domingo, 13 de noviembre de 2011

Bochornoso espectáculo en Hialeah, Florida

Por Lázaro Fariñas*

Foto Virgilio PONCE - Martianos-Hermes-Cubainformación

Los cubanos de la ultraderecha miamense constantemente piden que el socialismo imperante en Cuba sea cambiado, y que allí se implante un verdadero sistema de democracia representativa, en el que hayan elecciones periódicas y donde, además, se multipliquen los partidos políticos. Es curioso ese planteamiento de estos individuos que, mayoritariamente, buscan asociarse políticamente con el ex dictador cubano Fulgencio Batista. Sin reparar en que de la Cuba que dejó Batista cuando salió huyendo del país hace más de cincuenta años, no queda ni el recuerdo, estos elementos tratan de seguir viviendo en el pasado o en el pasado de sus progenitores y exaltan al gobierno del antiguo dictador como modelo a copiar de nuevo. Aún siguen hablando de restaurar en la isla la constitución de 1940, sin tener en cuenta que fue esa constitución la misma que, en marzo de 1952, su admirado caudillo tiró al cesto de basura y empezó a gobernar por decretos, con aquellos famosos estatutos constitucionales.

Esa Cuba de los cincuentas ha sido transformada en Miami, gracias a la amplia imaginación de estos personajes, en algo así como una verdadera prolongación del paraíso celestial aquí en la tierra.

En Cuba, según ellos, todo era maravilla, la gente vivía feliz, bien alimentados y educados, la alegría del pueblo era desbordante y el apoyo al sistema imperante era total. Es increíble que una tesis como esa aún tenga vigencia en esta ciudad de Miami.

¿Si todo era así como lo pintan, cómo es que la Revolución triunfó con el apoyo aplastante de la población?

Lo curioso de todo esto es que algunos de los que proclaman estas ideas apoyaron y aplaudieron la Revolución en diferentes etapas de sus vidas. Hoy se han vuelto batistianos en este llamado exilio cubano que poco a poco se ha ido disolviendo en la nada, para dar paso a una comunidad de cubanos residentes en el exterior.

Esa comunidad de cubanos tiene en este Condado de Miami Dade una ciudad que bien se podría decir que es una pequeña copia de alguna ciudad de Cuba de los años cincuenta. La ciudad en cuestión es Hialeah, la cual está poblada mayoritariamente por cubanos. Desde hace más de cuarenta años que los funcionarios que la controlan son de origen cubano. Alcalde, concejales, jefe de la policía, bomberos, etc., son cubanos de nacimiento o son hijos en primera generación de cubanos residentes aquí. En época de elecciones, las calles se llenan de pasquines y la radio se llena de anuncios electorales. Los candidatos se insultan unos a otros, mientras la brujería y los robos de boletas se convierten en el orden del día. La institución que fue tan famosa en la Cuba republicana, la de los "manengues" y los sargentos políticos, ha surgido con tanta o más fuerza que en aquella Cuba de antes del 59. La compra de votos, los muertos votando, las boletas ausentes, etc., son cosa cotidiana en cada elección que se lleva a cabo en Hialeah.

Ahora estamos en época de elección. El martes 15 de noviembre se elegirá al alcalde y varios concejales. Estas elecciones son de segunda vuelta, ya que los candidatos no lograron recibir los votos necesarios para ser elegidos en la primera. El alcalde actual fue nombrado provisionalmente ante la renuncia del anterior, y ahora aspira a conseguir los votos que necesita para un término regular en la alcaldía. Lo reta un veterano en la política de esa ciudad, la que gobernó por veinte años. Los insultos que se han dicho entre ambos candidatos han sido increíbles y algunos de ellos imposible de radiar, debido al uso de malas palabras.

Aquí ha habido elecciones vergonzantes, pero creo que esta se lleva el primer lugar. Tan es así que, hace unos días, se presentó en el recinto en el que se llevaban a cabo votaciones anticipadas una guagua de colegio y de ella se empezó a bajar un desfile de ancianos, algunos de ellos con botellones de oxígeno, otros en sillas de rueda, en andadores, con muletas, con bastones y uno que otro casi cargados. Era un espectáculo horrible el ver a aquellos pobres infelices que habían sido sacados de un asilo y llevados a aquel lugar para que votaran por el alcalde actual. Cuando los reporteros le empezaron a hacer preguntas, algunos no sabían ni sus nombres, otros eran retrasados o con desequilibrios mentales. A uno de ellos se le cayó el pantalón y quedó en culeros en plena vía pública. Según los reporteros, ninguno tenía documentos para votar, pero sin que nada se explique hasta este momento, votaron. No hay formas de describir aquel espectáculo vergonzoso, donde la dignidad humana se arrastró por el piso. La dueña del asilo declaró que esos ciudadanos tenían derecho al voto y que por lo tanto lo estaban ejerciendo. Eran seres abandonados en la vida, que fueron utilizados como bala de cañón para dispararle al enemigo. A pesar de que en Miami se han visto cosas verdaderamente inverosímiles, este espectáculo sobrepasó todas las medidas y los límites.

Me imagino que eso será motivo de algún tipo de investigación por parte de las autoridades, ya que este hecho ha sido motivo de escándalo público y las leyes de La Florida no permiten que personas con discapacitación mental puedan votar.

Esto se da en Hialeah, la ciudad más cubana de La Florida y estas son la elecciones que quieren para Cuba estos elementos. Esa es la Cuba que añoran, esa es la democracia representativa que desean. Se van a quedar con las ganas de ver implantada en Cuba semejante aberración.

*Lázaro Fariñas periodista cubano residente en EE.UU.


Democracia en Hialeah y “demócratas cubanos”

Por Lorenzo Gonzalo*

Foto Virgilio PONCE - Martianos-Hermes-Cubainformación

Recientemente hubo elecciones en la ciudad de Hialeah, perteneciente al Condado Miami-Dade, ubicado en el Estado de La Florida.

Los escándalos alrededor de estas elecciones han sido los mismos que ocurren siempre en los procesos electorales de Estados Unidos y reflejan las dificultades que presenta el sistema electoral de partidos, para una participación ciudadana que finalmente no quede transformada en un circo.

Unas elecciones suponen ser uno de los vehículos a través del cual la ciudadanía participa en la solución de sus problemas. Uno de ellos es que los fondos públicos, provenientes de las comunidades, se utilicen racionalmente y sobre todo no desaparezcan por manipulaciones corruptas.

Pero no se justifican elecciones, sin una discusión de las actualidades comunitarias con la participación de quienes viven en ellas. La manera de hacerlo puede ser muy variada y no tendría que excluir a organizaciones políticas siempre y cuando, estas no sean las aspirantes al cargo. Tampoco aplicaría la presencia de organizaciones semejantes, aun en el caso de que los elegidos gobernaran luego al margen de las mismas, como supone ser en Estados Unidos, donde no se elige a los partidos sino a sus candidatos.

Lo anterior es difícil de precisar y se presta a confusiones y violaciones que son palpables en el interminable proceso electoral en el cual ha devenido la gobernación estatal.

George Washington, al igual que los demás fundadores de la nación llamada Los Estados Unidos de América, tenía claro el peligro de los partidos. De aquí que dijera al respecto en su discurso de despedida:

“Todo lo que impide la ejecución de las leyes, todas las combinaciones y asociaciones bajo cualquier motivo plausible con designio de turbar, oponerse, violentar las regulares deliberaciones de las autoridades constituidas, son destructivas de los principios fundamentales, y de una tendencia peligrosa. Ellas dan nacimiento a las facciones, y les prestan una fuerza extraordinaria. Ellas colocan en lugar de la voluntad delegada de la nación la voluntad de un partido, y las miras pequeñas y artificiosas de unos pocos, y siguiendo los alternativos triunfos de las facciones diferentes, dirigen la administración pública por mal concertados e intempestivos proyectos, no por planes consistentes y saludables, dirigidos por consejos comunes, y modificados por intereses recíprocos”.

Los problemas resultantes de las facciones que crearon los partidos políticos y finalmente el engendro de los dos grandes “contendientes” que, como manera obvia de marcar la división preconizada por Washington se convirtiera en Dos Grandes Partidos, lo palpamos en las crisis que a diario nos perturban la existencia y perjudican nuestros particulares estilos de vida.

Las discusiones al uso en los locales municipales, no solucionan los requerimientos de una real democracia. Las “puertas abiertas” de esos locales, donde a penas cien personas pueden reunirse, no representan un vehículo apropiado para debatir el camino general de las posibles soluciones requeridas por las comunidades. En realidad, este procedimiento al uso, aviva la división partidaria, porque a estas reuniones no asisten los ciudadanos comunes. No significa esto que estimemos posible que toda la ciudadanía se va a interesar por participar, pero la restricción de espacio y la poca cobertura recibida para esos supuestos debates, no alienta la participación masiva. Sobre todo no ayuda a la educación ciudadana, para que busquen ellos mismo cómo reducir la autoridad del gobierno en la solución de sus problemas, participando en la búsqueda de estos con propuestas varias que solamente nacen de quienes los padecen. Para esto hace falta más de un local municipal, y como eso no es factible, se requeriría una reforma total del procedimiento electoral y partidista.

Los presupuestos de Hialeah como el de las demás ciudades crecen. Nunca se equilibran en un punto o se reducen. Los impuestos a las propiedades cuando sus valores aumentan, también aumentan y al final quienes reciben estos aumentos son una multitud de compañías que cada vez cobran más por sus servicios de mantenimiento y construcción y también la masa de burócratas que reciben salarios capaces de ruborizar a los más eficientes empresarios de las mayores corporaciones.

Hialeah ha ido de un escándalo a otro por el oscuro manejo de sus finanzas.

Los alcaldes que se disputaron la contienda fueron Carlos Hernández y Raúl Martínez quien ocupó ese cargo durante más de veinte años y ahora vuelve a aspirar. De los dos, éste último tiene mejor recordación porque resolvió gran cantidad de problemas, entre ellos la atención de los ancianos y los retirados y las grandes ineficiencias del drenaje público que aquejaba a la ciudad, al margen de que terminó su último período dejando un superávit en el presupuesto.

Pero como el asunto no se refiere a quién es mejor o peor sino quién convence a los pocos electores dispuestos a votar y qué procedimientos se aplican, al margen de su legitimidad para ganar el certamen, el resultado final se ve plagado de irregularidades.

El bochorno en esta ocasión es un hecho repetido durante muchos años y que ha sido manipulado desgraciadamente por un grupo de cubanos de origen que se han dedicado a sostener a capa y espada el poder político de la ciudad y han querido convertir las elecciones estadounidenses en un partido de oposición al gobierno cubano. Parece surrealista pero es así de fantasioso, aunque en la realidad constituya un peligro y un bochorno sin nombre.

Estas personas, en su mayoría de origen cubano, con ayuda de otros de diferentes nacionalidades, entrenados debidamente por ellos, llevan a votar a personas mayores, muchas de ellas incapacitadas hasta el punto de la vergüenza, como el caso reciente en estas últimas elecciones, donde a un anciano se le cayeron los pantalones y quedó en pañales frente a los desconcertados votantes que estaban en la sala.

La trampa consiste en que esas personas se presentan en los centro de ancianos con un ómnibus y “cargan” con ellos como si fueran mercadería. Previamente, los mismos han sido instruidos de cómo deben votar por algunos miembros del personal interno de esos centros, quienes reciben algunos privilegios por su cooperación en la trampa.

Quienes asistimos habitualmente a las casas de ancianos, y hablamos con ellos en los pasillos, sabemos que son influenciables, sobre todo por quienes de algún modo los atienden todos los días. Son personas con mucho miedo y temen perder lo poco que las circunstancias le ofrecen a sus vidas.

Bochorno de elecciones que se repiten desde hace muchos años.

Lo triste es que quienes se prestan a esto, representan a personas que pretenden llevar, según ellos, “la democracia a Cuba”.

Nos parece mejor que Cuba continúe por el camino de llegar a la democracia por sí sola. Quizás mientras más se demore, mejores oportunidades de que el sueño quede realizado con una ventana permanente al futuro y sobre todo para que hayan desaparecido totalmente de la memoria, tácticas y métodos que nada tienen que ver con un Estado serio.

Miami, 12 de noviembre del 2011

*Lorenzo Gonzalo periodista cubano residente en los EE.UU. y subdirector de Radio Miami


Clase magistral de hipocresía: Sarkozy adula a Netanyahu y le habla pestes de Irán

Publicado en Cubadebate el 13 Noviembre 2011

Nicolás Sarkozy

El presidente francés, Nicolas Sarkozy, ha enviado una afectuosa carta al primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu, días después de llamarle “mentiroso” en una conversación privada con Barack Obama, informa hoy el diario “Yediot Aharonot”.

Remitida este fin de semana, la misiva está firmada de puño y letra por el presidente francés con las palabras “Con amistad”, en un gesto poco habitual en el ámbito de la diplomacia.

La carta, entregada a Netanyahu por el embajador francés en Tel Aviv, Christophe Bigot, contiene un duro lenguaje contra Irán, cuyo programa nuclear Israel percibe como una amenaza existencial.

Por ejemplo, Sarkozy acusa a Teherán de diseminar “mentiras propagandísticas” y promete que París liderará los esfuerzos de imponerle duras sanciones en la próxima reunión de la Junta de Gobernadores de la Agencia Internacional de la Energía Atómica.

El pasado día 3, en una conversación privada con Obama durante la cumbre del G20 en Cannes escuchada de manera fortuita por los periodistas, Sarkozy dijo de Netanyahu: “Ya no le soporto, es un mentiroso”, a lo que su colega estadounidense respondió: “Tú estás harto, pero yo lo tengo que tratar todos los días”.

(Con información de EFE)


Interpretan canción a favor del movimiento "Ocupemos" durante cena de líderes de APEC

El artista llegó con una camiseta en la que podía leerse "Ocupemos con Aloha". (Foto:YesLab)

TeleSUR 13-11-2011

Un popular cantante hawaiano convirtió una cena rodeada de medidas de seguridad para los líderes del Foro Asia Pacífico en Hawai, en una plataforma de protesta, cuando interpretó una canción a favor del movimiento anticapitalista "Ocupemos".

Makana debía tocar música típica hawaiana el sábado por la noche en el lujoso hotel de la mítica playa de Waikiki donde cenaban los mandatarios de las 21 economías de la APEC que se reúnen anualmente para hablar de comercio.

El artista llegó con una camiseta en la que podía leerse "Ocupemos con Aloha", un mensaje que combina el nombre del movimiento contrario a las políticas de la economía capitalista con la palabra hawaiana que entre otras cosas significa paz y amor.

Y les cantó a los presidentes una maratón de su nueva canción de protesta, "We are the many" (Somos la mayoría), que acaba de lanzar y que interpretó en muchas y múltiples versiones durante largo rato.

"Estaba muy nervioso. De hecho, estaba aterrado. Pensaba '¿cuáles serán las consecuencias de lo haré?'. Fue muy cómico. Estaba aterrado pero también lo disfruté", explicó Makana, de 33 años, a la AFP.

Makana, cuyo nombre real es Matthew Swalinkavich, dijo que la canción molestó a unos pocos de los presentes, pero la pareja presidencial estadounidense parecía demasiado absorbida con sus invitados como para darse cuenta de lo que ocurría.

Mientras cantaba, unos 400 manifestantes que incluían a opositores a la globalización y activistas hawaianos por los derechos humanos marcharon hacia el lugar de la cena, al que no pudieron llegar por las medidas de seguridad.

La canción de Makana era probablemente la que menos se esperaban los mandatarios: denuncia a los políticos en Washington, la avaricia corporativa y un injusto sistema económico en Estados Unidos.

Como si fuera poco, la canción tiene un estribillo que reza: "Vamos a ocupar las calles, vamos a ocupar las cortes, ocuparemos sus oficinas, hasta que obedezcan a la mayoría, no a unos pocos".

El cantante pronunció estas palabras con música, "una y otra vez", por 40 minutos, cambiando ritmos. Y la cena siguió su curso.


EL SALVADOR: Ministro de Defensa mintió en caso granadas de mano

Francisco Elías Valencia
Redacción Diario Co Latino
El Ministro de la Defensa Nacional, General David Murguía Payés, quien figura entre los posibles sucesores de Manuel Melgar, en la cartera de Justicia y Seguridad, mintió cuando informó de la recuperación de granadas de mano que posiblemente iban a parar en manos del crimen organizado, luego que no se cumpliera la orden de destruirlas.
Y es que de acuerdo a informantes, digno de todo crédito, informaron a Diario Co Latino, que el número de granadas que iban a ser destruidas, por supuesto desperfecto o mal estado, superaban las nueve mil, lo que significa, que unas siete mil granadas fragmentarias están en poder del crimen organizado nacional o internacional.
En un informe dado por el General Payés a diferentes medios de comunicación, en abril pasado, el ejército habría evitado que un mil 800 granadas, que debería ser destruidas en el área de adiestramiento de la Hacienda El Ángel, fueran a parar en manos del crimen organizado, tras denunciar que los encargados de destruirlas simularon explosiones, dejando intactos los artefactos.
Sobre este hecho hay dos soldados y dos sargentos detenidos, pero, según las fuentes, que prefirieron el anonimato, los detenidos, quienes en un principio solo iban a estar arrestado un mes, no tienen mayor responsabilidades en el caso, pues, su trabajo solo fue cargar los sacos de granadas hasta el lugar de su destrucción.
Las fuentes cuestionan el porqué se solicitó la destrucción de tantas granadas, pues aseguran que estas solo sufren daños en las espoletas y no en el cuerpo, es decir, el depósito, que contiene el material explosivo plástico y metales. Y si ese es el caso, lo único que se debe destruir es la espoleta, y sustituirla por otras.
Por lo anterior, las fuentes cuestionan porqué no se ha investigado al coronel Benítez Hidalgo, Comandante del Comando de Ingenieros de la Fuerza Armada, quien dio fe de la destrucción del total de granadas fragmentarias.
Cuando el general Murguía Payés, informó de la recuperación de las 1800 granadas, debió de informar que las que serían destruidas eran nueve mil, y no esa cantidad, dijeron las fuentes.
Hasta hoy, dicen, desconocen que hayan pesquisas para investigar del paradero de las siete mil granadas restantes, pues, hay seguridad de que no fueron destruidas, y quedo su simulado, tal como se comprobó con la recuperación de las un mil 800 granadas.
De acuerdo con encuestas periodísticas, el ejército puede ser un garante para la seguridad del país, pues, se supone que no puede ser permeable por el crimen organizado, sin embargo, hay evidencias, como en el caso de las granadas de mano, todo lo contrario.
En este mismo año también fue capturada una teniente, cuando la inteligencia militar la sorprendió cuando se disponía a vender tres fusiles hurtados de los almacenes de la fuerza armada. Por cierto, la oficial Emilia Santos, quien está en prisión, es hijastra del coronel Calderón Hurtado, es Jefe del Estado Mayor Conjunto de la Fuerza Armada. Hay indicios que la teniente podría recuperar la libertad en los próximos días, pues la defensa, ha utilizado las mismas declaraciones del General Murguía Payés para hacerle la defensa.
Antes de este caso, hubo el de un capitán, conectado con los carteles de Colombia, quien negociaban armas sustraídas de la Fuerza Armada, pero fue capturado por la DEA, en Estados Unidos. O sea, hay suficientes hechos como para comprobar que la Fuerza Armada también puede ser infiltrada por el crimen organizado.
Otros casos
Las fuentes anónimas también mostraron su descontento porque el Ministro de Defensa llevó a cargos claves o importantes a familiares o muy cercanos. Por ejemplo, en ISPFA, colocó a su compadre, el coronel René Díaz Argueta, además de un hermano, a cargo de una de las gerencias. Otro hermano fue colocado en el Comando de Apoyo Logístico de la Fuerza Armada.
Asimismo, reciente del General Murguía Payes la violación del reglamento de uniformes, un símbolo de gran relevancia en la vida castrense. Un ejemplo de esto es el uso del uniforme del Bicentenario.
Según las fuentes, este pretendía ser un informe para nuevos rangos que pretenden ser creados en el Estamento Militar: General de Ejército y General en Jefe.
Además, los oficiales reciente los dos ascenso que tuvo el ministro, en menos de un año, lo que supuestamente fue una violación de la ley.
En los últimos días se ha rumorado que el General Payés podría sustituir a Manuel Melgar en el Ministerio de Justicia y Seguridad, lo que para diversos sectores y personalidades sería una violación al Acuerdo de Paz, que negoció, y así quedó establecido en la Constitución, que la Fuerza Armada se dedicaría a la defensa de la soberanía nacional, mientras que la Policía Nacional Civil a la seguridad pública. Por lo que tener a un militar en el Ministerio de Seguridad, desde donde se canaliza cualquier cambio o rumbo de la PNC.

Penurias de quienes son enviados a hacer las guerras

Los veteranos de guerra en Estados Unidos enfrentan situaciones críticas de desempleo, falta de viviendas y cuidados de salud
Juventud Rebelde
digital@juventudrebelde.cu
13 de Noviembre del 2011 1:04:45 CDT
WASHINGTON, noviembre 12.— Un gran número de veteranos de guerra en Estados Unidos enfrentan situaciones críticas de desempleo, falta de viviendas y cuidados de salud, indica un estudio del grupo The 100 000 Homeless Campaign, reseñado por PL.
La investigación plantea que pese a representar solo el nueve por ciento de la población del país, los veteranos constituyen el 15,2 por ciento de las personas sin hogar.
Lo más alarmante, quizá, es que los veteranos tienen 11 puntos porcentuales más de probabilidades de desarrollar enfermedades mortales y morir en las calles, en comparación con los demás desamparados.
Los que regresaron de conflictos militares como promedio están sin hogar por más tiempo, tienen más edad y sufren de múltiples enfermedades, tanto mentales como físicas, agrega.
El estudio encontró, además, que aparte de los problemas de salud graves, estas personas enfrentan altos niveles de desempleo. Ellos regresan a casa con una tasa desproporcionada entre las personas sin hogar por las ejecuciones hipotecarias y los desahucios.
En 2010, precisa, la friolera de 75 000 ex soldados de Iraq y Afganistán en Estados Unidos se quedaron sin hogar, durmiendo en las calles.
En declaraciones del veterano de guerra de Iraq, Michael Prysner, al sitio digital RT.com, este asegura que existe una tasa de desempleo del 30 por ciento para los que combatieron en las últimas guerras, el triple del promedio nacional.
Al respecto, el presidente Barack Obama instó este sábado al Congreso a aprobar un plan de creación de empleos, al afirmar que los veteranos que se reinserten en la vida civil deben ser capaces de encontrar trabajo.
En un mensaje transmitido por radio e Internet destinado a conmemorar el Día de los Veteranos, que se celebró el viernes en Estados Unidos, el mandatario dijo que más de 850 000 ex soldados de las fuerzas armadas están desempleados ahora.

Con los puntos sobre las íes

Respeto a la soberanía: eje por donde pasa el acuerdo suscrito la semana que concluye entre Bolivia y Estados Unidos, para reanudar las relaciones

Aunque aboga por cero narcotráfico, Bolivia demanda que se respete el uso tradicional de la hoja de coca. Autor: Getty Images

Marina Menéndez Quintero
marina@juventudrebelde.cu
13 de Noviembre del 2011 1:15:29 CDT


Colaboración de Estado a Estado, diálogo político y lucha conjunta contra el narcotráfico. Son esos los tres pilares sobre los que se sustentará el restablecimiento de relaciones entre Bolivia y EE.UU.: de igual a igual.


Así ha quedado estampado en el acuerdo marco suscrito la semana que concluye por los respectivos vicecancilleres. El acontecimiento, que hace tres años se negociaba luego de la expulsión de La Paz del embajador estadounidense Philip Goldberg, de ninguna manera iba a cristalizar si no quedaban las cosas como han sido estampadas. Bien claras.


Ni gesto de genuflexión de parte de Bolivia —aclaró en su momento su vicepresidente Álvaro García Linera—, ni sumisión, remarcó el jefe de Estado, Evo Morales, quien ha apuntado que desde ahora EE.UU. debe respetar las leyes y la Constitución bolivianas. No volverán los tiempos de la dependencia; ni del intervencionismo.


No podía ser de otra manera luego que el ejecutivo del Movimiento al Socialismo (MAS) recuperara para su país el derecho a la autodeterminación y a la dignidad frente a la nación que por centurias se ha sentido ama.


La salida por la puerta trasera de Goldberg —un diplomático que venía con pésimo historial de la antigua Yugoslavia, a cuya balcanización contribuyó, y que en Bolivia alentaba el separatismo para dividir la nación y dar al traste con el Gobierno de Evo— marcó el punto de inflexión del que Washington debió aprender la lección.


Digo, si es que todavía aspira, como anunciara el presidente Barack Obama en su ya lejano discurso de la Cumbre de las Américas de Puerto España, a una nueva relación con América Latina.


Es más: el acuerdo bien podría servir a la Casa Blanca de modelo para esos vínculos cordiales que, ha declarado, aspira a sostener con el sur del hemisferio. Con escasas excepciones, a estas alturas muchos en Latinoamérica no permitirán la vuelta a los viejos tiempos en los que el Norte decidía.


También habría que preguntarse hasta dónde seguirá siendo sostenible para la Casa Blanca mantener hacia nuestros países la política del garrote con el que azota, por ejemplo, a Venezuela, incluida injustamente en la lista negra de los países que no colaboran en el enfrentamiento al narcotráfico, como castigo por su ejercicio de independencia; o a la propia Bolivia, también descertificada. Y qué decir de esta Cuba indoblegable y, por eso, hace más de 50 años bloqueada.


El nuevo Ecuador tampoco le permite ya injerencias, ni Nicaragua, ni Argentina... (¿Son castigados nuestros países o es EE.UU. el que se aísla?)


De vuelta al acuerdo, vale repasar las declaraciones del canciller boliviano, David Choquehuanca, según el cual, el texto también establece la conformación de una comisión conjunta que evaluará periódicamente el estado de los nexos y propondrá medidas para su fortalecimiento, con la posibilidad de abordar diversos temas. Entre ellos, por ejemplo, uno tan trascendente para los bolivianos como la extradición del ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada, con asilo político en Estados Unidos a pesar de que es solicitado por la justicia de su país para que responda por la masacre que ordenó, en agosto de 2003, contra el movimiento social que se levantó hasta lograr que dimitiera.


Otro aspecto importante es el que establece que el enfrentamiento al narcotráfico se realizará de manera conjunta y con responsabilidad com-par-ti-da.


Precisamente, uno de los pasos de mayor soberanía dados por Evo y el MAS ha sido sacar del país a la desprestigiada DEA, el Departamento Antidrogas de EE.UU. Ello asestó un golpe mortal en Bolivia a la falsa cruzada declarada por Washington al narcotráfico, que solo ha perseguido camuflar su injerencismo en América Latina y, concretamente, en las naciones andinas.


Terminaron así de una vez la impuesta erradicación forzosa de los cultivos de coca, la planta ancestral de la cultura indígena, cuya existencia en cantidades limitadas Evo ha defendido con un lema simple —«coca no es cocaína»—, y la presencia ofensiva de los agentes yanquis, a quienes se les permitía hasta la potestad de dar órdenes a la policía y a los militares bolivianos.


No volverá la DEA, ha reiterado Morales, y mucho menos la USAID (la denominada Agencia de EE.UU. para el Desarrollo Internacional), mampara de los planes de inteligencia del Departamento de Estado y cuyos fondos, supuestamente dirigidos a fomentar la democracia y ayudar a los pobres estaban destinados, en realidad, a subvertir.


Según afirman los investigadores Eva Golinger y Jean-Guy Allard en su libro La agresión permanente, las partidas de la USAID destinadas a Bolivia sumaban 86 millones de dólares en 2009 y 101 millones en 2010, a pesar de que hacía dos años se habían roto los nexos bilaterales.


Evo Morales sabe de qué habla cuando apunta que a partir de ahora se abre una nueva etapa en las relaciones con EE.UU. Y en Washington, donde los halcones no son nada tontos, deben haber entendido bien.



¿Irán por Irán?

Por Juan Gelman

Tomado de Página 12

El informe del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA) fechado el 8 de noviembre ha sacudido a las esferas políticas del mundo: señala que Irán se encamina a obtener una bomba nuclear y que no estaría lejos de conseguirla. El presidente israelí Shimon Peres anunció que un ataque militar de su país a las instalaciones nucleares iraníes sería más viable que cualquier gestión diplomática para convencer a Teherán de que ponga punto final a ese programa. Pareciera, sin embargo, que el revuelo ha entrado en una etapa de reflexión.

El gobierno israelí enfrenta un dilema de hierro: si ataca, no contaría con el apoyo de Occidente, ni de China ni de Rusia, desde luego, y ni siquiera de los países amigos-enemigos de Irán agrupados en la Liga Arabe. El propio Sarkozy, coautor de “la solución Libia”, declaró en abril que una intervención de esa naturaleza sería “desastrosa”. Leon Panetta, jefe del Pentágono, lo puso en palabras nítidas el jueves pasado: “Una acción militar contra el polémico programa nuclear de Irán podría tener consecuencias inesperadas” (Ha-aretz, 10-11-11). Panetta agregó que el ataque sólo retrasaría unos tres años como máximo la realización del programa y que “esa acción militar podría fracasar en el intento de frenar a Irán y además provocar repercusiones en otros países de la región y en las fuerzas de EE.UU. estacionadas en la zona”. Debería ser “el último recurso”, subrayó. Las demandas de Israel conocen el vacío.

La alternativa, que la ONU aplique por quinta vez sanciones económicas a Irán, tiene asimismo un futuro nebuloso y no sólo por la oposición china y rusa: la Casa Blanca tiene serias dudas al respecto. Le preocupa el efecto de tales medidas en el mercado de productos energéticos, del petróleo en particular. “Muchos funcionarios del gobierno (de EE.UU.) también temen que la imposición de sanciones nuevas y duras sea interpretada por Teherán como una declaración de guerra, lo que aumentaría la influencia de los elementos extremistas en Irán y podría alentar una ola de ataques terroristas contra objetivos estadounidenses y occidentales.” Y no sería imposible una severa réplica iraní, que amenazaría el libre tránsito de buques tanque por el Estrecho de Ormuz. El 40 por ciento del petróleo que consume el mundo pasa por ahí (www.haaretz.com, 10-11-11).

Hay otras incertidumbres. El informe de la OIEA está plagado de talveces y podrías (//graphics8.nytimes.com, 9-11-11): “Hay indicios de que algunas actividades indicativas del desarrollo de un artefacto explosivo nuclear continuaron después de 2003, y algunas podrían seguir en curso”. O: “El OIEA tiene información de un Estado miembro de que Irán ha emprendido la fabricación de cápsulas pequeñas como contenedores de un componente de material nuclear. El Organismo fue además informado por otro Estado miembro de que Irán también habría experimentado con tales componentes a fin de evaluar su capacidad de generar neutrones”. Y así.

El Dr. Olli Heinonen, un científico finés que trabajó 27 años en el OIEA, opinó que el documento “no tiene mucha información nueva” (www.haaretz. 10-11-11). Esto significaría que estaba en posesión del organismo desde hace tiempo y que su director anterior, el egipcio Mohammed ElBaradei, no la hizo pública tal vez porque pensó que era inconcluyente. De todos modos, los gobiernos de los países miembro del OIEA no la desconocían. Y el informe muestra que “el progreso (iraní) es lento” –señaló Heinonen–, empantanado como está en el cuello de botella del enriquecimiento de uranio.

Funcionarios israelíes acusan hoy a ElBaradei de agente iraní y de haber ayudado a Irán a obtener un arma nuclear por haber retenido la información recogida en el último informe del OIEA (www.nytnews.com, 9-11-11). En una entrevista otorgada meses atrás al semanario alemán Der Spiegel, ElBaradei formuló la denuncia especular: indicó que los funcionarios estadounidenses y europeos retenían documentos importantes y que “no estaban interesados en negociar con el gobierno de Teherán, sino en cambiar el régimen por todos los medios necesarios” (www.spiegel.de, 19-4-11).

La posición sobre Irán de Yukiya Amano, actual director general del OIEA y sucesor de ElBaradei, se registra en las filtraciones de WikiLeaks al británico The Guardian. Geoffrey Pyatt, representante estadounidense ante el organismo, informa el 16 de octubre de 2009 al Departamento de Estado que Amano le manifestó que “estaba sólidamente junto a EE.UU. en toda decisión estratégica clave, desde el nombramiento de los altos funcionarios hasta el manejo del programa supuestamente nuclear de Irán” (www.guardian.co.uk, 2-12-10). De la primera reunión que sostuvo con Amano después de su elección, Pyatt subraya “el muy alto grado de convergencia entre sus prioridades y nuestra propia agenda en el OIEA”. “Es un amigo de EE.UU.”, como se suele decir.

Es notorio que Israel posee armas nucleares –de 200 a 400, según diferentes estimaciones– y también que, como Corea del Norte, no es parte del tratado de no proliferación de armas nucleares, lo cual, a diferencia de Irán, le ahorra las visitas de los inspectores del OIEA. Como señala Gideon Levy, columnista del diario israelí Ha-aretz, “hay países que tienen permiso y otros que tienen prohibido” poseer armas nucleares. Las grandes potencias, por su parte, incumplen el cuarto capítulo del tratado de la ONU, que las obliga a desmantelarlas. Levy señala los dos pesos y las dos medidas de esa hipocresía: para Israel y EE.UU., la Unesco es mala porque aceptó a Palestina como miembro pleno. El OIEA es bueno porque alerta sobre el peligro nuclear iraní.

Y esto no significa ignorar de qué son capaces los fundamentalistas de Teherán, que bien se sabe en Argentina. El atentado de 1992 contra la embajada de Israel en Buenos Aires causó 29 muertos y 242 heridos. El atentado contra la AMIA de 1994, 85 muertos y 300 heridos. Argentina espera todavía que Teherán extradite a los diplomáticos iraníes involucrados para que se haga justicia.


Reflexiones del Compañero Fidel: Cinismo genocida (Primera parte)

Ninguna persona cuerda, especialmente aquellos que tuvieron acceso a los conocimientos elementales que se adquieren en una escuela primaria, estaría de acuerdo con que nuestra especie, de modo particular los que son niños, adolescentes o jóvenes, sean privados hoy, mañana y para siempre del derecho a vivir. Jamás los seres humanos a lo largo de su azarosa historia, como personas dotadas de inteligencia, conocieron experiencia semejante.

Me siento en el deber de transmitir a aquellos que se toman la molestia de leer estas reflexiones, el criterio de que todos, sin excepción, estamos en la obligación de crear conciencia sobre los riesgos que la humanidad está corriendo de forma inexorable, hacia una catástrofe definitiva y total como consecuencia de las decisiones irresponsables de políticos a quienes el azar, más que el talento o el mérito, puso en sus manos el destino de la humanidad.

Sean o no los ciudadanos de su país, portadores de una creencia religiosa o escépticos con relación al tema, ningún ser humano en su sano juicio estaría de acuerdo con que sus hijos, o familiares más allegados, perezcan de forma abrupta o víctimas de atroces y torturantes sufrimientos.

Tras los crímenes repugnantes que con frecuencia creciente viene cometiendo la Organización del Tratado del Atlántico Norte, bajo la égida de Estados Unidos y los países más ricos de Europa, la atención mundial se concentró en la reunión del G-20, donde se debía analizar la profunda crisis económica que afecta hoy a todas las naciones. La opinión internacional, y particularmente la europea, esperaban respuesta a la profunda crisis económica que con sus profundas implicaciones sociales, e incluso climáticas, amenazan a todos los habitantes del planeta. En esa reunión se decidía si el euro podía mantenerse como la moneda común de la mayor parte de Europa, e incluso si algunos países podrían permanecer dentro de la comunidad.

No hubo respuesta ni solución alguna para los problemas más serios de la economía mundial a pesar de los esfuerzos de China, Rusia, Indonesia, Sudáfrica, Brasil, Argentina y otros de economía emergente, deseosos de cooperar con el resto del mundo en la búsqueda de soluciones a los graves problemas económicos que le afectan.

Lo insólito es que apenas la OTAN dio por concluida la operación en Libia -tras el ataque aéreo que hirió al jefe constitucional de ese país, destruyó el vehículo que lo transportaba y lo dejó a merced de los mercenarios del imperio, quienes lo asesinaron y exhibieron como trofeo de guerra, ultrajando costumbres y tradiciones musulmanas- la OIEA, órgano de Naciones Unidas, una institución que debiera estar al servicio de la paz mundial, lanzó el informe político, tarifado y sectario, que pone el mundo al borde de la guerra con empleo de armas nucleares que el imperio yanki, en alianza con Gran Bretaña e Israel, viene preparando minuciosamente contra Irán.

Después del “Veni, vidi, vici” del famoso emperador romano hace más de dos mil años, traducido al “vine, vi y murió” transmitido a la opinión pública a través de una importante cadena de televisión tan pronto se conoció la muerte de Gaddafi, sobran las palabras para calificar la política de Estados Unidos.

Lo que importa ahora es la necesidad de crear en los pueblos una conciencia clara del abismo hacia dónde la humanidad está siendo conducida. Dos veces nuestra Revolución conoció riesgos dramáticos: en octubre de 1962, el más crítico de todos en que la humanidad estuvo al borde del holocausto nuclear; y a mediados de 1987 cuando nuestras fuerzas se enfrentaban a las tropas racistas sudafricanas, dotadas con las armas nucleares que los israelitas les ayudaron a crear.

El Sha de Irán también colaboró junto a Israel con el régimen racista y fascista surafricano.

¿Qué es la ONU?, una organización impulsada por Estados Unidos antes de finalizar la Segunda Guerra Mundial. Esa nación, cuyo territorio distaba considerablemente de los escenarios de guerra, se había enriquecido enormemente; acumuló el 80% del oro del mundo y bajo la dirección de Roosevelt, sincero antifascista, impulsó el desarrollo del arma nuclear que Truman, sucesor suyo, oligarca y mediocre, no vaciló en usar contra las ciudades indefensas de Hiroshima y Nagasaki en el año 1945.

El monopolio del oro mundial en poder de Estados Unidos, y el prestigio de Roosevelt, le permitió el acuerdo de Bretton Woods que le asignó el papel de emitir el dólar como única divisa que se utilizó durante años en el comercio mundial, sin otra limitante que su respaldo en oro metálico.

Estados Unidos, al finalizar aquella guerra, era también el único país que poseía el arma nuclear, privilegio que no vaciló en transmitirle a sus aliados y miembros del Consejo de Seguridad: Gran Bretaña y Francia, las dos más importantes potencias coloniales del mundo en aquella época.

A la URSS, Truman ni siquiera le informó una palabra del arma atómica antes de usarla. China, entonces gobernada por el general nacionalista, oligárquico y proyanki, Chiang Kai-shek, no podía ser excluido de aquel Consejo de Seguridad.

La URSS, golpeada duramente por la guerra, la destrucción y la pérdida de más de 20 millones de sus hijos por la invasión nazi, consagró ingentes recursos económicos, científicos y humanos para equiparar su capacidad nuclear con la de Estados Unidos. Cuatro años después, en 1949, probó su primera arma nuclear; la de Hidrógeno, en 1953; y en 1955 su primer megatón. Francia dispuso de su primera arma nuclear en 1960.

Eran solo tres los países que poseían el arma nuclear en 1957, cuando la ONU, bajo la égida yanki, creó la Organización Internacional de la Energía Atómica. ¿Imagina alguien que ese instrumento de Estados Unidos hizo algo por advertir al mundo los terribles riesgos a que expondría la sociedad humana cuando Israel, aliado incondicional de Estados Unidos y la OTAN, ubicado en pleno corazón de las más importantes reservas del mundo en petróleo y gas, se constituyera en peligrosa y agresiva potencia nuclear?

Sus fuerzas, en cooperación con las tropas coloniales inglesas y francesas, atacaron Port Said cuando Abdel Nasser nacionalizó el Canal de Suez, propiedad de Francia, lo que obligó al Primer Ministro soviético a transmitir un ultimátum exigiendo el cese de aquella agresión, que los aliados europeos de Estados Unidos no tuvieron otra alternativa que acatar.

Prosigue mañana.

Fidel Castro Ruz

Noviembre 12 de 2011

8 y 15 p.m.


CUBA: LAS RAICES Y LOS BIENES

Jorge Gómez Barata

Se afirma que el término “bienes raíces” procede del inglés donde se dice: Real Estate que podría traducirse como “bienes reales” (en el sentido de verdaderos); mientras otros afirman que originalmente se refería a “bienes del rey” debido a que, en la época feudal, el poder se sustentaba en la tierra de la que los monarcas eran amos. La alusión a las raíces se asocia a la capacidad de fijar ciertas cosas, como los árboles y las casas al suelo y a veces hacerlas inseparables.

Parece que por razones culturales, más allá del lenguaje y del Derecho, a nivel de la conciencia social se establece una relación en virtud de la cual, como por ósmosis, la tierra traslada a las cosas enraizadas en ella algunas de sus excepcionales cualidades. La tierra es eterna, no se crea ni se destruye y aunque cambie de propietarios y modifique su fisonomía, no se traslada de lugar, puede ser poseída pero no consumida. En términos filosóficos, la tierra nunca pertenece al hombre, sino a la inversa.

El progreso que trajo al escenario a la revolución tecnológica y al capitalismo cambió las bases del poder político, que dejó de asociarse a la tierra para vincularse más a la industria, el comercio, las finanzas y el dinero, excepto en Iberoamérica donde como en los tiempos feudales, la dominación de la oligarquía se afianzó en el latifundio y la plantación, bases del esquema económico agro exportador. En términos estrictamente civilizatorios, la preponderancia de la tierra recuerda a un anacronismo.

En Cuba la estatización de la mayor parte de las tierras y la prohibición del comercio de viviendas, provocó fenómenos económicos y sociales indeseados e incluso contrarios a los propósitos que tales estructuras y limitaciones perseguían.

Una persona, a la que supongo entendida, me comentó que autorizar la compraventa de viviendas, sólo en La Habana, significa lo mismo que construir 50 000 nuevas casas. En todo el país la cifra pudiera sobrepasar las 200 000 y otro añadió que entregar las tierras incultas a productores privados equivalía a hacer crecer la nación. Nadie debe temer: las casas y las tierras serán reposeídas, cambiarán de dueños pero no irán a ninguna parte ni dejarán de ser patrimonio de los cubanos.

De un plumazo, sin gastar un centavo ni una libra de cemento y sin realizar ningún llamamiento, se avanza en la solución del problema de la vivienda a miles de familias, se otorga solvencia económica a otros tantos y se convierte en agricultores productivos a muchas personas que de consumidores netos se transforman en productores. El anecdotario pudiera ser infinito.

Una persona cuyo padre falleció hace diez años, cerró su casa y fue a vivir con su madre; otro que enviudó y para no vivir solo se mudó con la hermana; una pareja que por razones personales decidieron acompañar a la suegra anciana en lugar de atenderla a distancia y dejaron vacía su morada y un joven que vivía con sus abuelos en una mansión enorme, se quedó como único ocupante y ahora, más que disfrutar, padece por la posesión de una casa con cinco dormitorios y demás facilidades para él solo.

En todos los casos se trata de personas pobres que cuentan con un valioso patrimonio que hasta hace muy poco era más carga que beneficio mientras, cerca de ellos hay otros igualmente desafortunados, aunque con miles de pesos, que no tienen un techo sobre sus cabezas porque hasta el más reciente decretazo no podían comprar ni fabricar sin violar la ley.

La magia no termina con la solución habitacional. Todo aquel que vende una vivienda que le sobra o no utiliza, adquiere solvencia económica, puede consumir e invertir, viajar o ayudar a algún pariente necesitado. De muchas maneras el dinero que es el combustible que mueve la economía interna sale del fondo de los cajones, circula y se redistribuye, al final llega a las arcas del Estado que lo utiliza para cubrir gastos sociales.

Con medidas de esa naturaleza y otras en curso, bienes inmovilizados y personas improductivas, se integran a la dinámica económica. No es la “mano invisible del mercado” la que obra milagros sino la racionalidad que desata los nudos que obstaculizan el desarrollo de las fuerzas productivas de los que habla el presidente Raúl Castro.

A propósito de las reformas económicas en marcha (oficialmente actualización del modelo) alguien comparó a la economía cubana, un lugar donde para 11 millones de habitantes existen más de 50 universidades y centros de educación superior que, en 50 años han graduado un millón de profesionales y uno de los sitios donde existen más ingenieros, agrónomos, veterinarios por hectáreas, con un corcel al que le recortan las riendas. No hay que invertir ni crear nuevas capacidades, tampoco dejar hacer al caballo, basta con aflojar y dejarlo galopar.

En este caso las bridas están formadas por preceptos de una concepción antediluviana del socialismo, prohibiciones absurdas, prejuicios infundados y exageraciones contra el mercado, la propiedad y el dinero. Tal vez a todo eso se refiere el presidente cuando exhorta y presiona para: “Desatar los nudos…” El más reciente alude a la liberación del mercado de bienes raíces en la Isla.

Tal vez no sea tan difícil dictar otras como por ejemplo en lugar de luchar contra la corrupción en las aduanas, cerrarlas y admitir que los cubanos que viajan o viven en el extranjero menos: drogas, armas, pornografía y algunos otros rubros socialmente peligrosos, puedan traer lo que quieran libre de impuestos. El país gana, se reduce el gasto público, se agilizan los servicios en los aeropuertos y se suprime un foco de corrupción. Nadie pierde y mucha gente será más feliz, excepto claro está, aquellos que lucran con las prohibiciones.

También pueden liberarse las remesas enviadas desde el exterior de todos los gravámenes, autorizar a particulares con licencia a importar, permitir que se formen pequeñas y medianas empresas y legislar para impulsar la cooperativización que es una forma de propiedad social y otras acciones.

Nadie debe temer a que la libertad introduzca la anarquía. En realidad un Estado popular, fuerte y legítimo como el existente en Cuba, con un poco más de democracia y transparencia puede lograr exactamente lo contrario. La libertad, la iniciativa y el orden no son adversarios ni compañeros de viaje del socialismo sino elementos de su esencia. Allá nos vemos.

La Habana, 13 de noviembre de 2011