martes, 11 de noviembre de 2014

“No es momento de hablar de Ayotzinapa”: hija de Angélica Rivera

PROCESO.CO.MX - 11 DE NOVIEMBRE DE 2014 

Sofía Castro, hija de Angélica Rivera

MÉXICO, D.F., (proceso.com.mx).- Sofía Castro, hija de Angélica Rivera, evitó hablar de los 43 normalistas desaparecidos en Ayotzinapa, Guerrero.

Cuando una reportera le preguntó cuál era su posición al respecto, la hija de la esposa del presidente de México respondió: “Mi amor, creo que ahorita no es momento para hablar de ese tema, yo creo que como todo México está en duelo, está conmocionado por lo que está pasando, pero creo que ahorita no es momento, creo que ahorita venimos a disfrutar y a recibir mi premio, que estoy muy contenta”.

La declaración anterior la emitió durante la 54 entrega de los premios Arlequín. Castro fue homenajeada como la revelación del año por su actuación en la obra de teatro “El Cartero”. También fueron galardonados Sylvia Pasquel, Salvador Zerboni, Gustavo Lara, Omar Suárez y Lili Brillanti.

El pronunciamiento de Castro coincide con un reportaje publicado por Proceso y elaborado por el equipo de noticias de Carmen Aristegui que revela que la pareja presidencial vive en una casa valuada en siete millones de dólares.

Según la presidencia de la República, dicha mansión fue adquirida por Angélica Rivera con recursos propios.


INE: Desempleo en Venezuela promedió en septiembre 7%

Agencia Venezolana de Noticias (AVN)  -  Martes 11/11/2014

Elías Eljuri, presidente del Instituto Nacional de Estadística (INE)

La tasa de desocupación en Venezuela en septiembre pasado fue de 7%, misma cifra que la registrada en agosto, reveló el informe mensual de la Fuerza de Trabajo, elaborado por el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Se trata de una disminución significativa frente al 16,1% que registró septiembre de 1999, en el primer año de la Revolución Bolivariana, destacó el presidente del organismo estatal, Elías Eljuri, en nota de prensa.

El reporte señala que entre septiembre de 2013 y el mismo mes de 2014 la población ocupada creció en 357.538 personas, y de ellas 55.075 fueron incorporadas al sector formal.

En ese mes del año pasado, la tasa de desempleo fue de 7,8%.

Eljuri subrayó que la economía venezolana no solo fue capaz de absorber la totalidad de la población económicamente activa incorporada entre septiembre de 1999 y de 2014, que suma 4.167.732 personas, pues también logró ocupar a 630.449 personas de la población desocupada, para llegar a 4.798.181 venezolanos ocupados durante este período.

El estudio señala, además, que en septiembre pasado la desocupación entre jóvenes de 15 a 24 años se ubicó en 14,1%, lo que suma 318.058 personas.

En el mismo mes de 1999, esa tasa se ubicaba en 28,6%, con 615.086 individuos, y el año pasado fue de 16,6%.

La reducción del desempleo juvenil obedece a "las políticas educativas del Estado venezolano, que forman y preparan a estos jóvenes en profesiones técnicas y profesionales para su futura incorporación en el mercado laboral, en un trabajo decente, de calidad".

En septiembre pasado 1.276.573 asalariados formaban parte del sector informal, es decir: trabajan en empresas con menos de cinco personas, usan en su mayoría tecnología moderna y cumplen con la normativa sociolaboral.

Adicionalmente, hay 3.694.901 trabajadores por cuenta propia. Ellos pueden cotizar a la seguridad social y tener derecho a pensiones de vejez.

Para el mes analizado, 59,5% de los ocupados tenía empleo formal, más de 10 puntos porcentuales por encima del 48,9% registrado en septiembre de 1999, cuando este indicador se ubicaba en 48,9%.

En consecuencia, el empleo informal ha descendido: De 51,1% en septiembre de 1999 a 40,5% en el mismo mes de 2014.

"La evolución del empleo sigue marchando hacia la consolidación de las actividades económicas que generan mayor cantidad de empleos y más estabilidad para los trabajadores", enfatiza la nota.

Para septiembre de 2013 el empleo formal se ubicaba en 60,7%, y el informal en 39,3%.

El Gobierno nacional ha mejorado la calidad de vida de los ciudadanos "debido a una política económica y social orientada a la satisfacción de las necesidades de la población y no del capital, dirigida a transformar el ingreso petrolero en inversión productiva y en Misiones sociales de salud, alimentación, educación, protección social y vivienda"; y destinada a permitir que los trabajadores contribuyan con el desarrollo nacional.

Eljuri resaltó que estos indicadores de empleo son positivos, al compararlos tanto con las principales economías del mundo como con otras equivalentes a la venezolana, "por lo que no puede negarse que la política económica del Gobierno Bolivariano ha permitido enfrentar de forma favorable los efectos de la crisis del capital a escala mundial".

El informe del INE se basa en la Encuesta de Hogares por Muestreo, que en septiembre abarcó 5.437 viviendas y 16.037 personas de 15 años y más.

La muestra se distribuye en todo el país, exceptuando colectividades (hoteles, cárceles, hospitales, cuarteles, conventos, etc.), localidades con menos de 10 viviendas, las Dependencias Federales y comunidades indígenas selváticas.


--

Conoce las actividades culturales de la Embajada de la República Bolivariana de Venezuela en El Salvador en su fanpage de Facebook "Cultura de Venezuela en El Salvador" y síguenos en nuestro Twitter: @embavenezSV
----------------------------------------------
Antonio Núñez Aldazoro
Consejero (Educación, Cultura y Comunicación)
Embajada de la República Bolivariana de Venezuela
+503-22633981 (telf.) +503-22110027 (fax)
Calle Maquilishuat. No. 28. Colonia Maquilishuat, San Salvador.


El País: “Cuba y EEUU enfrentan enemigo común en Liberia”

Publicado en Cubadebate el 10 noviembre 2014

Foto: Getty Images.

Por José Naranjo

“Hemos venido a ayudar a nuestros hermanos liberianos, pero también a impedir que esto se convierta en pandemia global”, asegura Junior Diéguez, un joven epidemiólogo cubano. Este experto trabaja en el centro de tratamiento de ébola MOD1, en la capital liberiana.

Cinco médicos cubanos de los 53 que llegaron el pasado 22 de octubre a este país supervisan desde hace unos días la ubicación de los tanques de agua clorada y que los protocolos de seguridad se cumplan a rajatabla. En total, el país caribeño ha enviado a 256 profesionales sanitarios a Guinea-Conakry, Liberia y Sierra Leona para combatir la epidemia de ébola, la mayor respuesta en personal sanitario frente a esta amenaza. Estados Unidos y Reino Unido también han reaccionado en las últimas semanas, aunque con el acento puesto en personal militar. Médicos chinos, suecos, alemanes y africanos empiezan a dejarse ver. El reto ahora es conseguir que esta ayuda, “positiva, pero tardía”, según Médicos sin Fronteras, se canalice a donde realmente hace falta.

Cuando en verano Naciones Unidas hizo un llamamiento internacional para el envío de personal sanitario a los países golpeados por el ébola, la reacción cubana no se hizo esperar. Hasta ese momento, eran los más de 3.300 trabajadores de MSF y los médicos y enfermeros de las estructuras de salud locales los que, prácticamente en solitario, se enfrentaban a los estragos causados por el virus.

“Se presentaron voluntarios más de 20.000 profesionales de la salud”, asegura Carlos Dupuy, coordinador de la Brigada Médica Cubana en Liberia. “Esto solo se explica por la política de internacionalismo que puso en marcha en nuestro país desde el inicio del proceso revolucionario”. Los médicos y enfermeros seleccionados, todos hombres, tenían experiencia previa en países africanos de habla inglesa, aunque no en ébola. Por eso, han recibido una formación intensiva a cargo de la Organización Mundial de la Salud, primero en La Habana y luego en los países donde han sido desplegados: 53 en Liberia, 165 en Sierra Leona y 38 en Guinea-Conakry.

En Monrovia, los profesionales cubanos han sido asignados al centro de Ébola MOD1, recientemente inaugurado y que el pasado jueves acogió a sus primeros pacientes. Allí lideran la atención médica junto a sanitarios liberianos y de la Unión Africana (Ruanda, Uganda, Etiopía, Namibia, Angola), todos contratados temporalmente por la OMS. “Es un centro excelente, muy bien construido, los americanos lo han hecho muy bien”, asegura Adrián Benítez, epidemiólogo cubano. Y es que esta infraestructura ha sido levantada en unas pocas semanas por soldados estadounidenses como parte de su inmenso y visible despliegue en la zona. Con una larga historia de hostilidad en el último medio siglo, hoy cubanos y estadounidenses se enfrentan a un enemigo común en Liberia.

En total, EE UU ha enviado a 170 profesionales sanitarios a los tres países, así como un millar de soldados solo a Liberia, país con el que mantiene enormes vínculos en materia de cooperación. Los militares fueron desplegados para la construcción de nuevos centros y, además del MOD1, para estos días se espera la inauguración de una unidad con 25 camas destinada a trabajadores de la salud y situada cerca del aeropuerto, así como otro centro en el interior del país. Además de estadounidenses y cubanos, decenas de militares y técnicos británicos trabajan también en Sierra Leona para la construcción de seis centros, uno de los cuales acaba de ser inaugurado en Freetown donde también trabajará personal sanitario cubano. Igualmente, los chinos empiezan a dejarse notar con la llegada de un puñado de profesionales sobre el terreno, así como la avanzadilla de equipos suecos, alemanes y de otros países africanos.

“Ahora sí estamos viendo una respuesta, aunque desgraciadamente ha llegado tarde”, asegura Natacha Reyes, coordinadora médica de Médicos sin Fronteras en Liberia. Hace dos meses, los enfermos morían en las calles de Monrovia porque no había centros suficientes, pero ahora hay camas de sobra, sobre todo tras la acusada ralentización del ritmo de contagios. En este momento el problema que se presenta es “ajustar la respuesta a los cambios de la epidemia y hacerlo en el momento adecuado”, según Reyes. Es decir, que los actores que ya están en el terreno y los que vendrán se orienten no a construir nuevas camas, sino al seguimiento de contactos, la gestión de entierros y el trabajo con las comunidades, así como al reforzamiento de los colapsados sistemas de salud. De hecho, la cantidad de camas para pacientes de ébola se ha multiplicado por tres en Guinea-Conakry, Liberia y Sierra Leona desde agosto, pasando de 284 a 1.047, según cifras de la OMS. En Liberia, en concreto, hay 600.

El dinero, por su parte, también empieza a llegar. Como grandes donantes se encuentran Estados Unidos (240 millones de euros), la Unión Europea (200 millones) y el Banco Mundial (150 millones), aún lejos de las necesidades de 1.000 millones calculadas por Naciones Unidas y a falta de que se concreten las promesas de muchos países que han prometido fondos.

La epidemia baja en Liberia y se recrudece en Sierra Leona

La epidemia de Ébola que afecta en este momento a tres países de África occidental y que ha provocado casi 14.000 contagios y más de 5.000 muertes parece estar reduciendo su ritmo de transmisión en Liberia, el país globalmente más afectado, con 2.700 fallecidos, donde tan solo se han registrado 19 casos confirmados en las últimas tres semanas de octubre. Las razones de este descenso hay que buscarlas en el cambio de comportamientos fruto de una mayor comprensión de la enfermedad. “Ahora cuando alguien tiene síntomas en una comunidad se produce una suerte de aislamiento espontáneo de esa vivienda hasta que llegue el personal sanitario con la protección adecuada” asegura Natacha Reyes, coordinadora de MSF en el país.

Sin embargo, las noticias no son nada buenas en Sierra Leona, donde en los últimos 21 días del mes pasado se produjeron nada menos que 1.160 nuevos contagios, alcanzando ya plenamente a todas las regiones. El ritmo más elevado de transmisión se está produciendo en este momento en la capital, Freetown, así como en las provincias próximas de Bombali y Port Loko. Por el contrario, las provincias de Kenema y Kailahun, muy afectadas este verano, apenas registraron 10 y 4 casos respectivamente hace dos semanas. Mientras tanto, la epidemia mantiene su ritmo constante en Guinea-Conakry, donde los contagios siguen siendo altos en Macenta y en la capital, Conakry, donde se produjeron 12 casos en una semana.

Todos los expertos coinciden en señalar que no se debe bajar la guardia y que la única manera de derrotar al Ébola es hacerlo en todos los países afectados.

(Tomado de El País, España)


El XI Festival de Poesía de Nicaragua reunirá a 115 poetas de 57 países

Al menos 115 poetas de 57 países confirmaron su participación en la XI edición del Festival Internacional de Poesía, que estará dedicado al poeta, narrador, dramaturgo, pintor, coleccionista y promotor cultural nicaragüense Enrique Fernández Morales (1918-1982), informaron los organizadores.

EFE - MARTES 11.11.2014

El jefe de la delegación de la Unión Europea, Javier Sandomingo, en una conferencia de prensa en la que se ofrecieron detalles del próximo Festival Internacional de Poesía en Nicaragua. EFE/Mario López.

Al festival, que tendrá lugar del 15 al 21 de febrero de 2015 en la ciudad colonial de Granada, acudirá la poetisa estadounidense Claudia Emerson, Premio Pulitzer de Poesía 2006, dijo en una rueda de prensa el presidente de ese evento, Francisco de Asís Fernández.

También asistirá el vate peruano Eduardo Chirinos, premio Casa de América de España; los mexicanos Óscar Oliva, Premio Nacional de Poesía de México, y Marco Antonio Campos, Premio Nezahualcoyotl.

Asimismo, el guatemalteco Enrique Noriega, Premio Nacional de Literatura Miguel Ángel Asturias; la croata Dorta Jagic, Gran Premio de Poesía de los Balcanes; la china Jidi Majita, Medalla Conmemorativa Sholokhov y el artista filipino Luis Eduardo Aute, entre otros.

La actividad también será un acto por la memoria de la poeta de origen costarricense Eunice Odio y “un llamado a la integración centroamericana”, según los organizadores.

Nacida en Costa Rica en 1922, Odio recorrió América Central antes de establecerse en Guatemala, donde en 1948 adquirió la nacionalidad guatemalteca, y luego se radicó en México, donde se nacionalizó mexicana y vivió hasta su muerte, en 1974.

“Nosotros sentimos que nuestro festival es de todos los países centroamericanos y que todos los poetas centroamericanos debemos sentir como propio este Festival Internacional de Poesía de Granada”, explicó Fernández.

La idea del festival coincide con el mensaje de los poetas europeos que han acudido a estos eventos en los últimos diez años, afirmó, por su lado, el jefe de la delegación de la Unión Europea en Nicaragua, Costa Rica y Panamá, y ante el Sistema de la Integración Centroamericana (SICA), el español Francisco Javier Sandomingo.

“Unos 150 poetas de los 28 países que hoy conforman la Unión Europea han traído el mensaje a otra región de que también la integración regional es importante”, destacó el diplomático.

En tanto, la junta directiva del Festival anunció que su nuevo presidente honorífico es el titular del Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep) de Nicaragua, José Adán Aguerri, quien resaltó que por el hecho de llegar a más de 130 países de los cinco continentes, el Festival de Poesía de Granada es un “uno de los productos que más se conoce de Nicaragua”.

Durante el festival se realizará una feria del libro, se leerán poemas de autores de toda Centroamérica, habrá un acto en honor del poeta nicaragüense Salomón de la Selva y la artista Gloria Bacon bailará los poemas del Fernández Morales y Odio.

De la misma manera, los poetas asistentes enterrarán “la violencia del tiempo y el maltrato a la mujer”, en honras fúnebres simbólicas.

Más de 1.600 poetas de 130 países del mundo han asistido a los festivales de poesía de Granada en sus diez ediciones.

El festival se celebra en Granada, ubicada en la vertiente del Pacífico, a 45 kilómetros al sureste de Managua y fundada en 1524, uno de los principales destinos turísticos de Nicaragua y con mayor riqueza histórica y cultural del país.


J.M. Tojeira considera que tarde o temprano encubridores de masacre de jesuitas reconocerán su participación

RNES - Martes 11/11/14 | 10:11:25

El ex rector de la Universidad Centroamericana, José María Tojeira confía que los actores que encubrieron el asesinato de los sacerdotes jesuitas en 1989, en el contexto de la ofensiva militar “hasta el tope”, lanzada por la entonces guerrilla del Fmln, reconocerán su responsabilidad tarde o temprano.

Y habla específicamente del partido Arena, el entonces presidente de la República Alfredo Cristiani y el ejército, porque al final se trató de un hecho institucionalizado, afirmó Tojeira.

En la entrevista El Salvador Ahora, del canal 10 de la televisión Nacional y Radio Nacional de El Salvador, el ex rector manifiesta que el ex gobernante recibió información precisa que le fue comunicada de quienes habían sido los autores de la masacre, sin embargo el compromiso de indagar pasó al olvido, lo mismo hizo Arena, que mantiene un silencio sobre este caso.

Los 25 años que han transcurrido de aquel acontecimiento, al igual que otras masacres como la del Mozote, en Morazán, y que conmocionaron a la nación y a la comunidad internacional están impunes porque esa era la tónica ante estos bochornosos hechos.

Tojeira dijo que se haría mucho que las partes señaladas de proteger y actuar en complicidad con los autores intelectuales y materiales de esos hechos reconocieran su participación.

En este sentido dijo que la Ley de Amnistía que se promulgo sigue siendo un problema para todos los que participaron pues el miedo a enfrentar la justicia los atormenta, no obstante dijo estar convencido que a estas alturas el conocimiento de la verdad es más importante.

El asesinato de los jesuitas fue un hecho planificado con anticipación y sus hechores prepararon el terreno hasta tener bien ubicados a sus víctimas, reflexionó el sacerdote jesuita.

Recientemente la Audiencia Nacional de España habilitó nuevamente la persecución de los autores del crimen de los sacerdotes.

Ernesto Rivas Gallont, quien en el pasado fungió como embajador de El Salvador en Washington, reconoció y pidió perdón por haber sesgado su postura y negar la masacre en el caserío El Mozote. Esto a pesar que sabía de los hechos pero que por órdenes superiores se le encomendó negarla ante la comunidad internacional.


Cuba-Estados Unidos: ¿Nueva normalización?

Publicado en Cubadebate el 11 noviembre 2014

La normalización de las relaciones entre las dos naciones requerirá una serie de acciones presidenciales. Aquí está la guía de cómo podría suceder… cuando quiera.

Por Robert Muse*

Hillary Clinton señaló en una reciente entrevista que le gustaría ver a EEUU “avanzar  hacia la normalización de las relaciones” con Cuba. Esta notable declaración –de un posible próximo presidente-  llegó al final de una crítica a la actual política de EEUU que insiste en reformas políticas y de otro tipo como pre-condición para modificar las actuales sanciones impuestas por EEUU al país.

En la visión de Clinton, el embargo contra Cuba ha fortalecido a los Castro porque pueden culpar de todo a esta política. Adoptando esta nueva postura, se ha diferenciado de la política “cuidadosamente calibrada” de su esposo en respuesta el desarrollo positivo (por el gobierno) en Cuba. En su lugar ahora favorece una política unilateralista que incondicionalmente podría normalizar las relaciones privando de este modo al gobierno de Cuba desde hace mucho tiempo de las quejas de larga data con EEUU esto -según su punto de vista- ha sido explotado para mantener el apoyo al pueblo cubano.

Sin embargo, al hablar de la normalización de relaciones con Cuba, Clinton se centró exclusivamente en el embargo. Al hacerlo, ella parecía confundir la ausencia de medidas punitivas impuestas a un país con relaciones normales. Pero la normalización es más que eso.

Una metáfora que muestra las naciones-estados como vecinos que viven en la misma comunidad puede ser útil para ilustrar lo que ven como la normalización de las relaciones. Para empezar estas relaciones implican mucho más que abstenerse de las hostilidades activas. También incluyen la ampliación entre sí de los derechos, privilegios y atenciones que se derivan del principio de que todos los residentes comparten por igual los beneficios de pertenecer a un vecindario. Lo que habría que ver es ¿cómo sería en el caso de EEUU y Cuba?

Normalización: Cómo hacerlo

Para que EEUU tenga relaciones normales con Cuba, debe hacer dos cosas: en primer lugar, eliminar las medidas punitivas impuestas a ese país; y en segundo lugar, extender a Cuba los beneficios de las naciones que está en paz. Un ejemplo de esto último es la concesión de igualdad de acceso a uno que otro mercado. Esto significa ir más allá de levantar la actual prohibición estadounidense de las importaciones cubanas y la prohibición sobre las exportaciones estadounidenses a Cuba. Esto requerirá que EEUU permita a Cuba – un miembro de la Organización Mundial del Comercio (OMC) – el mismo acceso al mercado que se extiende a los productos de otros países miembros de la OMC. (Como veremos en un momento, esto es mucho más simple de lo que parece.)

En primer lugar, es necesario remover cualquier idea errónea de que el presidente no tiene autoridad para normalizar las relaciones con Cuba. La larga y estrecha participación del Congreso en la política entre EEUU y Cuba fomentó la creencia errónea de que la autoridad presidencial con respecto a Cuba había sido precedida por el Congreso. Un ejemplo de hasta qué punto esta creencia es errónea es que en 2006, cuando el entonces presidente Fidel Castro transfirió la autoridad de Jefe de Estado a su hermano Raúl, el Departamento de Estado de EEUU afirmó que era incapaz de responder a ese evento con cualquier regulación en la política entre EEUU y Cuba.

Según un informe de Reuters de una conferencia de prensa del Departamento de Estado, no “habría ningún cambio en la política hacia Cuba, mientras Castro o su hermano Raúl se mantuvieran en el cargo, porque las leyes estadounidenses restringen las relaciones de EEUU con el gobierno comunista.” De acuerdo con un funcionario del Departamento de Estado citado en el informe, “esta es una de nuestras políticas más estricta. Nuestras manos están atadas por las leyes.”

Eso es simplemente incorrecto. El actual o el futuro ocupante de la Casa Blanca tiene la autoridad para normalizar las relaciones con Cuba. Estos son algunos de los pasos.

1. Poner fin a las medidas punitivas aplicadas a Cuba

El primer paso en la normalización de las relaciones con Cuba es dejar de castigar al país. Hay un conjunto de medidas punitivas que afectan a la mayoría de los cubanos y que sirven como puntos de reunión en contra de EEUU. Ellos son:

La aplicación extraterritorial del embargo para interrumpir el comercio de Cuba con terceros países.

Este aspecto del embargo implica cosas tales como la insistencia de EEUU en la regulación de las exportaciones de artículos de terceros países a Cuba que contienen pequeñas cantidades de componentes de origen estadounidense. Por ejemplo, Cuba no podría comprar aviones civiles de la compañía europea Airbus SAS porque algo de tecnología de origen estadounidense se incorpora a los aviones de la compañía. Tampoco, por la misma razón, podría Cuba, sin grandes dificultades, buscar y arrendar una plataforma de exploración petrolera para perforar en sus aguas territoriales. Además, EEUU se apodera de los fondos e impone enormes sanciones a las transacciones legítimas entre Cuba y terceros países que utilizan las transferencias en dólares estadounidenses procesados a través de las instituciones financieras. Más recientemente, como parte de un acuerdo de casi 9 mil millones de dólares, EEUU extrajo un acuerdo con el banco francés BNP Paribas, que le obliga a cancelar todas las transacciones que involucran a Cuba y prohibe nuevos negocios en cualquier moneda (por ejemplo euros) con ese país. Los cubanos son conscientes de todo esto y creen que este tipo de aplicaciones de medidas extraterritoriales del  embargo de EEUU sólo hacen su vida más difícil.

La inclusión de Cuba en la lista de naciones patrocinadoras del terrorismo del Departamento de Estado.

Más de una docena de años atrás, el ex Asesor Especial del presidente Bill Clinton sobre Cuba, Richard Nuccio, dijo: “Francamente, yo no conozco a nadie dentro o fuera del gobierno que cree en privado que Cuba pertenece a la lista de terroristas. Las personas que lo defienden saben que es un cálculo político. Mantiene una cierta parte de los votantes en la Florida feliz, y no cuesta nada”.

Sin embargo los cubanos pueden ver a su gobierno, encuentran la designación de su país como partidario del terrorismo falsa, difamatoria y deshonesta.

La Ley de Ajuste Cubano de 1966

da al Fiscal General de EEUU la facultad de conceder la residencia permanente a cualquier ciudadano cubano que pone un pie en suelo estadounidense.

Mientras que algunos cubanos dan la bienvenida a esta única dispensación, muchos más la ven como una anomalía política de EEUU que lleva a los familiares y vecinos a arriesgarse a morir en balsas en el intento de llegar a la Florida.

El encarcelamiento a largo plazo de tres oficiales de inteligencia cubanos en cárceles de EEUU.

Como la mayoría de los cubanos lo  ven, estos hombres han estado en la cárcel por el delito de intentar obtener información sobre grupos en EEUU que estaban conspirando para poner bombas en hoteles en Cuba para atemorizar a los turistas extranjeros. Mientras que los agentes cubanos no estaban libres de  culpa (violaron la Ley de Registro de Agentes Extranjeros de EEUU y no todas las organizaciones de exiliados cubanos eran su objetivo), su encarcelamiento continuo es visto por los cubanos como excesivo. Ahora han estado más de 16 años en las cárceles de máxima seguridad, con gran parte de ese tiempo en régimen de aislamiento.

La continua ocupación de territorio nacional en la Bahía de Guantánamo en Cuba sin el consentimiento del pueblo cubano.

Los patriotas cubanos ven la retención de prisioneros como un ejercicio de poder de EEUU que  viola los términos de un tratado que permite el uso de la Bahía de Guantánamo para “carboneras o estaciones navales sólo, y para ningún otro propósito.”

2. Normalización de las relaciones

La autoridad del presidente de EEUU a derogar o modificar el embargo comercial a Cuba es esencialmente sin restricciones.

El embargo prohíbe a los ciudadanos estadounidenses y a las compañías de “participar en transacciones” con el gobierno de Cuba y con entidades cubanas. El estatuto que autoriza el embargo es el de Comercio con el Enemigo, que otorga al presidente, en los términos más amplios, la autoridad para instituir y mantener las sanciones económicas sobre países considerados hostiles a los EEUU. Esta autoridad ha sido delegada a la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC, por sus siglas en inglés) del Departamento del Tesoro. En la práctica, el embargo es un conjunto de disposiciones promulgadas individualmente a través de la OFAC y de la autoridad ejecutiva. En conjunto, esas reglas y órdenes ejecutivas se establecen en el Reglamento de Control de Activos Cubanos (CACR, por sus siglas en inglés).

El poder de la rama ejecutiva para ampliar, revisar y modificar las disposiciones del embargo del CACR es irrestricto.

Las primeras palabras de la primera sección del CACR son: “todas las [...] transacciones están prohibidas salvo que esté específicamente autorizado por el Secretario de Hacienda [...] por medio de reglamentos, resoluciones, instrucciones, licencias o de otra manera [...] “[énfasis añadido].

Dando a la OFAC  la expresa facultad para modificar el embargo a través de la creación de nuevas normas (ya sea por la reglamentación o la creación de nuevas excepciones por lo general con licencia para el embargo), la prohibición de la importación de productos de origen cubano, por ejemplo, podrán ser revocadas en una de estas dos maneras: (1) la eliminación de la actual disposición prohibiendo las del CACR  través de la reglamentación de la OFAC; o (2) la promulgación de una licencia general que autoriza esas importaciones.

Del mismo modo, el presidente posee la autoridad ejecutiva para revocar las restricciones a las exportaciones de EEUU a Cuba. El presidente John F. Kennedy prohibió esas exportaciones mediante la emisión de la Proclama Presidencial 3447. El presidente Barack Obama o un sucesor es tan libre de rescindir la proclamación que hizo Kennedy. Y una vez que Cuba se retire de la lista de naciones que patrocinan el terrorismo del Departamento de Estado, el requisito legal de que las exportaciones de los EEUU deben estar autorizadas por el Departamento del Comercio ya no se aplicará. (Véase más adelante una explicación de cómo Cuba puede ser removido de la lista.)

De ello se deduce que si el presidente tiene la autoridad para abolir un total de restricciones a las exportaciones de EEUU a Cuba, tiene el poder de eliminar tales medidas extraterritoriales punitivas como la que prohíbe las exportaciones procedentes de terceros países a Cuba de los productos fabricados en el extranjero que contienen un 10 por ciento o más de materiales de origen estadounidense.

La eliminación de Cuba de la lista del Departamento de Estado de naciones que patrocinan el terrorismo requiere nada más que un informe del Presidente al Congreso.

La eliminación de Cuba de la lista se puede lograr fácilmente, en una u otra forma. La primera opción es que el Presidente presente un informe al Congreso que certifique que (1) se ha producido un cambio fundamental en el liderazgo y las políticas del gobierno cubano; (2) el gobierno no está apoyando los actos de terrorismo internacional; y (3) el gobierno ha dado garantías de que no va a apoyar los actos de terrorismo internacional en el futuro. La segunda opción es la de presentar un informe al menos 45 días antes de la retirada del país de la lista que certifique que (1) el gobierno no ha proporcionado ningún tipo de apoyo para el terrorismo internacional durante el período de seis meses; y (2) el gobierno ha dado garantías de que no va a apoyar los actos de terrorismo internacional en el futuro.

Las certificaciones se  pueden ser dadas fácilmente porque Cuba ha cumplido con ambos criterios. El presidente de Cuba en aquel momento (1982) ya no están en el poder, y Cuba ya no apoya a los movimientos guerrilleros de izquierda, la política que consiguió que apareciera  en el primer lugar de la lista. Cuba ciertamente no ha proporcionado apoyo al terrorismo internacional en los últimos seis meses, y el gobierno cubano ha proporcionado las garantías necesarias de que no va a proporcionar este tipo de apoyo en el futuro. Por ejemplo, en abril de 2013, Josefina Vidal, directora de la División de Asuntos de América del Norte en el Ministerio de Relaciones Exterioresde Cuba, entregó una nota del gobierno del país a la Sección de Intereses de EEUU en La Habana, diciendo que Cuba “rechaza y condena inequívocamente todos los actos de terrorismo, en cualquier lugar, en cualquier circunstancia, y con cualquier motivación”.

El estatus privilegiado dado a los ciudadanos cubanos bajo la Ley de Ajuste Cubano de 1966 puede ser rescindido en cualquier momento por el Presidente.

La Ley dice que “cualquier ciudadano cubano [...] que ha estado físicamente presente en los EEUU durante al menos un año, puede ser ajustado por el Fiscal General, en su discreción, [.. .] a la de un extranjero legalmente admitido para residencia permanente “. Todo lo que necesita para poner fin a la actual política es una directiva del Presidente al Fiscal General que le ordene cesar la concesión de la residencia permanente a los cubanos que ingresan a los EEUU sin visado.

Un presidente puede ejercer sus facultades de indulto establecidas en el Artículo II, Sección 2 de la Constitución de EEUU para poner fin al encarcelamiento de los tres restantes oficiales de inteligencia cubanos.

La conmutación de penas (reduciéndolos a tiempo cumplido) es inherente en el poder de perdón del Presidente. En el caso de los tres miembros restantes del original “Cinco Cubanos” que todavía permanecen en la cárcel, una conmutación de su pena podría, en esta fecha, significar que han cumplido 16 años de prisión. Una ventaja adicional, además de abordar el sentido de la injusticia del pueblo cubano, es que una conmutación podría ayudar a facilitar la liberación del contratista de la USAID Alan Gross, quien está encarcelado en Cuba y todavía no está a un tercio del camino de una pena de 15 años.

Y sí, el Presidente también puede resolver las reclamaciones de Cuba sobre la continua presencia de EEUU en la Bahía de Guantánamo.

El derecho de EEUU para establecer y ocupar una base naval en la Bahía de Guantánamo se remonta a 1901, con modificaciones en 1903 y 1934. En este último año, EEUU y Cuba firmaron un tratado que estipula que:

“En tanto que los Estados Unidos de América no podrá abandonar la estación naval en Guantánamo o que los dos gobiernos no se pongan de acuerdo para la modificación de sus límites actuales, la estación seguirá teniendo la extensión territorial que ahora tiene [...] “.

La Constitución de EEUU otorga al Presidente la facultad de realizar tratados en nombre de EEUU, pero no dice nada sobre el poder de suspender los tratados. Ese poder,  sin embargo, se llevó a cabo por el presidente. El Artículo II, Sección 1, provee al presidente el “poder ejecutivo” de  EEUU. Ese poder encuentra su principal aplicación en la ejecución de las leyes en la nación. En virtud del artículo VI de la Constitución, los tratados se consideran leyes de los EEUU. En caso de que el presidente decida, en lo establecido en el tratado de 1934, a “abandonar” Guantánamo, la ejecución de esa prerrogativa del tratado sería, al mismo tiempo, dar por terminado el tratado mismo. EL precedente legal apoya la conclusión de que el Congreso sería impotente para revertir dicha acción. En EEUU v Curtiss-Wright Export Corp. (1936), la Corte Suprema dijo:

“Es importante tener en cuenta que estamos tratando aquí [con ...] un poder muy delicado, plenario y exclusivo del Presidente como el único órgano del gobierno federal en el campo de las relaciones internacionales – un poder que no requiere, como base para su ejercicio una ley del Congreso [...] “[énfasis añadido].

Confiando en esa autoridad, el entonces presidente Jimmy Carter fue capaz en 1980 de suspender el tratado de defensa mutua con Taiwán como consecuencia del  reconocimiento del gobierno chino en Beijing. Del mismo modo, el presidente George W. Bush en el año 2001 dio aviso a Rusia y se retiró del Tratado de Misiles Antibalísticos (ABM, por sus siglas en inglés) ratificado por el Senado en 1972.

3. Dirigirse hacia  la completa normalización de las relaciones 

Comercio

Cuba y EEUU son miembros fundadores de la Organización Mundial del Comercio (OMC). Cuando se estableció la OMC en 1995, tanto EEUU como Cuba aceptaron el Acuerdo General sobre Aranceles Aduaneros y Comercio (GATT, por sus siglas en inglés) como vinculante para todos los miembros. El artículo I del Acuerdo prohíbe a los signatarios discriminar entre las naciones signatarias la extensión de los beneficios comerciales. Por ejemplo, si una nación otorga una reducción del tipo arancelario sobre un producto a otra nación, debe extender esa tasa a todos los miembros de la OMC. Esto significa que tanto EEUU como Cuba deben ampliar el tratado de Nación Más Favorecida (NMF) a otros miembros exportadores de productos, como resultado los productos cubanos se les debe permitir ampliarse a EEUU en términos tan favorables como a los  otros miembros de la OMC.

Sin embargo, en 1962, EEUU invocó el artículo XXI del GATT de exención cuando Kennedy emitió la Proclama de 3447 (mencionada anteriormente) para establecer el embargo actual en Cuba. En virtud de este artículo, cualquier nación puede optar por salir de las obligaciones establecidas en  el  GATT bajo el reclamo de la    ”necesaria protección de sus intereses esenciales de seguridad.” Todo lo que tendrá la condición de NMF aplicada a los productos de origen cubanos como una rescisión presidencial de la invocación del artículo XXI de EEUU.

Protecciones de la Propiedad Intelectual

Actualmente, la protección de la propiedad intelectual entre EEUU y Cuba está cubierta por un acuerdo de 85 años, la Convención General Interamericana de Protección Comercial y de Marcas. Una serie de acontecimientos en materia de propiedad intelectual (cybernames, etc.) se han producido esos años. Uno de los primeros pasos más útiles en la restauración de relaciones normales con Cuba sería la negociación de un nuevo acuerdo que recíprocamente proteja la propiedad intelectual de los nacionales de cada país.

Cooperación Ambiental

EEUU y Cuba comparten el Caribe. Como un elemento de la normalización de las relaciones, tiene sentido que los dos países entren en acuerdos que garanticen la cooperación recíproca para proteger las aguas del Caribe y los frágiles entornos de sus islas.

Conclusión

Algunos aspectos de la normalización de las relaciones – aunque muy pocos – exigen al Congreso actuar. Por ejemplo, cualquier embajador que el Presidente de EEUU nombre para Cuba requeriría la confirmación por parte del Senado de EEUU. La representación actual de los jefes al frente de las Secciones de Intereses degrada las relaciones bilaterales. EEUU mantiene relaciones diplomáticas con Rusia, Nicaragua, Venezuela y otros países, mientras que no tiene simpatía por los gobiernos de esas naciones. Se puede hacer lo mismo con Cuba. Otra área en la que el Congreso iba a jugar un papel es en la promulgación de medidas de protección de inversión para los inversores de EEUU en Cuba. El Congreso tiene un papel en esto porque tales protecciones son garantizadas más a menudo por los tratados bilaterales de inversión que requieren la ratificación del Senado. Pero una vez más, el papel del Congreso en el proceso de normalización es pequeño.

Está claro que un Presidente, utilizando la autoridad inherente de la oficina, puede dirigir a  EEUU hacia allí. Cuando llegue el momento, sigue habiendo una serie de pasos que EEUU – y Cuba – deben tomar para establecer verdaderamente las relaciones entre los dos enemigos de la Guerra Fría que van más allá del sólo hecho del levantamiento del embargo. Sin embargo, algunos de los elementos más punitivos del embargo podrían convertirse en herramientas de creatividad, la diplomacia centrada por acciones ejecutivas. La pregunta es cuándo, no cómo.

*Robert Muse es abogado y tiene su bufete en Washington.

(Tomado de Americas Quarterly . Traducido por Dariena Guerra para Cubadebate)


Oncólogo: “EE.UU. tiene tecnología para provocar cáncer a líderes indeseados”

Tras "epidemia" que afecta a presidentes latinoamericanos

Correo del Orinoco  - 11 noviembre 2014 -  Fuente/RT

Se han registrado varios casos de cáncer en los líderes latinoamericanos, sobre todo entre aquellos que intentan seguir una política independiente y resistir a la expansión estadounidense, ya en 2011 subrayó el difunto presidente de Venezuela, Hugo Chávez

La ‘epidemia’ de cáncer que afecta desde hace años a los presidentes de Latinoamérica que practican una política independiente podría haber sido orquestada por EE.UU. con el objetivo de eliminar a los líderes indeseados, cree un oncólogo ruso.

“La versión de que EE.UU. ha desarrollado y usa una tecnología que permite causar el cáncer con el fin de eliminar a los líderes no deseados tiene todo el derecho de existir”, opina uno de los principales profesores del Centro de Investigación del Cáncer de Rusia. En una entrevista con la agencia de noticias Regnum, el médico afirmó que el ‘vecino del norte’ de América Latina está observando de cerca los procesos en la región y, cuando estos afectan a los intereses de EE.UU., utiliza diversos medios para tratar de encauzarlos a su gusto.

“El nivel de desarrollo de la tecnología, en particular en el campo de las ondas de radio, sin duda, está a un nivel alto en EE.UU”, añadió el profesor al aclarar que expresa su opinión personal y no puede proporcionar pruebas tangibles de que los presidentes de los países latinoamericanos fueron irradiados por Washington. “Y es poco probable que alguien tenga estas pruebas. Son muy difíciles de detectar”, concluyó el experto.

Se han registrado varios casos de cáncer en los líderes latinoamericanos, sobre todo entre aquellos que intentan seguir una política independiente y resistir a la expansión estadounidense, ya en 2011 subrayó el difunto presidente de Venezuela, Hugo Chávez. El comandante Chávez fue advertido por el líder de la Revolución cubana, Fidel Castro, que fue uno de los primeros en destacar el “origen infeccioso” del cáncer de los mandatarios latinoamericanos.

Así, en el 2009, a la entonces candidata a la Presidencia de Brasil, Dilma Rousseff, le diagnosticaron un tumor linfático. Y en 2011 al expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva le detectaron un tumor canceroso en la laringe. Ambos políticos se curaron tras el tratamiento. El mismo año los médicos anunciaron la remisión completa del linfoma del presidente de Paraguay, Fernando Lugo. En cambio, el diagnóstico del cáncer de tiroides de la presidenta argentina, Cristina Kirchner, no fue confirmado.


Obama y Putin sostienen breve encuentro en Beijing

Publicado en Cubadebate el 11 noviembre 2014


El presidente de Estados UnidosBarack Obama, sostuvo un breve encuentro este lunes con su homólogo de RusiaVladimir Putin, según indicó un alto funcionario norteamericano.

La cita ocurrió en el marco de la Cumbre Asia-Pacífico que se celebra en China y a la cual asisten ambos mandatarios.

Según la fuente, el encuentro fue breve y no tuvieron tiempo para abordar los problemas que enfrentan desde hace meses al Kremlin y la Casa Blanca.

El encuentro de Obama y Putin ha sido el primero desde que ambos mantuvieron una breve conversación sobre la crisis ucraniana durante las conmemoraciones en Francia del 70 aniversario del desembarco de Normandía, en junio pasado.

(Con información de agencias)


Médicos sin Fronteras pone a Cuba como ejemplo frente al ébola y a España como contraejemplo: los medios españoles... callan

José Manzaneda, coordinador de Cubainformación

Cubainformación - Viernes, 31 de Octubre de 2014

Así de claro era José Antonio Bastos, presidente de Médicos sin Fronteras España: "Me gustaría que comparásemos la respuesta del Gobierno cubano y la del Gobierno español, por ejemplo. El Gobierno cubano ha mandado 160 profesionales de salud que piensa aumentar a 300. Es el gobierno que ha dado una respuesta más rápida, más eficaz y más contundente a esta epidemia en el oeste de África. Eso es bastante impresionante, si comparamos las posibilidades de cada gobierno". La mayoría de los grandes medios españoles han pasado por alto la incómoda comparación entre Cuba y España.


"Me gustaría que comparásemos la respuesta del Gobierno cubano y la del Gobierno español, por ejemplo. El Gobierno cubano ha mandado 160 profesionales de salud que piensa aumentar a 300. Es el gobierno que ha dado una respuesta más rápida, más eficaz y más contundente a esta epidemia en el oeste de África. Eso es bastante impresionante, si comparamos las posibilidades de cada gobierno" (1).

Así de claro era José Antonio Bastos, presidente de Médicos sin Fronteras España, quien criticaba al Gobierno español por su aportación frente al ébola de apenas medio millón de euros, “una cantidad ínfima” según la ONG (2), y que “es -añadía- la mitad de lo aportado por un país (mucho más pobre) como Bolivia” (3).

Podemos leer esto en una nota de la agencia Europa Press (4). Sin embargo, la mayoría de los grandes medios españoles, incluso utilizando partes de esta nota, han pasado por alto la incómoda comparación entre Cuba y España realizada por Médicos sin Fronteras (5).

Entre los diarios de gran tirada, solo El País la menciona de pasada (6). Ninguno de los informativos de televisión que recogieron la rueda de prensa la mencionó tampoco (7).

El presidente de Médicos sin Fronteras España criticaba también a las grandes potencias, como EEUU, Francia y Reino Unido, cuyas promesas de envío de materiales y profesionales se han quedado, a día de hoy, en palabras: “Los equipo de Médicos sin Fronteras en el terreno no (hemos visto) (...) todavía nada” (8).