domingo, 28 de junio de 2015

¿Ambientalismo tardío de la Iglesia Católica?

Ollantay Itzamná

El pasado 24 de mayo, del año en curso, la autoridad máxima (Papa) de la Iglesia Católica, Francisco I, entregó su primera Encíclica titulada Laudato si’ (Alabado seas), sobre el cuidado de la Creación, inspirado en la espiritualidad de San Francisco de Asís (siglo XII). Esta publicación, con sus 246 números, distribuidos en seis capítulos, es el primer documento magisterial del Vaticano sobre la crítica situación y el cuidado de nuestra Madre Tierra.

El Papa Francisco, amparándose en las conclusiones de los diferentes informes científicos del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC), en las enseñanzas locales y regionales de obispos católicos, en los aportes ecoteológicos de Francisco de Asís, Theilhard de Chardin, Leonardo Boff (sin citar a estos dos últimos ecoprofetas), y las pocas referencias bíblicas sobre el tema, enseña lo siguiente:

La Creación (la naturaleza) se encuentra en una crisis ecológica sin precedentes producto del egoísmo y el consumismo humano. Esta situación se vuelve aún más peligrosa ante la irresponsabilidad ambiental de los actores económicos del mundo y de la ineficiencia de las cumbres y acuerdos intergubernamentales sobre la crisis ecológica.

Frente a esta situación Francisco I convoca a católicos y hombres de buena voluntad a cultivar y cultivarse en la ética de la sobriedad/austeridad, y en la espiritualidad ecológica del cuidado. Y a los agentes económicos y políticos del mundo les llama a anteponer el bienestar de la humanidad sobre el interés económico inmediatista.

El monoteísmo y el antropocentrismo son las principales causas de la crisis ecológica

Para católicos/as informadas, nada de lo que dice esta Encíclica es novedad. Como tampoco es novedad la siempre tardía reacción del Vaticano frente a problemas sistémicos de la humanidad.

Casi ningún humano en proceso de despertar, en el crítico siglo XXI, duda que la destrucción del equilibrio de la biósfera (clima, suelos, agua, bosques, biodiversidad, mares, etc.) es producto del mal desarrollo promovido por la irracional ecuación de producción-consumo-confort.., hasta el infinito en un planeta finito.

Nuestra Madre Tierra fecundó progresivamente, en sus millones de años de esfuerzo e historia, las condiciones adecuadas para posibilitar la vida en sus diferentes formas, y estas condiciones equilibradas fue y es violentamente desmantelado por las incorrectas concepciones teológicas y filosóficas que se impuso en el transcurso de la humanidad como verdades absolutas para configurar conductas y creencias.

Hasta hace 3 o 4 mil años atrás (antes del surgimiento de la primera religión monoteísta, la judía) existía mayor equilibrio o convivencia entre pueblos “politeístas”. Pues, ningún pueblo tenía la falsa conciencia de destruir o convertir al otro para imponerle su verdad como la verdad absoluta y universal. Esta situación cambió cuando el monoteísmo (un solo Dios en el cielo, un solo Rey en la tierra) se impuso aniquilando la diversidad de creencias y espiritualidades.

Así nació la falsa conciencia humana de ser el “único pueblo elegido” por el único Dios verdadero, con la misión de convertir/dominar a los otros, incluyendo al resto de la Creación.

Simultáneamente se criminalizó y se persiguió a los pueblos que concebían a la Tierra y los demás elementos cósmicos como sagrados y divinos. Es decir, el monoteísmo, no sólo expulsó lo divino hacia el lejano cielo, sino que desacralizó a la Madre Tierra para explotarla como una despensa inerte. Desde entonces, el cielo y los templos se convirtieron en los únicos sitios sagrados. El resto de la creación o la comunidad cósmica fue asumida como un espacio profano, pecaminoso, pasible a ser castigado/explotado. Por eso, incluso la Biblia dice: “maldita la tierra…” y “bendito el cielo y el alma humano…”.

Así se fue afianzando, bajo el primado del monoteísmo (gobierno de un único Dios macho) la falsa y suicida conciencia humana de “ser los predilectos”, “única imagen y semejanza del único Dios verdadero”, por encima del resto de la comunidad cósmica. Los judíos se asumieron como la “única imagen y semejanza de Dios”, por tanto reyes/señores sobre el resto de la Creación. Los griegos (con Protágoras) creyeron que “el ser humano es la medida de todo cuanto existe”.

De allí, con Descastes, Kant, Comte, etc., llegará el pensamiento moderno centrado única y exclusivamente en el ser humano noreuropeo como el único sujeto con derechos. Y, entonces, emergió en la humanidad el perverso antropocentrismo moderno que funde sus raíces en el monoteísmo que privilegia el dominio/destrucción del UNO sobre el resto. Desde entonces, ya no era de modernos hablar o defender los derechos de nuestra Madre Tierra o de nuestra Madre Agua. Esta es la raíz de la falsa conciencia del hombre moderno o posmoderno que montado en su tecnología destruye/devora desenfrenadamente a nuestra Madre Tierra buscando saciar no sé qué deseos.

El consumismo suicida no es la causa, sino la consecuencia de aquella falsa conciencia del moderno hombre civilizado monoteísta y androncetrista que se asume como el único ser con dignidad y derechos para explotar todo lo a su paso encuentra.

Intelectuales como Lynn White y Carl Amery, desde la segunda mitad del siglo pasado, vienen denunciando que el cristianismo es uno de los principales responsables de la crisis ecológica planetaria. No sólo por promover la desacralización de la Tierra, sino también por promover el antropocentrismo y conductas antiecológicas. Aún, en la actualidad, en las iglesias se sigue privilegiando el texto bíblico creacionista de: “Multiplíquense y sometan a la tierra…” (Ex.1), o el Salmo 8 que dice: “Gracias Dios de los cielos porque todo lo pusiste bajo mis pies, apenas inferior a los ángeles me hiciste”.

Francisco I, en su esfuerzo de aggiornamento, intenta mantener en vigencia el monoteísmo cristiano, para ello confunde la consecuencia con la causa del problema existencia de nuestra Madre Tierra.

Las y los consumistas delirantes, pueden dejar de consumir frenéticamente por un tiempo para que se revitalice la Tierra, luego volver al banquete suicida con más fuerza. Católicos y evangélicos pueden tratarla como hermana a la Tierra, al agua, etc., pero siempre caerán en las de Caín (asesinar al hermano Abel por el deseo de lo profano). El problema entonces no es el deseo desenfrenado del consumismo, ni la solución es denominar al resto de la Creación como “hermanos/as”.

Necesitamos reconciliarnos con el sistema Tierra, en lo más profundo de nuestra conciencia identitaria, y tratarla, venerarla como nuestra sagrada Madre (nuestro origen, presente y destino). Necesitamos resacralizar a la comunidad cósmica. Reconocer la dignidad y autonomía de cada uno de las y los seres que cohabitan en Ella, incluido el humano. Reconocer a la Tierra y a todos los seres que cohabitan en Ella como sujetos con derechos sagrados.

Esta redignificación y resacralización de la Madre Tierra implica abandonar el monoteísmo y el antropocentrismo perversos con el macro y micro ecosistema Tierra. Sólo así emprenderemos el genuino y urgente camino de las espiritualidades y místicas ecológicas para sanarnos en y con la Madre Tierra. De lo contrario, el ambientalismo de la jerarquía católica será únicamente eso, un ambientalismo tardío que deja más sospechas (por sus motivaciones) que esperanzas.

Una vez más, la doctrina monoteísta no permite avanzar hacia un honesto paradigma ecológico de la complejidad para construir nuevos principios universales para reencantarnos y convivir en y con nuestra Madre Tierra. El Dios macho y único siempre fecundará soldados de la fe que a toda costa buscan convertir/dominar a las y los otros diferentes, incluida la Madre Tierra. Y así, es iluso hablar de ecoespiritualidad.


Venezuela: el cinismo de la contrarrevolución

Ángel Guerra Cabrera

El cinismo de la autodenominada oposición democrática de Venezuela y del entramado internacional de poder económico, político y mediático imperialista y oligárquico que la sostiene no conoce límites. Ahora resulta que la huelga de hambre  de su héroe de turno, el adinerado golpista Leopoldo López, hizo la proeza de obligar al “régimen de Maduro” a convocar a elecciones. Y es que los planificadores de la huelga, sabían muy bien cuando anunciaron esa exigencia para ponerle fin, que era inminente que se informara la fecha de los comicios, toda vez que están pautados en la Constitución.

Además, hay un ambiente electoral en los partidos del Gran Polo Patriótico como puede apreciarse en esta interesante entrevista del diputado Freddy Bernal (http://www.correodelorinoco.gob.ve/entrevistas/bernal-%E2%80%9Cestamos-haciendo-una-campana-al-estilo-chavez%E2%80%9D/).  De hecho, el  fin de semana entrante son las primarias donde el pueblo y los militantes del Partido Socialista Unido de Venezuela elegirán a sus candidatos a diputados en un proceso renovador de cuadros con la inclusión de un 50 por ciento de candidatos mujeres y jóvenes menores de 30 años(véase http://www.aporrea.org/poderpopular/a209676.html).    Más aún, si los partidos de la llamada Mesa de Unidad Democrática no han nombrado aún a la totalidad de sus candidatos es debido a sus peleas internas.

De modo que la supuesta victoria anunciada por la oposición, amplificada ya hasta la saciedad por los medios de (in)comunicación del planeta, equivale a que alguien agradeciera a su santo preferido por la previsible ocurrencia de fenómenos regidos por las leyes de la física o la biología, como la rotación de la Tierra o el peristaltismo intestinal.  La presidenta del Consejo Nacional Electoral(CNE), Tibisay Lucena, al anunciar la fecha del 6 de diciembre lo dijo muy claro: “Nunca se dio señales de que no hubiera un proceso electoral este año”.

De lo que no hay duda es que los enemigos de la Revolución Bolivariana recrudecen la campaña contra la fiabilidad y la transparencia de los comicios y, en particular, del CNE. Y tienen en qué apoyarse, pues por demencial que parezca, muchísimos de sus seguidores de veras se han creído lo de la gran conquista lograda con la huelga de Leopoldo, como han creído siempre que el chavismo ha hecho fraude en las 18 consultas populares que ha ganado y creen desde ya que lo mismo ocurrirá el próximo 6 de diciembre, fecha fijada para los comicios.

Mientras tanto, quienes conocemos el respeto por la Constitución y las leyes del gobierno bolivariano, sabemos muy bien que  reconocerá el resultado de la consulta, cualquiera que sea, y apreciamos en su tremenda dimensión el enorme desafío que significa convocar a un proceso electoral en la situación más adversa políticamente que haya atravesado la Revolución Bolivariana, como lo ha reconocido diáfanamente el presidente Nicolás Maduro.

Las elecciones del 6D se efectuarán en un clima enrarecido por tener Venezuela la guerra económica y el consiguiente desabastecimiento, la tremenda caída del precio del petróleo y el estrechamiento del descomunal cerco mediático, político y militar contra Caracas en que el imperio ha movido peones como una caterva de impresentables ex presidentes latinoamericanos y el corrupto comisionista de transnacionales Felipe González, autor intelectual, por cierto, de los GAL, grupo paramilitar creado por el Ministerio del Interior durante sus gobiernos con la intención de combatir a ETA y autor de 27 asesinatos, incluidas 10 personas ajenas a ETA. González ha contado con el apoyo del criminal de guerra franquista José María Aznar, ambos ex presidentes del gobierno español.

En el asfixiante cerco mediático contra Venezuela se ha llegado a hacer creer a millones de personas que los muertos por los hechos violentos de febrero de 2014 son de la oposición cuando en su mayoría son chavistas, agentes del orden o simples transeúntes. Y es que si se difundiera la verdad quedaría evidenciado que Leopoldo López sí merece estar encarcelado y no es un preso político pues fue él quien llamó a cometer aquellos actos de violencia, como se lo restregó la viuda de una de las víctimas a su mujer Lilian Tintori en la Cumbre de las Américas de Panamá en una escena fuera de libreto que CNN no pudo sacar del aire.  Tintori se inspira en las Damas de Blanco, distinguidas integrantes de la pandilla mercenaria de Estados Unidos en Cuba, cuya codicia por la plata de Washington es antológica.

Twitter: @aguerraguerra


Tsipras: "Grecia no es un invitado en Europa, no necesita permiso para convocar un referéndum"

RT  -  28 jun 2015 04:48 GMT


Al ser miembro de la UE, Grecia no tiene que pedirle permiso a nadie para que el pueblo griego pueda hablar y hacer oír su voz, dijo el primer ministro griego, Alexis Tsipras, ante el Parlamento, con la promesa de que la soberanía y el futuro del Estado se decidirán mediante el referéndum.

El Parlamento de Grecia ha autorizado celebrar el próximo 5 de julio el referéndum en el que someterá a votación de la población si implementa o no el programa de rescate de la UE.

"Grecia no es un invitado en Europa sino un miembro con los mismos derechos", ha declarado Tsipras en su discurso ante el Parlamento. "Nuestra dignidad  no es un juego. Un millón y medio de desempleados no son un juego. Tres millones de personas viviendo en la pobreza no son un juego", ha acentuado el primer ministro heleno.

"Ni las amenazas y el chantaje ni los intentos de incitar el pánico cambiarán la voluntad del pueblo griego de vivir con dignidad. El día de la verdad se acerca para los acreedores, el momento en que van a ver que Grecia no se rendirá", concluyó Tsipras.

Insistió en que en toda Europa se convocan referéndums para que los pueblos puedan expresar su voluntad y hacer oír sus voces. "Grecia tiene pleno derecho a organizar uno", recalcó. Agregó que está convencido de que el pueblo griego dirá no a propuestas del Eurogrupo.

Tsipras subrayó que Atenas estuvo negociando con sus acreedores europeos con "determinación, firmeza y dignidad", pero se enfrentó a la insistencia por parte del FMI de abandonar la propuesta de gravar a los ricos. "Nos pidieron que coloquemos de nuevo la carga sobre los hombros de los pensionistas y trabajadores", explicó.

En cuanto a lo que suceda después del referéndum, el primer ministro subrayó que con "un no claro" Atenas se encontrará en "una posición negociadora mucho más fuerte". Al mismo tiempo, comentó: "Respetar la soberanía del pueblo griego a expresar su voluntad no significa de ninguna manera haber decidido romper con Europa. Es una decisión deponer fin a la extorsión y la coerción, unas prácticas que se han vuelto demasiado comunes en Europa".


AMERICA SE DESMIENTE

Jorge Gómez Barata

Si en Estados Unidos los racistas fueran mayoría, Barack Obama no sería presidente. ¿Por qué entonces persisten los linchamientos y los crímenes de odio contra los negros, incluida la brutalidad policiaca? La paradoja es enorme: un país donde se ha luchado intensamente contra el racismo, es el más racista y el único gobernado por un afroamericano. Para algunos se trata de un atavismo.  

Aunque el carácter estructural y la brutalidad del racismo lo ocultan, no es difícil probar que, a lo largo de la historia nacional, las élites avanzadas de  Norteamérica han luchado con determinación contra ese flagelo. 

En 1777, la llamada República de Vermont (14° estado de la Unión Americana) abolió la esclavitud. En 1790, los redactores de la Constitución fijaron el año de 1808 como límite para la importación de personas. En 1804 la esclavitud fue abolida en New Jersey y en 1807, en todo el país se hizo efectiva la prohibición de la entrada de esclavos.

En 1820, para impedir que los estados esclavistas fueran mayoría en la Unión Americana, se negoció el “Compromiso de Missouri” que prohibía la esclavitud en los territorios al norte del paralelo 36. Aunque no resultó eficaz, el entendimiento fue un importante paso hacia la abolición.

En 1831, Nat Turner, protagonizó en Virginia la primera rebelión de esclavos en los Estados Unidos. Por esa época, William Lloyd Garrison, comenzó a editar The Liberator, primer periódico abolicionista que sobrevivió hasta que la esclavitud fue abolida. Especial significado tuvo la publicidad generada en 1839 en torno al proceso judicial de los 55 esclavos de la Goleta Amistad, que procedente de La Habana recaló frente a Nueva York. En 1841 la Corte Suprema declaró libres a los esclavos llevados a Estados Unidos.     

Todavía pasaría tiempo y se acumularían maculas y sufrimientos hasta que en 1861, en respuesta a la elección de Abraham Lincoln, declaradamente abolicionista, 11 estados del sur, en los cuales se practicaba la esclavitud, se separaron de la Unión, lo cual desató la guerra civil. La victoria de las fuerzas de la Unión dio lugar a la abolición y a tres de las más importantes Enmiendas a la Constitución norteamericana (13°, 14° y 15°).

No obstante el racismo sobrevivió durante otros cien años, asumiendo la forma de segregación racial, que estuvo vigente hasta los años sesenta cuando debido a la lucha por los derechos civiles y la voluntad de un sector avanzado de la clase política encabezado por el presidente Kennedy, fue abolida, aunque ello tampoco puso fin al racismo.

La historia norteamericana no escatima los méritos de abolicionistas negros como Frederick Douglas, dedica una fecha nacional a Martín Luther King. Debido a intensas luchas, al patriotismo y la entereza de la población negra se conquistaron la integración racial en el deporte y la cultura y durante en la II Guerra Mundial y la Guerra de Corea, los afroamericanos pudieron morir junto a sus compatriotas blancos en las guerras en los que Estados Unidos se involucraba.

    Desde hace casi cien años hay en Estados Unidos congresistas, senadores, alcaldes y gobernadores negros y también los son dos magistrados de la Corte Suprema. La primera mujer en ocupar la Secretaria de Estado, Condoleezza, Rice fue una afronorteamericana. En la misma época, Colin Powell, un general negro fue jefe de la Junta de Jefes de Estado Mayor. En 1993, Tony Morrison una norteamericana de color obtuvo el premio Nobel de Literatura. Actualmente entre otros altos cargos, la Secretaria de Justicia y el Presidente son afroamericanos.

El aporte de la intelectualidad afroamericana a la cultura popular estadounidense es reconocido por la sociedad que tiene en alta estima a intelectuales y artistas músicos, periodistas, científicos, atletas e incluso políticos negros.

La paradoja radica en que junto a ese significativo cuadro, subsiste el racismo más primitivo y criminal que no solo desmiente la civilización acumulada por Estados Unidos, sino la esencia de su aspiración a ser un santuario de la libertad, la tolerancia y la democracia. Cada americano, negro, hispano, mexicano, asiático o de cualquier minoría, víctima de la brutalidad policial, linchado o asesinado es un baldón para la América que quiso ser y no ha sido. Allá nos vemos.

La Habana, 28 de junio de 2015


Venezuela mira hacia el 6 de diciembre

Un contexto adverso vive la nación bolivariana de cara a las próximas elecciones parlamentarias. Escenarios, posibles desafíos para Caracas y el contexto actual de América Latina, son analizados por Alí Rodríguez Araque con JR

Alí Rodríguez Araque, Embajador de Venezuela en Cuba. Autor: Roberto Suárez

Yailé Balloqui Bonzón
yaile@juventudrebelde.cu
27 de Junio del 2015 22:37:12 CDT

Venezuela se encamina hacia un nuevo y decisivo momento de su historia revolucionaria. El próximo 6 de diciembre se juega la mayoría parlamentaria que tiene hace ya varios períodos y que constituye, según afirmó recientemente el presidente Nicolás Maduro, «un seguro para nuestro pueblo, para la estabilidad del país».

Para continuar con la construcción de una patria libre, con inclusión y para darle la espalda a las pretensiones derechistas de reimplantar políticas que durante siglos llevaron al país al abismo político, económico y social, es necesario mantener esa mayoría.

Sobre el escenario real en que Venezuela se vuelca hacia este capítulo, conversa con Juventud Rebelde Alí Rodríguez Araque, el embajador venezolano en Cuba y profundo político, bolivariano, latinoamericano y chavista.

Aunque, dice, en «política no es bueno hacer especulaciones» ni «adoptar posiciones triunfalistas», Alí vislumbra el 6 de diciembre como otro día de victoria para Venezuela.

—¿Cómo llega el Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV) a estas parlamentarias del 6 de diciembre próximo?

—Como lo explicó el presidente Nicolás Maduro hace solo algunos días, este es un año muy difícil. Estas elecciones se van a realizar en el año más complicado que le ha tocado enfrentar al PSUV y, en general, al proceso revolucionario venezolano. Aunque él no dio muchas explicaciones sobre el porqué de esta afirmación, si uno se detiene un poco se encuentra primero con un problema económico de importancia.

«Después de un auge de los precios del petróleo que duró cerca de 15 años, ahora se ha estabilizado en alrededor de 50 dólares el barril cuando en el país está estimado sobre los 60 dólares. Es decir, que partimos de un problema deficitario que generalmente se cubre con la emisión de dinero, cuando la economía lo soporta, o con préstamos e impuestos para poder establecer un balance entre ingresos y gastos.

«Tenemos un problema históricamente estructural en Venezuela y es que el grueso de los productos que se consumen en el país, es importado, gracias a que siempre tuvo una gran capacidad de importación por los ingresos en dólares obtenidos por la venta de petróleo. Pero esa baja de ingreso también baja el poder de importación.

«Ese es el problema, muy esquemáticamente, en el ámbito económico que, con sus impactos sociales, crea inevitables consecuencias para la población. Ese es el escenario en el cual se van a realizar las elecciones.

«También se tiene que analizar la correlación de las fuerzas políticas. No hay dudas de que la oposición, producto de haber controlado los medios de comunicación, de tener ese apoyo descomunal en medios internacionales, conserva cierto peso en Venezuela que no se puede despreciar. Pero ellos tienen dos grandes debilidades, entre muchas otras, que se pueden destacar como relevantes.

«En primer lugar, no tienen un proyecto político que presentarle al país. En lugar del proyecto chavista, ¿qué presentan ellos como propuesta al país, en temas tan sensibles como la política petrolera y, muy particularmente, en las políticas sociales? Silencio. No hay propuestas.

«La oposición centra su discurso en el «anti», solo eso, no hay propuestas. Ese es un vacío muy grande que tiene y que se suma al del liderazgo endeble que han logrado y presentado. Y están, además, muy castigados por las contradicciones y los conflictos internos.

«Del lado de la Revolución tenemos un líder reconocido por todos con un alto apoyo popular y que tuvo, incluso, el respaldo del propio Comandante Hugo Chávez antes de su muerte.

«Destacable, sin dudas, es observar cómo en los candidatos que fueron elegidos por las bases como aspirantes a la Asamblea Nacional, está brotando un fervor joven muy importante. Es decir que las generaciones revolucionarias de relevo están ahí y van creciendo considerablemente».

—Ha sido un año difícil para Venezuela, como usted ha afirmado. Problemas económicos, intentos desestabilizadores desde dentro y fuera… ¿Qué repercusión podría tener en estos comicios?

—Hasta las acciones que se han desplegado en el ámbito internacional —particularmente desde Estados Unidos y, muy en especial, este decreto ley de Obama que declara a Venezuela como una amenaza para EE.UU., que es de un primitivismo extremo— genera,  por supuesto, un rechazo unánime de la población, al punto que, hasta la propia oposición, con todo lo miserable que es desde el punto de vista ideológico y político, la ha rechazado.

«Todo esto permite al pueblo identificar muy bien la acción que particularmente desde Estados Unidos y muy relevantemente desde España intentan contra Venezuela. Son métodos rechazados por la aplastante mayoría del pueblo venezolano,  que ha desarrollado un alto grado de politización, un alto grado de desarrollo de su conciencia. Esa fue la gigantesca labor pedagógica que hizo Hugo Chávez y que dejó como uno de sus principales legados.

«En lo interno, hemos descrito la situación y el problema es que la oposición, al no poder tener una actitud claramente definida frente a las acciones imperialistas e intervencionistas, se va desprestigiando y no tiene asidero en términos de soberanía nacional, incluso, en términos de dignidad nacional.

«De manera que, sin adoptar actitudes triunfalistas que siempre son muy peligrosas, creo que este año el chavismo va a obtener una nueva victoria. Esto, sin grandes aspiraciones, ni con un optimismo crónico, sino haciendo un análisis lo más objetivo posible.»

—¿Cuál sería el escenario si no se obtuviera esa esperada mayoría parlamentaria?

—Estaríamos, sin dudas, frente a un período más complicado y difícil, porque la  oposición ha venido postulando  siempre la idea de interrumpir la gestión de Nicolás Maduro y una situación así —que no creo que se dé, hablamos de manera hipotética—, crearía mucha obstrucción en el Parlamento, por supuesto para el tema de la aprobación de los presupuestos, tomar decisiones, dictar leyes… Es decir, todo un conjunto de medidas que tienen que pasar por la aprobación del Parlamento. Se crearía una nueva situación más compleja.

Nuestra América tiene un nuevo rostro

Desde inicios de junio, grupos de ultraderecha adversos a la gestión del presidente Rafael Correa desatan manifestaciones en la capital y otras regiones con el fin crear zozobra y boicotear la gestión del mandatario. Dos proyectos de ley que buscan una mejor distribución de las riquezas en el país y frenar la acumulación de capitales con miras a construir un Ecuador más justo y equitativo, es la justificación para generar el caos.

—A su juicio, ¿se está repitiendo la misma fórmula en Ecuador que en Venezuela?

—Es bastante similar, la misma estrategia. Hay que tomar en  cuenta que a lo largo de los últimos años está en pugna la gran estrategia, la gran fuerza de la integración que ha provocado un cambio de rostro en América Latina y, sobre todo, en Sudamérica. Hoy el grado de conciencia política, el surgimiento de nuevos liderazgos (Néstor Kirchner, en Argentina; Luis Inacio Lula Da Silva, en Brasil; el Comandante Hugo Chávez, en Venezuela y todos los que siguen apareciendo), ha dado una nueva idiosincrasia política a la sociedad sudamericana.

«Bolívar, por ejemplo, fue desde Caracas hasta el Alto Perú y la idea que prevaleció en esa gesta independentista fue la de la unidad. Colombia ocupaba el territorio de Venezuela, la actual Colombia, Panamá y Ecuador. Una nación con un peso considerable en el escenario regional y mundial que también algunas oligarquías internas intentaron socavar.

«Pero ha renacido el espíritu de unidad, de integración. Surgió la Unión de Naciones Suramericanas (Unasur), la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (Celac) e, insisto, Nuestra América tiene un nuevo rostro.

«De manera que Ecuador forma parte de esa corriente integracionista, patriótica, soberana y obviamente genera conflictos. Por ejemplo, cuando en noviembre de 2005 el entonces presidente de los Estados Unidos, George W. Bush, durante las históricas jornadas en la IV Cumbre de las Américas en Mar del Plata, ve hundirse su intención de implementar un Área de Libre Comercio en la región (ALCA), entonces busca otras estrategias para desestabilizar a nuestros países y tratar de aislarlos internacionalmente.

«Pero toda esta estrategia de aislamiento ha fracasado y eso acentúa mucho la línea de desestabilización, que es lo que está ocurriendo en Ecuador.

«No obstante, estoy seguro, Correa está muy bien sembrado dentro de los sectores populares con sus políticas, tanto soberanas como de distribución del ingreso ecuatoriano hacia los sectores más humildes, y hay bastante razones para pensar que saldrá triunfante de esta nueva crisis porque, además, cuenta con el apoyo de los pueblos de Nuestra América.

—Se cumple el X aniversario de Petrocaribe, mecanismo de cooperación impulsado por Venezuela e ideado por Hugo Chávez que ha mejorado la vida en muchas naciones caribeñas. ¿Es este proyecto muestra de este nuevo rostro latinoamericano?

—Cualquiera que revise las cifras al respecto encontrará la razón de ser de una política que no fue tratar de sacar provecho de las necesidades energéticas de estos países, sino por el contrario, desarrollar una política con facilidades de pago, de apoyo al desarrollo de la infraestructura para el sector energético y eso es, obviamente, muy reconocido por todos los países que integran Petrocaribe. Pero además se desarrollan en estos países proyectos sociales, en varios de los cuales participa Venezuela.

«Es, en concreto, una expresión de la política de solidaridad que va más allá del discurso que generalmente acompaña un planteamiento político».


LOS ESTADOS UNIDOS Y EL ESTADO ISLÁMICO

Por Manuel E. Yepe

Contradiciendo a los medios corporativos occidentales que niegan que Estados Unidos y la OTAN hayan apoyado al Estado Islámico (ISIS) y califican cualquier afirmación en este sentido como "pura teoría de la conspiración", el 18 de mayo último, Judicial Watch publicó una selección de documentos desclasificados recientemente, originados por los Departamento norteamericanos  de Defensa y de Estado, que revelan que ya en 2012, Estados Unidos y la OTAN habían admitido, en sus propios documentos, haber apoyado a al-Qaeda y a ISIS en Irak y en Siria.

Los documentos demuelen la "historia oficial" de Occidente, que mantenía que desde el origen de la crisis de Siria hasta el día de hoy la "rebelión" es de carácter autóctono y parte de la acción de moderados amantes de la libertad, defensores de la democracia en esa nación. Los documentos desclasificados inequívocamente revelan que fueron "los salafistas, la Hermandad Musulmana y al Qaeda las principales fuerzas conducentes a la insurgencia en Siria". Que "Occidente, con los países del Consejo de Cooperación del Golfo (CCG) y el apoyo de Turquía constituyen la oposición en Siria; mientras que Rusia, China e Irán son los que apoyan al gobierno local". Según afirman los  documentos "al Qaeda apoyó a la oposición siria desde el principio, tanto ideológicamente como con sus medios de comunicación..."

También demuestran que la crisis en Siria no fue jamás una rebelión de moderados luchadores por la democracia, sino que desde el inicio fue una acción concertada de combatientes de la Hermandad Musulmana y de al-Qaeda (al Qaeda en Irak/Al-Nusra Fonctionnement).

Los documentos afirman que las fuerzas de oposición en Siria trataban de controlar las zonas orientales (Hasaka y Der Zor), junto a las provincias occidentales iraquíes (Mosul y Anbar), además de las regiones vecinas en las fronteras turcas. Ente tanto, los países occidentales, los Estados del Consejo de Cooperación del Golfo y Turquía apoyaban estos propósitos.

Si Estados Unidos y sus aliados de la OTAN apoyaban en Siria una oposición que incluía al-Qaeda y Estados Islámico, es evidente que Washington sí tenía una base de asociación y alianza con esas fuerzas terroristas; algo que también corrobora  la aceptación por Estados Unidos de un plan para crear “zonas de amortiguamiento” y “zonas seguras”, según el modelo libio, dentro de Siria.

El Estado islámico de Irak y el Levante, también conocido como el Estado islámico de Irak y Siria o el Estado islámico de Irak y ash-Sham, o simplemente Estado Islámico (ISIS), es un  grupo militante jihadista autoproclamado “califato”.

En marzo de 2015 esta organización tenía control sobre un territorio de Irak y Siria en el que habitan 10 millones de personas, así como con autoridad territorial limitada en Libia y Nigeria. Opera o tiene filiales también en otras partes del mundo, incluyendo Asia Suroriental.

Estado Islámico cobró notoriedad cuando desplazó a las fuerzas del gobierno iraquí de las principales ciudades del occidente del país y, en Siria, realizó ataques contra las fuerzas del gobierno y algunas facciones involucradas en la Guerra Civil local.

Las pérdidas territoriales de Irak casi provocaron el colapso del gobierno iraquí que solicitó la reanudación de la intervención militar de Estados Unidos en Irak y contaron para ello con apoyo de los altos mandos militares estadounidense y miembros de la Comisión de asuntos exteriores de la Cámara del Congreso que alegaron al hacerlo que era en respuesta al resurgimiento de la insurgencia sunita…y de al-Qaeda.

Estados Islámico surgió en 1999; se unió a al Qaeda en octubre de 2004 y se declaró un estado islámico de Irak en 2006. Se separó formalmente de al Qaeda en febrero de 2014 y en junio de ese año se proclamó Califato. Hasta noviembre del propio año ha dado a conocer reclamaciones territoriales contra Libia, Egipto, Argelia, Arabia Saudi, Yemen, Afganistán y Paquistán.

Atando cuidadosamente todos los cabos sueltos se encuentran algunas respuestas a la inexplicable situación de que Estado Islámico, al Qaeda y sus cómplices hayan sido capaces de actuar con tanta impunidad. La élite corporativo-financiera que ejerce el poder real superior en Estados Unidos es la que les ha creado y les ha estado financiando en función de sus intereses inmediatos, como es hoy la guerra contra Siria.

Para los expertos más calificados de la actualidad en el Medio Oriente es evidente que el objetivo puntual estadounidense es aislar al gobierno de Siria para “evitar la expansión de los chiítas y frenar la influencia de Irán”, un propósito que forma parte de otro mayor (destruir a Irán) y un objetivo final que sería la confrontación con Rusia y con China.

La Habana, Junio 27 de 2015



El Parlamento griego aprueba el referéndum de Tsipras

El primer ministro asegura que el 'no' favorecerá el rumbo de la negociación. La oposición griega critica la consulta y llega a calificarla de «golpe de Estado»

EL PERIÓDICO  -  CLARA PALMA HERMANN / ATENAS
DOMINGO, 28 DE JUNIO DEL 2015

Alexis Tsipras.

El referéndum se celebrará «quieran o no quieran». A pesar del seísmo que ha desatado a escala internacional la convocatoria de un plebiscito para el próximo domingo, el Gobierno griego insiste en que solo la población puede decidir sobre la aceptación de las propuestas de los acreedores. Ni siquiera la decisión del Eurogrupo, ayer en Bruselas, de interrumpir la negociación y rechazar una extensión del contrato de préstamo ha amilanado al primer ministro, Alexis Tsipras. El pueblo griego «va a sobrevivir», «aún tiene oxígeno», afirmó, según sus colaboradores, en una conversación telefónica ayer por tarde con la cancillera alemana, Angela Merkel, y el presidente francés François Hollande. «A lo único a lo que debe temer el pueblo griego es al propio miedo», terció Tsipras en el Parlamento.

Con una unanimidad que en los últimos meses brillaba por su ausencia, el Ejecutivo ha llamado a los griegos a rechazar la última oferta de los acreedores. Pero no da por cerradas las conversaciones ni desea una salida de la Eurozona. Por el contrario, él no se convertiría, en palabras de Tsipras, en un «arma potentísima» con la que influir en el rumbo de la negociación.

ARDUO DEBATE EN EL PARLAMENTO

No obstante, el Ejecutivo de coalición Syriza-Griegos Independientes no cuenta con aliados. La convocatoria del plebiscito era aprobada esta madrugada en la cámara con una mayoría simple de 178 votos. En contra se pronunciaron los conservadores de Nueva Democracia, los centristas de El Río y los socialistas del Pasok, que pusieron en duda la constitucionalidad de la consulta. También el Partido Comunista rechazó los términos del referéndum -que en su opinión debería plantear una salida de la Eurozona-, mientras que los ultraderechistas de Amanecer Dorado votaron a favor de la consulta, aunque ambas formaciones piden el no.

Al mediodía, y tras urgentes reuniones de todos los partidos, comenzaba el arduo y tenso debate, en lo que la presidenta del Parlamento tildaba de «iniciativa histórica». Desde la entrada en vigor de la Constitución en 1975 es la primera vez que se recurre al artículo 44, que autoriza la consulta popular en caso de «cuestión nacional crítica».

En sus intervenciones, Nueva Democracia y Pasok pidieron la dimisión del Gobierno y argumentaron que la Carta Magna prohíbe expresamente las consultas sobre «cuestiones puramente económicas», aunque sus reclamaciones fueron rechazadas por mayoría. «No es un referéndum a favor de la propuesta de los acreedores o la de Syriza, estáis llamando a los griegos a decidir sobre la permanencia en Europa», acusó el líder conservador Andonis Samarás, que calificó el plebiscito de «parodia» y de «golpe de Estado».

Permanece en el aire si la oposición pedirá el sí o llamará a la abstención; en cualquier caso, Samarás ha llamado a los griegos a manifestarse «pacíficamente» por la permanencia en el euro. El líder conservador se entrevistará con el presidente de la República, Prokopis Pavlópulos, preocedente de su partido, previsiblemente para solicitar su intervención.

SONDEOS FAVORABLES AL 'SÍ'

El Río, tercera fuerza política y de carácter marcadamente europeísta, no se quedó atrás en sus críticas. «No creo que el referéndum facilite la posición negociadora», apuntó la diputada Antigoni Limberaki, «sino que abrirá la puerta a graves peligros».

Una primera encuesta de Kapa Research publicada anoche apuntaba a que el 47'2% de los griegos están dispuestos a votar sí a la propuesta. Un 33% se decanta por el no y un 18'4% no se ha decidido aún.