miércoles, 17 de agosto de 2011

“El capitalismo solo sirve para los ricos”

Opositores cubanos liberados y enviados a España no se adaptan a la nueva vida

Guillermo Nova | La República | Madrid

Miércoles 17 de agosto de 2011

El opositor cubano Carlos Martín Gómez y seis familiares con los que llegó en marzo iniciaron una acampada frente al Ministerio de Asuntos Exteriores, en Madrid, para denunciar la expulsión del centro de acogida en el que vivían.

Este expreso fue desalojado de un centro de acogida junto a su familia tras ser acusados de supuestas agresiones físicas y amenazas al personal que trabaja para una organización humanitaria.

Como protesta desplegaron ante la sede de la cancillería varias banderas de Cuba y carteles en los que hacen “responsable” de su situación al Gobierno de España y otro que en el que aseguran: “No vinimos en patera”, en alusión a los miles de inmigrantes que en precarias embarcaciones anualmente intentan emigrar desde África a la península ibérica.

Martín Gómez niega que estuviese bebido o que amenazase con un cuchillo a alguien, porque según él eso es propio de “esa pila de negros de Sierra Leona y el Congo y de los marroquís, que solo buscan bronca en esos pisos”, tan seguro está de su inocencia que aseguró que se corta “las dos manos si soy culpable”.

Afirmó que su expulsión se debió a la denuncia pública de las “condiciones infrahumanas y de hacinamiento” en las que estaban viviendo en el centro de acogida de la Comisión Española de Ayuda al Refugiado (Cear).

El opositor aseguró que nunca hubo ni agresiones físicas entre ellos, ni amenazas al personal de la institución, tal y como informó en su momento Cear para justificar su expulsión junto su familia.

Fuentes de Cear, consultadas por este periódico, mantienen que los cubanos cometieron faltas consideradas como graves por las que fueron expulsados del centro que tiene esta organización en la ciudad de Málaga.

El capitalismo no es como se lo contaron

Martín Gómez señaló que un asesor del Cardenal Jaime Ortega le dio como única opción para su liberación la salida hacia España, aunque Laura Pollán, portavoz de las Damas de Blanco y esposa de uno de los 12 liberados que se quedaron en la isla, aseguró que "nadie ha obligado a ningún preso a que abandone el país".

El acuerdo de la liberación de 127 presos y su salida hacia España acompañados de 650 familiares, fue fruto de unas negociaciones tripartitas entre el Arzobispado de La Habana, el canciller español Miguel Ángel Moratinos y el gobierno cubano.

Su cuñado, Ramón, resguardado del fuerte sol bajo uno de los portales, me dice que ya se lo advirtió su padre antes de venir cuando le dijo que “el capitalismo no vale, eso solo es para los capitalistas, por eso se llama así, pero para los pobres como nosotros no sirve”.

A pesar de las críticas del derechista Partido Popular y de la administración norteamericana a las liberaciones de los presos cubanos, Carlos Martín aseguró que no reciben ninguna ayuda de esta organización política ni de la embajada estadounidense.

Los días de acampada callejeras los superan gracias a la ayuda de cubanos que emigraron por cuestiones económicas y trabajan ahora en establecimientos hosteleros de la zona, con amargura reconoce que la colonia anticastrista les ha dado la espalda ahora que han perdido su impacto mediático.

El excarcelado denunció la actitud de aquellos "hermanos cubanos" que están en España, "bien posicionados y recibiendo subvenciones del Gobierno español y se han robado toda la ayuda que también era para el resto".

Los planes que se hicieron antes de venir chocaron con la realidad de un país con más del 20 por ciento de la población sin empleo, que no entiende por qué en tiempos de recortes sociales hay que mantenerles y pagarles una manutención.

“Yo no sabía cómo era la situación aquí, porque cuando uno ve todo lo negativo que saca la televisión cubana piensa que es mentira y además en Artemisa, provincia de la que es originario, como en la mayoría de Cuba no se escucha la señal de Radio Marti eso es una cosa pa los habaneros”, señala.

Respecto a la política estadounidense hacia Cuba, afirmó que “no hay bloqueo sino embargo”, pero consideró que el presidente Obama y la CIA tienen que eliminarlo porque “no consiguió en cincuenta años derribar a la Revolución y solo sirve para que sufran los cubanos más débiles”.

Mientras continúan su protesta frente a la cancillería española, Carlos Martín Gómez considera que la solución al problema pasa por el envío del opositor y su familia a Estados Unidos o el retorno para el país de donde salieron.


EL SALVADOR. Movimientos sociales exigen extradición de militares a España

Leonor Cárdenas
Redacción Diario Co Latino


Representantes de diferentes movimientos sociales del país, se concentraron frente a las instalaciones de la Corte Suprema de Justicia (CSJ), para exigirle a los Magistrados cumplir la orden de extraditación a España de los militares relacionados en el asesinato de los sacerdotes jesuitas y sus dos colaboradoras.


Según el Sub director de FESPAD, Abraham Ábrego, tanto las víctimas como sus familiares tienen derecho a la verdad y a la justicia, por lo que considera necesario tramitar el pedido actual del juez español, sin demora alguna.


Ábrego aseguró que la Ley de Amnistía no es una excusa válida para no tramitar los casos de violaciones a los derechos humanos.


“Eso ha sido planteado en varias ocasiones por la misma Comisión Interamericana de Derechos Humanos y la Corte Interamericana de Derechos Humanos. Nosotros no queremos conflictividad sino reconciliación sobre la base del conocimiento de la verdad y el derecho que tiene cada víctima de violaciones a que se investigue y juzge a los responsables”, manifestó Ábrego.


La representante de CEMUJER, Ima Guirola, dijo que no es conveniente que el país, pese a los tratados internacionales esté encubriendo, a través de acciones de impunidad, a prófugos de la justicia.


“Exigimos a los Magistrados de la Corte Suprema de Justicia, resolver conforme a derecho y que sin más dilaciones se dé paso al proceso que tiene que ver con la orden de captura de los nueve ex militares vinculados en el asesinato de los sacerdotes jesuitas, su colaborado y hija”, agregó Guirola, quien además, dijo es preocupante que la voluntad política del Estado salvadoreño, se esté poniendo en duda “por los mismos actores nacionales”.

A la sentada también asistieron familiares de víctimas de violaciones, quienes pese al paso de los años aseguran mantener viva la esperanza de que algún día se hará justicia y esclarecerán los miles de asesinatos ocurridos durante el conflicto armado de los años 80.

“Estamos seguros que la verdad fortalecerá la justicia salvadoreña”, aseguró Guadalupe Mejía, presidenta de CODEFAM, quien en 1977 encontró decapitado a su esposo, víctima del ejército.



Florentín Meléndez pide a ocho Magistrados que se retiren

David Pérez
Redacción Diario Co Latino


Después de excusarse de seguir conociendo los recursos de Hábeas Corpus y retirarse de Corte Plena, el Magistrados de la Sala de lo Constitucional, Florentín Meléndez, recomendó a ocho de sus compañeros no continuar con los procesos que se están dilucidando al interior de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) relacionados con la situación jurídica de los militares denunciados en España.


Meléndez considera que muchos de los juristas que están deliberando sobre el caso jesuitas deben recusarse para que “se garantice un procedimiento apegado a Derecho, y fundamentalmente, la pureza del procedimiento y una decisión imparcial”.


“Por lo menos 8 de los Magistrados Propietarios tomaron posición y claramente expresaron argumentos jurídicos que están directamente relacionados con el fondo del caso, lo cual, también inhibe a dichos Magistrados de seguir conociendo sobre este asunto en Corte Plena, debiendo abstenerse de seguir participando en el caso” expresa Meléndez en su excusa.


Los Magistrados que conforman la Sala de lo Constitucional se han retirado de Corte Plena por estar conociendo los recursos de Hábeas Corpus interpuestos por los defensores de los imputados por la justicia española.

Al igual que Meléndez, el Magistrado Presidente, Belarmino Jaime; Rodolfo González y Sidney Blanco han presentado escritos en lo que piden al Pleno de la Corte se les excuse de seguir conociendo, por estar en la Sala de lo Constitucional dilucidando los recursos presentados.

La excusa del Magistrado Presidente todavía no ha sido resuelta, y ayer en la reunión de los quince Magistrados le hicieron prevenciones al Magistrado Jaime para que robustezca los argumentos de la petición.

En lo que respecta a la advertencia de Meléndez de que se retiren ocho Magistrados restantes, el Magistrado González coincide en que “pueden estar contaminados”, por lo que para garantizar el debido proceso es conveniente resuelvan el caso los suplentes.

“Siendo coherente con la posición del Magistrado Florentín de que todos los propietarios deberían de estar fuera, creo que es conveniente que conozcan los suplentes”, declaró González.

Sin embargo, González no cree que los Magistrados mencionados se retiren y den paso a los suplentes.


Corte Plena tiene una semana en sesión permanente para resolver el estatus jurídico de los militares requeridos por el Juez Velasco por el asesinato de seis sacerdotes jesuitas en 1989, hasta el momento sólo han conocido toda la documentación referente al caso, sin entrar a conocer de fondo.



Chile: volver a los 17

José Steinsleger

Tomado de La Jornada

Santiago, junio 1970. El frío, “más antiguo que los pobres…”, muerde. La imagen pertenece al poeta argentino Julio Huasi, quien hace años adoptó el apellido que, en mapudungun, quiere decir casa de todos.

En las oficinas de Prensa Latina, Julio me recibe con un vinito que esconde por ahí. Las calles rebosan de optimismo, y los teletipos anuncian al mundo que el pueblo chileno se apresta a dictar una gran lección de democracia.

Santiago, diciembre 1973. En los campos de concentración, miles de personas son torturadas y asesinadas. No todo es negativo. En el teatro California, los gongs del ballet Dong Fang de China popular vibran y acompañan al coro: “… ¡China y Chile como hermanos! ¡Viva China, viva Chile, la unión, el arte y la paz!”

Con menos obscenidad, Radio Moscú transmite la solidaridad delproletariado mundial. Tampoco hay mucho que esperar. En los laboratorios del capitalismo global, los que sabeneligen al pueblo de Chile como conejillo de Indias de un nuevo experimento económico: el neoliberalismo.

Santiago, marzo 1990. A bordo del avión presidencial, el presidente de Ecuador Rodrigo Borja comenta: No me corresponde decir si el modelo económico ha sido lo mejor para Chile. Pero lo que sí le puedo decir es que si dos personas quieren comerse una gallina y al final sólo se la come una, los tecnócratas deducirán que el consumo per cápita fue de media gallina por persona. Con esta lógica, todos podemos ahogarnos en una piscina de 60 centímetros de profundidad.

Desisto de ir al estadio. En el hotel, sigo la fiesta de la democracia por televisión. Tomadas de la mano, 120 mil personas entonan Te recuerdo, Amanda. Una bandera chilena de 7 mil metros cuadrados se despliega en el campo. Felipe González, Patricio Aylwin, Alain Touraine, Ricardo Lagos, Luis Maira, Eduardo Frei, y otros autores delbest seller Cobardía, oportunismo y posmodernidad (Ediciones de la Concertación, 1988), están felices.

Pinochet dejó todo amarrado, y se fue de vacaciones. Vivirá en su casa de 5 mil metros cuadrados de superficie cubierta, un edificio de cuatro pisos rodeado de 68 mil metros de jardines, seguridad con rayos infrarrojos, 80 hombres de custodia, garage para 200 automóviles, alberca olímpica de 50 metros, multicancha convertible en helipuerto, y tres subsuelos preparados para soportar el sitio de un eventual enemigo,

Santiago, agosto 1994. En el paradero 25 de la avenida Vicuña Mackenna, paseo por el barrio. Con una reglita escolar, el vecino mide el pastito sintético del diminuto garden, y lo empareja con tijeras de peluquero. Su esposa, en bata color rosado y chancletas de plástico transparente, pule la banqueta con la aspiradora de la casa.

El vecino estima que más o menos en 2020, habrá liquidado la hipoteca de una vivienda de 65 metros cuadrados. El único problema es que la casa ha sido fabricada con paredes de cartón prensado y materiales de construcción pegados con engrudo. Por tanto, año tras año visitará Home depot, para evitar que se venga abajo. Despliega sus tarjetas de crédito y, con la habilidad digna de un jugador de póker, las intercambia una y otra vez, explicándome cómo las unas irán cubriendo el saldo de las otras.

En la cancillería, un teórico de lacomunicación alternativa, me regaña:

–¡Hay que cambiar el lenguaje!… ¿cachái?

–Leseras. ¿Diste vuelta el paraguas?

–Tiqui-taca: ahora hay democracia.

–Sepa moya. En este país, las cuotas de la democracia salen carísimas y el billullo no alcanza.

A Orlando, en cambio, le cuesta reconocer la ciudad de su infancia y juventud. Radica en Cuba, donde trabaja de periodista. Y como el modelo le declaró la guerra a los parques públicos, no queda más que filosofar en una banca de tiendas Falabella.

–Ya, Orlando… deja de coger monte.

–Ven acá… ¿Quieres que acabe como Sergio? ¡Maestro del periodismo chileno, y estos “concha e’ su madre” le cerraron todas las puertas!

–La democracia sin inflación mató a Pineda, y la democracia con hiperinflación suicidó a Julio en Argentina…

–¡Dime que esto no es una mielda! En la Habana estoy jodido… ¡pero existo coñó!

* * *

Durante 17 años, Pinochet entrenó a la generación que en 1990 tomó las riendas del Estado. Luego, los ancianos prematuros de la izquierda moderna se dedicaron a vender el fin de los metarelatos. Cuento que en México, los politólogos compraron a ojos cerrados, por adelantado y al contado.

Pinochetismo sin Pinochet. Franquismo sin Franco. Cruz y cruz de los Pactos de la Moncloa (1977), que la juventud impugna hoy en Santiago y Madrid. ¿Fue acaso coincidencia que los pactos se suscribieran en el año de la patética cumbre eurocomunista de Madrid, y la concesión del Nobel de Economía a Milton Friedman, mentor intelectual del terrorismo de Estado en Chile?

En el decenio de 1980, Europa occidental adoptó el modelo neoliberal chileno, que hoy toca a su fin. Pero si en aquellas latitudes los jóvenes embisten contra todo sin claridad en nada, los estudiantes de Chile nos proponen volver a los 17 para recuperar, junto a Violeta, la historia expropiada de un pueblo después de vivir un siglo.

La Historia secuestrada

Peter Kornbluh

Publicado el 17 Agosto 2011

Peter Kornbluh, al frente del departamento Cuba del Archivo de Seguridad Nacional de la Universidad George Washington, revela en este artículo publicado en The Daily Beast, que el esfuerzo legal para develar la historia oficial de la CIA en Playa Girón, que guarda curiosos secretos de la agencia de espionaje, sigue siendo demasiado difícil.

A principios de 1996, cuando se acercaba el 35 º aniversario de la tristemente célebre invasión de la CIA a Cuba, presenté una solicitud a la Freedom of Information Act (FOIA) para obtener nuevos documentos secretos de la Guerra Fría, en particular la investigación realizada por el Inspector General de la CIA donde informaba al gobierno el desastre de las operaciones encubiertas en Bahía de Cochinos (Playa Girón para los cubanos).

El informe altamente secreto echó la culpa de la fallida misión a la mala gestión de la CIA, la incompetencia, la arrogancia y el engaño. El informe fue tan feroz que el director de la CIA recuperó todas las copias y las destruyó todas, salvo un puñado de ellas en un intento por evitar que se usaran como municiones en el debate interno del gobierno sobre el futuro de la agencia de espionaje tras el desastre de Bahía de Cochinos.

Unos 37 años después de ser escrito, y después de dos años de nuestra insistencia y los llamados a la CIA para que los desclasificara, la agencia finalmente entregó el documento a la institución a la que pertenezco, el Archivo de Seguridad Nacional. Sin duda, las revelaciones generaron titulares en todo el mundo poco halagüeños. Pero ocultar información embarazosa no es una excepción de la Ley de Libertad de Información. Y el derecho del público a saber lo que se ha hecho en nuestro nombre, pero muchas veces sin nuestro conocimiento, triunfó frente a la decisión irracional de la CIA de proteger sus secretos históricos todo el tiempo que puede -a veces años, décadas, y, si la agencia pudiera, incluso siglos.

La agencia ha publicado millones de páginas de documentos a través de los años. Pero nuestra experiencia más reciente con la “Historia Oficial de la operación de Bahía de Cochinos” demuestra, una vez más, que obtener información de ciertos secretos históricos de la agencia puede ser el equivalente burocrático de filtrar un cálculo renal.

Por ejemplo, hasta sólo hace unos meses, la agencia retuvo ignominiosamente los documentos más antiguos clasificados en los archivos del gobierno de los EEUU: unas notas sobre las mezclas químicas necesarias para la fabricación y detección de “Tintas Secretas” y “Cómo abrir cartas selladas sin ser detectado”, que fueron escritos en 1917 y 1918, durante la Primera Guerra Mundial

Fidel Castro señala algunas de las casas bombardeadas durante la invasión de Bahía de Cochinos en 1961. Foto: AP

Fidel Castro señala algunas de las casas bombardeadas durante la invasión de Bahía de Cochinos en 1961. Foto: AP

El abogado de la Agencia se opuso con éxito a una demanda bajo FOIA presentada en la década del 90 por un grupo que aboga por la transparencia del gobierno, el Proyecto James Madison. El abogado de la CIA intentó convencer a un juez de que las fórmulas de estos memorandos todavía podría ser utilizadas. Sólo en este mes de abril, cuando los abogados del Proyecto Madison apelaron al Interagency Security Classification Appeals Panel (Grupo Especial Interdepartamental de Apelación de las Clasificaciones de Seguridad), finalmente se hicieron públicas las fórmulas de la tinta invisible y el humo para abrir un sobre, más de 90 años después de que fueron escritas.

La CIA presentó argumentos similares cuando mi organización demandó bajo la FOIA la liberación de cientos de documentos que permanecen aún secretos de la Operación Mangosta, un conjunto de acciones encubiertas y operaciones de propaganda para hacer retroceder la Revolución cubana, elaboradas después del fracaso de Bahía de Cochinos. En particular, la agencia se negó a entregar un memorándum de 10 páginas, con fecha de octubre de 1962, que revela una operación de propaganda específica contra Cuba. Ni una sola palabra puede ser desclasificada, dijeron los abogados de la CIA lal juez, ya que el documento contenía “un plan para una operación que podría ser viable.” El juez echó un vistazo al documento y decidió que debería ser desclasificado en su totalidad.

El “plan” detallado por la CIA consiste lanzar pequeños globos de helio desde un barco anclado frente a las costas de Cuba. De los globos colgarían unas cestas con juguetes de plástico, discos y fotos y mensajes de propaganda contra el gobierno cubano. Un contador de tiempo liberaría la canasta y los contenidos sobre los campos de Cuba y las zonas urbanas. De acuerdo con el memorando altamente secreto, analistas de la CIA probarían antes estos artefactos y garantizarían que al caer estos materiales por el peso de la gravedad no infringirían lesiones en ningún cubano, si alguno fuera golpeado por estos en la cabeza.

La guerra se mantuvo para obtener por FOIA la “Historia Oficial de la operación de Bahía de Cochinos”, de la CIA. Durante años, la agencia rechazó varias solicitudes para la desclasificación total de los cinco volúmenes del estudio, más de una década después de que documentos más sensibles que el informe del inspector general fuesen desclasificados. Presenté una solicitud FOIA en el año 2005, con la esperanza de que la CIA hiciera un gesto con la historia y simplemente publicara el estudio por el 50 aniversario de la invasión, que se cumplían en abril de 2011. Pero esperamos demasiado. En su lugar, nos vimos obligados a acudir a los tribunales una vez más, en un intento por liberar esta historia.

Finalmente, la CIA ha publicado cuatro volúmenes de la “historia oficial”. Sin embargo, inexplicablemente, todavía se niega a publicar el volumen quinto y último. Abogados de la CIA deben presentar sus argumentos ante la corte esta semana en los que indican que, por razones de seguridad nacional y otras consideraciones, cada palabra del quinto volumen debe permanecer clasificada hasta ¡medio siglo después de ocurrido el episodio examinado!

Foto: Miguel Viñas / AFP-Getty Images

Foto: Miguel Viñas / AFP-Getty Images

Se mantienen los continuos esfuerzos de la agencia por mantener de rehén la Historia, en contra de un mandato explícito del presidente Obama de abrir los archivos secretos y avanzar en el derecho que tienen los ciudadanos a saber qué ocurrió. En su primer decreto presidencial, Obama ordenó que “todos los organismos deben presumir a favor de la divulgación” cuando manejen las solicitudes para liberar Información.

“El gobierno no debe mantener información confidencial sólo porque los funcionarios públicos podrían ser avergonzados por la divulgación, [o] porque los errores o fracasos se manifiesten”, declaró Obama. En una orden ejecutiva del año pasado sobre la redefinición de las clasificaciones para la seguridad nacional, Obama tocó un punto que está en el centro de nuestros esfuerzos para obtener toda la “Historia Oficial de la operación de Bahía de Cochinos”: “No hay información clasificada que pueda permanecer por tiempo indefinido.”

La CIA parece no apreciar, y mucho menos aceptar, este mensaje. Irónicamente, en la entrada de su sede en Langley, Virginia, está grabado en mármol el otro famoso decreto sobre la relación entre la libertad y el acceso a la información: “Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres.”

La pregunta para los historiadores, estudiantes y ciudadanos curiosos es si alguna vez sabremos la verdad.


Canto a Baracoa

Por Nuria Barbosa León, periodista de Radio Progreso y Radio Habana Cuba


Baracoa, joven mestiza de 500 años, con rostro de española y caderas de africana, vive entre las montañas y el mar, en la geografía donde convergen las aguas dulces y las saladas.


Su casa se construyó en el punto de unión de las nubes, la cima de la montaña y la línea del mar. Las paredes visten la madera preciosa talada en los bosques vírgenes, el cobre cubre el techo para multiplicar la luz solar y la arcilla negra alfombra el suelo.


Baracoa hospeda a todos aquellos que llegan a su puerta porque la vereda hasta ella sólo es transitable por la ladera de la montaña y retribuye el esfuerzo del recién llegado con una hospitalidad con humildad.


Halaga a sus huéspedes con manjares a base de coco y para garantizar el pronto regreso ofrece bebida de café y cacao.


Baracoa fue colonizada por los españoles, asediada por corsarios y piratas y en ese período se exterminaron sus minerales, talaron sus bosques, redujeron sus ríos a la búsqueda de oro y extinguieron a los indígenas.


Pero hoy Baracoa se despertó rebelde, construyó puentes, escuelas y hospitales entre las montañas, regaló cultura a sus entrañas, repartió luz eléctrica y empleo a sus pobladores.


Baracoa sólo tiene un gran defecto: no sabe ser gobernada y por eso se impone y manda.


A esa eterna joven del alma: ¡salud y vida!