaje en Cuba no es legal ni ilegal, está en un limbo, no creo que la solución sea tampoco incluirlo en otra categoría de los trabajos por cuenta propia que se pueden ejercer, pienso que debemos estar en el circuito artístico y claro que formar parte de un gremio que nos acoja como artistas o creadores”, resaltó.

“Hace un tiempo inspectores estatales cerraron varios estudios; nunca nos visitaron; hasta ahora hemos seguido ejerciendo nuestras funciones sin ningún problema y procuramos asegurar las condiciones necesarias para una práctica segura”.

No es una prohibición de ahora, sino que simplemente nunca estuvo regulado. ¨El Estado cubano ofreció una gama de opciones para ejercer el trabajo por cuenta propia, que aparece normado en la Gaceta Oficial #27 Extraordinaria del 26 de septiembre de 2013, y entre las actividades autorizadas, el ejercicio del tatuaje no aparece recogido. Lo que el documento no regule, queda inmediatamente en el terreno de la ilegalidad”, aclaró entonces Alberto Castro García, abogado adjunto del bufete colectivo José Martí, en Centro Habana, quien junto a su colega Carlos Manuel Díaz brindaron entonces asesoramiento a las personas afectadas.

En esa legislación se excluye la variante de las artes visuales y en la descripción de la actividad pintor- rotulista se especifican las limitaciones -realiza rótulos de todo tipo, tamaños y colores, en objetos y superficies que no incluyan la piel de las personas-.

Le comento a Leo que tal decisión priva de seguridad jurídica a los tatuadores y sigo cuestionándome cómo subsiste un oficio que todavía se debate entre el gusto de una mayoría creciente y la polémica, a lo cual responde: “La Marca es un estudio- galería, así está registrada, y apuesto en defensa de la legalidad del tatuaje como arte”.


Cinco muertos tras ataque talibán a consulado alemán en Mazar-i-Sharif, Afganistán

Miembros de las fuerzas de seguridad afganas inspeccionan los alrededores del consulado de Alemania en Mazar-e-Sharif, en el norte de Afganistán. | Foto: EFE

Telesur  -   11 noviembre 2016

El atentado contra el consulado alemán en Mazar-i-Sharif, en Afganistán, comenzó con el lanzamiento de un camión cargado con explosivos contra el edificio. Reportan al menos cinco muertos.

Un ataque talibán contra el consulado alemán de la ciudad de Mazar-i-Sharif, al norte de Afganistán, ocasionó este jueves por la noche, al menos cinco muertos y 115 heridos.

El asalto se inició con la explosión de un coche bomba conducido por un terrorista suicida en el muro exterior de las instalaciones, tras lo que varios insurgentes intentaron entrar en las instalaciones.

Noor Muhammad Faiz, jefe del hospital público de la provincia de Balkh, de la que Mazar-e-Sharif es capital, indicó que casi todos los heridos son civiles y que llegaron tras la explosión contra el consulado, muchos de ellos heridos por vidrios rotos en la detonación.

La agencia afgana de noticias Pajhwok señala, citando fuentes hospitalarias, que entre los heridos figura el embajador afgano en Tayikistán, si bien este extremo no ha sido confirmado de forma oficial.

El portavoz talibán Zabihullah Mujahid señaló en un comunicado que el ataque se produjo en venganza por el reciente bombardeo contra de países invasores en Kunduz que dejó víctimas civiles.

El Ministerio de Exteriores de Alemania aseguró que todos sus trabajadores "están a salvo y no han resultado heridos". En un comunicado publicado en su página en la red social Facebook, el Ministerio informa de que el edificio ha sufrido daños materiales "considerables". Los responsables alemanes han dado las gracias a las fuerzas de seguridad afganas y las tropas georgianas por "responder de forma profesional y sin dudarlo para ir al rescate y repeler el ataque".

La Misión de Asistencia de Naciones Unidas en Afganistán (UNAMA) ya ha informado de la apertura de una investigación sobre lo ocurrido, al igual que ha hecho la OTAN.

Alemania tiene desplegados unos mil soldados en Afganistán —la mayoría de ellos en la provincia de Balj, en la que se encuentra Mazar-i-Sharif— como parte de la Operación Apoyo Decidido, a la que Berlín se unió en 2015, y de la misión de entrenamiento, asistencia y asesoría a las fuerzas de seguridad locales.

Afganistán vive una situación de creciente violencia ante el progreso de los talibanes, que en las últimas semanas intensificaron los combates en los alrededores de al menos cinco de las 34 capitales de provincia, entre ellas Kunduz.


"Adiós, asesino": Así despiden a Obama cerca del Pentágono

RT  -  11 nov 2016 15:40 GMT

Unos activistas consideran que Barack Obama no merece el Premio Nobel de la Paz, sino que le juzgue el Tribunal de La Haya.

Kevin Lamarque. Reuters

En Washington, unos activistas políticos han colgado en el Puente Memorial de Arlington una pancarta de despedida dedicada al presidente de Estados Unidos, Barack Obama, a quien responsabilizan de la muerte de miles de personas en diferentes partes del mundo, informa la cuenta de Twitter Washington Online.

Con este acto, esos contestatarios han querido despedir "al asesino Barack Obama", al que consideran "culpable" de la muerte de "miles de personas inocentes en Libia, Siria, Yemen y Ucrania" y de comenzar "numerosas guerras sangrientas".

En la pancarta, que ha aparecido instalada en un lugar próximo a la sede del Pentágono, aparece una imagen de Obama acompañada del texto 'Adiós, asesino'.

Los responsables de la iniciativa estiman que el mandatario no mereció ganar el Premio Nobel de la Paz y que su "verdadero premio" le aguarda "en el banquillo del Tribunal de La Haya".





Nueve dormitorios y ocho baños: así será la mansión de los Obama tras dejar la Casa Blanca

RT  -   11 nov 2016 15:52 GMT

RT ha tomado varias fotografías de la futura casa de Obama desde su parte exterior y ha descubierto cuánto cuesta ser el vecino del todavía Jefe de Estado.

María Bujárova RT

El actual presidente de Estados Unidos, Barack Obama, y su familia tendrán que cambiar de residencia antes de enero, que será cuando Donald Trump se instale en la Casa Blanca tras su inesperada victoria en las elecciones del 8 de noviembre. Parece que los Obama ya saben cuál será su nuevo hogar. RT ha tomado varias fotografías del exterior de la futura casa de la familia y ha descubierto cuánto costaría ser el vecino del todavía Jefe de Estado.

Kalorama, que en griego significa 'buenas vistas', es el nombre del vecindario que han elegido para vivir los próximos años. Se trata de uno de los barrios más prestigiosos de Washington D.C. (EE.UU.). Aquí se encuentran las mansiones más lujosas de la ciudad, aparte de albergar las embajadas de muchos países extranjeros.

Barack Obama ha decidido permanecer en Washington por algún tiempo después del fin de su mandato presidencial. Uno de sus motivos es permitir que su hija Sasha, de 15 años, termine los estudios en su escuela actual. La adolescente asiste a la prestigiosa Sidwell Friends School, por donde pasaron con anterioridad los hijos de numerosos presidentes estadounidenses.

La mansión consta de 761 metros cuadrados, que sumado con el jardín alcanza aproximadamente 2.500. Cuenta con nueve habitaciones, ocho baños y dos garajes cubiertos. La casa, valorada en cerca de 6 millones de dólares, está ubicada a tan sólo tres kilómetros de la Casa Blanca. El costo del alquiler asciende a cerca de 22.000 dólares mensuales. La familia Obama tiene la intención de permanecer en Washington hasta que su hija pequeña termine la escuela secundaria en el 2018.

Los arrendadores de Obama

La mansión fue adquirida en 2014 por 5,3 millones de dólares por el antiguo jefe de prensa de la Casa Blanca durante la presidencia de Bill Clinton, Joe Lockhart. Al término de esta, Lockhart fundó, junto con otros excolaboradores de la administración Clinton, el Glover Park Group, una consultoría dedicada a estudios de opinión pública, asesoramiento político y relaciones públicas. Está casado con Giovanna Gray, editora jefe de la revista 'Glamour' en Washington.

¿Cuánto cuesta ser vecino de Obama?

La corresponsal de RT, María Bujárova, ha hablado de este selecto vecindario con Catherine Smith, que trabaja para una agencia inmobiliaria de casas de lujo. Smith ha relatado que alquilar una vivienda a solo tres casas de la futura residencia de los Obama cuesta 4.000 dólares por mes. Claro que esta casa no es tan lujosa: cuenta solo con 4 dormitorios y 2 baños. 

En los comicios celebrados este martes, Donald Trump logró 290 votos de los integrantes del Colegio Electoral frente a los 228 obtenidos por la exsecretaria de Estado, lo que lo ha convertido en el 45.º presidente.


Robert de Niro: Trump? "Quizás me mude a Italia.."

Cubasí  -   ANSA  -  Viernes, 11 Noviembre 2016 09:13

Robert De Niro

Entre los tantos actores estadounidenses que no soportan a Donald Trump figura Robert De Niro, quien tras la victoria en las elecciones del magnate dijo bromeando que no descarta mudarse a Italia, país del que tiene la nacionalidad.

    "Probablemente deberé trasladarme al Molise", a la localidad de Ferrazzano, precisó De Niro, refiriéndose así a la región del sur de la Península de donde es originaria su familia.

    Durante una entrevista en el show televisivo del conductor Jimmy Kimmel, De Niro recordó que tiene el pasaporte italiano y que ya no podrá pegarle a Trump, como había dicho días atrás: "Ahora ya no puedo hacerlo, es el presidente. Respeto su cargo..", afirmó tras añadir que, en cambio, "Barack Obama sí puede hacerlo".

    En agosto pasado el actor había declarado que para él Trump estaba "totalmente loco", asegurando que es como el personaje principal de la recordada película "Taxi Driver", el excombatiente con problemas mentales Travis Bickle.


Papa Francisco: «Son los comunistas los que piensan como los cristianos»

El Pontífice recuerda que es Cristo el que ha hablado de «una sociedad donde los pobres, los débiles y los excluidos sean quienes decidan»

El Papa Francisco durante la audiencia del pasado miércoles. EFE

ABC.ES  -  EFE Roma 11/11/2016 11:16h - Actualizado: 11/11/2016 16:30h.

El Papa Francisco afirmó que «son los comunistas los que piensan como los cristianos», al contestar sobre si querría una sociedad de inspiración marxista, en una entrevista publicada este viernes en el diario italiano «La Repubblica».

«Son los comunistas los que piensan como los cristianos. Cristo ha hablado de una sociedad donde los pobres, los débiles y los excluidos sean quienes decidan. No los demagogos, los barrabás, sino el pueblo, los pobres, que tengan fe en dios o no, pero son ellos a quienes tenemos que ayudar a obtener la igualdad y la libertad», explica Jorge Bergoglio.

Por ello, Francisco espera que los Movimientos Populares, de los que recibió en el Vaticano hace unos días una representación, entren en política, «pero no el politiqueo, en las luchas de poder, en el egoísmo, en la demagogia, el dinero, sino en la alta política, creativa y de grandes visiones».

El Pontífice evita hablar del recién elegido presidente de Estados Unidos, Donald Trump, y asegura que de los políticos le interesa sólo «los sufrimientos que su manera de proceder pueden causar a los pobres y a los excluidos».

Francisco explica que su mayor preocupación es el drama de los refugiados e inmigrantes, y reitera que es necesario «abatir los muros que dividen, intentar aumentar y extender el bienestar, y para ellos es necesario derribar muros y construir puentes que permitan disminuir las desigualdades y dar más libertad y derechos».

Sobre los presuntos «adversarios» que tiene en el seno de la Iglesia, asegura que no les llamaría así y que «la fe une a todos, aunque naturalmente cada uno ve las cosas de manera diferente».


CUBA VA…

Jorge Gómez Barata

De cumplirse las proyecciones de la campaña electoral estadounidense, pronto América Latina, especialmente México, Venezuela y Cuba, percibirán la diferencia de que la Casa Blanca sea habitada por un intelectual liberal como Barack Obama o por un conservador impredecible.   

A pesar de los riesgos de que Donald Trump haya ganado el estado de Florida, y de que la política norteamericana hacía Cuba vuelva a ser rehén de las corrientes anticastristas que pueden reflotar, los avances registrados mediante negociaciones con la administración Obama, permiten que la isla esté mejor posesionada que en ningún momento anterior para enfrentar cualquier alternativa.

En este caso para la Cuba no existe un escenario mejor que otro, ni puede elegir entre una variedad de opciones. Existe un solo curso posible. De lo que se trata es de consolidar lo alcanzado, y salvar el proceso de normalización, esforzándose por cerrar el paso a cualquier tendencia revanchista que pretenda escamotear los avances logrados, o tomar el cambio experimentado en la correlación de fuerzas políticas en Estados Unidos como pretexto para estancar las iniciativas o retroceder.

Una vez más es preciso trabajar para, como diría el politólogo Rafael Hernández: “Llevar el proceso más allá de un punto de no retorno” y convertir lo que puede ser un desastre, en una gama de oportunidades. La cuestión es estar convencidos de que se puede y encontrar cómo hacerlo. Los meses que restan a la actual administración, son pocos, pero pueden ser rentables

La única opción para Cuba, donde no hay espacio para la perplejidad ni motivos para vacilar, es blindar lo alcanzado en el ámbito bilateral, consolidar la inserción internacional, incentivar la búsqueda de cooperación y sobre todo la inversión extranjera, sostener y profundizar el proceso de reformas internas, que con el fin de alcanzar un mejor desempeño económico, debe ser ampliado a otras áreas de la vida social e institucional, así como sintonizar la actividad diplomática bilateral con las realidades y expectativas surgidas del 8N. 
   
En el empeño por continuar las tendencias a la normalización quizás se imponga una concepción aún más pragmática, y un accionar más dinámico que asuma los cambios en la conducción política norteamericana como un hecho que no puede ser modificado, y se esfuerce por mantener abiertos los canales de comunicación, los espacios de negociación y, en la medida de los posible, sume nuevos actores.

El pragmatismo, otra forma de llamar al realismo, incluye un cálculo de lo que es posible alcanzar en cada etapa, de modo que aquello, que por ahora no puede ser logrado, no se convierta en obstáculo para obtener lo posible.

Para Cuba el tema de los temas es avanzar en la eliminación del bloqueo, que probablemente no será suprimido de una vez y para siempre, sino que, como lo intentó Barack Obama, puede ser desmontado ladrillo a ladrillo. No es lo máximo ni lo deseado, pero es lo posible. En la política se hace lo que se puede. Allá nos vemos.

La Habana, 10 de noviembre de 2016

*Este artículo fue escrito para el diario mexicano ¡Por Esto! Al reproducirlo o citarlo, indicar esa fuente


Ningún temor ante Donald Trump

Por Arthur González*

Martianos  -  noviembre 10, 2016


La inmensa mayoría de los ciudadanos del planeta tierra no pensaba que Donald Trump, pudiera obtener los votos necesarios para alcanzar la presidencia de los Estados Unidos; las campañas en su contra y a favor de la ex secretaria de Estado, Hillary Clinton, eran muy fuertes.

Sin embargo, la vida demostró la manipulación de decenas de encuestas, e informaciones divulgadas por la gran prensa estadounidense, porque a la hora de la verdad Donald Trump recibió más de 270 votos de los miembros del Colegio Electoral, frente a los 218 de su rival, la señora Clinton.

Como parte de las matrices de opinión fabricadas, algunos temen que su política hacia Cuba sea funesta, pero habrá que esperar a que se acomode en la Sala Oval, para saber cuáles serán sus pasos, pero cabe dudar que la CIA y otras Agencias de Inteligencia de su país, le permitan perder el terreno que han ganado con las decisiones tomadas bajo la presidencia de Barack Obama.

Obligatoriamente hay que recordar el error de cálculo cometido el 3 de enero de 1961, cuando el presidente Dwight Eisenhower, firmó la ruptura de relaciones de Estados Unidos con Cuba, soñando que la invasión mercenaria que venía preparando desde hacía varios meses, le permitiría derrocar a la Revolución encabezada por Fidel Castro, y retornar triunfantes a su edificio de granito blanco ubicado en el malecón habanero.

Al sufrir una aplastante derrota en las arenas de las playas de Bahía de Cochinos, esos sueños se esfumaron y la CIA perdió una importante plaza para llevar a cabo sus planes de Acción Encubierta, dependiendo desde entonces del apoyo de otros Servicios de Inteligencia como el británico, canadiense, español, belga, italiano, alemán y francés, entre otros.

De ahí que la recuperación de su estación local en Cuba, el 1ro de septiembre de 1977, durante la administración de James Carter, fue un avance trascendental para poder evaluar “in sito” la situación del país, el resultado de las medidas aplicadas contra el poder revolucionario, los disgustos populares ante la escases de productos provocada por su guerra económica, debilidades de algunos funcionarios que pudieran ser atraídos a trabajar para la CIA por altas sumas de dólares, las debilidades ideológicas entre los jóvenes y poder llevar acabo la influencia directa sobre sectores claves como el académico, intelectual y el artístico.

Durante la administración de Barack Obama, esas potencialidades se elevaron a partir de la decisión del restablecimiento de las relaciones diplomáticas, mediante el aumento del número de plazas en su embajada, lo que les permite un mayor contacto con miembros de la sociedad cubana, ampliar el estudio y captación de jóvenes a través de cursos, concursos y becas, así como el incremento de visitantes estadounidenses a la Isla, con la finalidad expresada de “trasladar sus valores y símbolos para poco a poco empoderar”, a su manera, a los cubanos.

Hay que recordar que Obama ha sido el presidente de Estados Unidos que más dinero asignó, públicamente, para las actividades subversivas contra Cuba, mediante la aprobación de no menos de 20 millones anuales, y con parte de ellos sostener a los grupúsculos contrarrevolucionarios y sufragar sus actos provocativos, orientados a crear la ilusión de que un movimiento popular gana espacio en la sociedad cubana.

Además, es el mandatario yanqui que impuso el mayor número de multas a empresas y bancos extranjeros, con la extraterritorialidad de su guerra económica, buscando el propósito de estrangular la economía socialista y hacerla inoperante, para que sea rechazada por el pueblo.

Desde el año 2009, la OFAC, Oficina de Control de Activos Extranjeros, sancionó a 49 empresas estadounidenses y extranjeras por violar las disposiciones de la guerra económica, comercial y financiera de Estados Unidos contra Cuba, por un monto total de 14 mil 397 millones 416 mil 827 de dólares, algo que no tiene precedentes en la historia.

Por esa criminal guerra, Cuba se vio impedida de realizar pagos y depósitos en dólares norteamericanos, pues los efectos intimidatorios se han incrementado. En terceros países, bancos y empresas de servicio e incluso centros comerciales, cerraron las cuentas bancarias cubanas y la posibilidad de ejecutar compras, la negativa a otorgar créditos, y/o rechazar transferencias desde y hacia Cuba.

No es imposible que Donald Trump pudiera apretar aún más la tuerca, pero sí las medidas ejecutadas por Obama durante 8 años no asustaron a los cubanos, será muy difícil que, con 58 años de experiencias en acciones terroristas, planes de asesinato a los principales líderes, transmisiones radio televisivas con informaciones falsas y campañas mediáticas para desprestigiar la obra de la Revolución, puedan atemorizar a 11 millones de personas vencedores de miles obstáculos para mantener su soberanía.

Quizás Trump tome conciencia de tantos fracasos y se decida por otros planes más realistas, aceptando convivir con sus vecinos del Sur, aunque persista en derrotar el socialismo mostrando una cara diferente, pero para esa hipotética zanahoria el pueblo cubano también tendrá su respuesta, porque como dijera José Martí:

“…entre hombres viriles no cabe ofrecer ni recibir lisonjas”.

* Cubano, especialista en relaciones Cuba-EE.UU., editor del Blog El Heraldo Cubano.