jueves, 9 de junio de 2011

HACIA LA CONFERENCIA DEL PARTIDO (V): LAS HERRAMIENTAS

Jorge Gómez Barata

En 2007 el presidente Raúl Castro expresó la necesidad de introducir cambios estructurales y de concepto en la realidad cubana y posteriormente, Fidel Castro aludió críticamente al modelo económico vigente. De ese modo se dio luz verde a la introducción de reformas y ajustes, esta vez no para paliar una coyuntura, sino para actualizar el modelo económico, proceso en marcha y que será complementado con un examen a de otros aspectos de la superestructura política durante una próxima conferencia del Partido.

Con esos pasos el liderazgo cubano descontinuó la práctica de considerar los problemas y la ineficacia de la economía nacional como resultado de influencias externas o deficiencias de gestión. Por primera vez desde los años ochenta, cuando fueron denunciados los excesos en la copia del modelo soviético y se avanzó en la Rectificación de Errores y Tendencias Negativas, la Isla mira más hacia adentro que hacia afuera.

Instaurar y sostener durante medio siglo el socialismo a la vista de Estados Unidos sin perecer en el intento, aliarse con la Unión Soviética y sobrevivirla y preservar una obra social única en el entorno tercermundista, son blasones que adornan a Cuba que a pesar de sus éxitos, frecuentemente aparece asociada la palabra crisis.

Por una y otras razones, al emitir juicios sobre la crisis o las crisis en Cuba, algunas de ellas comunes a todo el mundo, especialmente a los países subdesarrollados, raras veces se establecen los puntos de referencia. Cuba no es un país convencional y tampoco lo son sus crisis ni el modo como los problemas globales repercuten en ella.

Por lo pronto cuando se habla de crisis económica en Cuba no se alude a los cuadros de pobreza extrema, al desamparo de la niñez, a la desatención a la salud y al abandono de la educación que se observan en todo el Tercer Mundo, al auge de la mendicidad ni a la frustración que experimentan las masas y los jóvenes en otras latitudes; tampoco a la escandalosa corrupción de los círculos dirigentes y no significan la imposición de programas de ajuste neoliberales que hacen recaer los mayores costos sobre los sectores más desfavorecidos.

A pesar de su rudeza, la adversa coyuntura económica cubana aun no afecta la gobernabilidad ni daña sensiblemente la cohesión social y probablemente se perciba mejor cuando es asumida como una combinación de reveces económicos y de factores subjetivos que impactan, no sólo a los sectores golpeados por las carencias materiales sino también a elementos que valoran componentes no pecuniarios de la calidad de la vida, tales como: disfrute de mayor albedrio personal, perfeccionamiento de la democracia, participación menos formal y más decisoria, mayor vigencia de la legalidad, control social del poder y perfeccionamiento de la labor de las instituciones.

A lo largo de unos 30 años, Cuba desarrolló con la Unión Soviética relaciones económicas y comerciales justas y ventajosas a partir de las cuales no sólo resistió el bloqueo norteamericano sino también desplegó exitosas políticas en prácticamente todas las aéreas, construyó una poderosa infraestructura industrial, energética y de comunicaciones, avanzó en el desarrollo de importantes esferas económicas, científicas y culturales, edificó unas poderosas fuerzas armadas y avanzó en el progreso general, incluso prestó asistencia a otros países.

En ese período se transitaron también las fases de construcción de la superestructura jurídica y política del Estado y la Nación, que incluye un partido único, que debido a los cambios operados en la estructura de clases de la sociedad cubana, a la ejemplaridad y consagración de sus militantes y al cual la Constitución atribuye la condición de dirigente superior de la sociedad y del Estado, recuerda a una organización de carácter nacional, que ahora en su conferencia asume la responsabilidad histórica de adelantar la obra comenzada en el VI Congreso y dar pasos sustantivos hacía adelante.

Naturalmente que para pronunciarse acerca de lo que el pueblo espera del Partido y de su Conferencia harían falta aplicar procedimientos y técnicas de investigaciones sociales que pongan en manos de la dirección de la Revolución evaluaciones obtenidas mediante eficaces herramientas rigurosamente científicas.

El empirismo y el impresionismo, la anécdota y la generalización de puntos de vista locales o de grupos reducidos o la idea de que existen doctrinas o elementos omniscientes, incluso cuando se trate de sectores dirigentes, puede inducir a errores. En los procesos de opinión pública también opera la diferencia entre cantidad y calidad tan estimadas por la filosofía marxista.

Seguramente los entendidos y los expertos en estudios sociales se esmeran ya por estar a la altura del momento y por proporcionar al Partido y la sociedad las mejores opciones. Allá nos vemos.

La Habana, 09 de junio de 2011


REPORTE DESDE EL SALVADOR PARA RADIO HABANA CUBA DEL 10 DE JUNIO DE 2011

AUDIO

Posiblemente los proyectos mediáticos nacionales hacia el exterior durante la semana que está en curso estaban cifrados en el desarrollo de los debates y resoluciones de la Cuadragésima Primera Asamblea General de la OEA que se ha realizado en El Salvador; sin embargo, las componendas partidarias locales han provocado que la atención, al menos de los salvadoreños, vire en otro sentido, a raíz de haberse desatado una de las más graves y peligrosas crisis en el ámbito político en tiempos de paz, con complicaciones de la gobernabilidad y estabilidad del estado de derecho, dejando en un plano mínimo lo que ha ocurrido en la sesión continental programada y anunciada con bombos y platillos.

De manera no anunciada las bancadas de la derecha parlamentaria integrada por los partidos Arena, PCN, PDC y GANA, han resuelto aprobar el decreto 743 – que obliga, entre otras cosas, a los 5 magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia, a votar por unanimidad para declarar la constitucionalidad o no de las peticiones que estuvieran revisando, y no por la mayoría de 4 como se había estado haciendo desde siempre, con la intención clara de frenar el trabajo que se está realizando -; tal decisión ha ocurrido durante la plenaria de la Asamblea Legislativa del jueves 2 de junio, con dispensa de trámite, es decir sin previa inclusión en la agenda, y de manera sumaria, sin discusión previa, solo por el hecho de contar entre los 4 partidos políticos de derecha con los votos suficientes, más de los 43 que representa la mayoría simple; a pesar de la oposición de los partidos de izquierda, el CD con 1 diputado, y el FMLN con 35.

Lo inusitado del hecho, y que forma parte de la trama que casi inmediatamente ha encendido las alarmas y caldeado los ánimos de diferentes sectores políticos y sociales de diversas tendencias en el país, ha sido la manera cómo se completó el proceso de ley, al conseguir que en pocas horas después de lo resuelto en el parlamento, el Presidente de la República, Mauricio Funes, sancionara el decreto, e inmediatamente éste lo enviara a publicar en el Diario Oficial, momento en que entraría en vigencia, y no a los 8 días que regularmente se cumplen; y con el agregado de su vigencia transitoria hasta julio de 2012, es decir posterior a la elección de los próximos diputados que integrarán la siguiente Asamblea Legislativa.

Con este inesperado arreglo entre los partidos de derecha y el mandatario Funes, y sobre todo por la prisa y confabulación inequívoca, se enardecen los ánimo de amplios sectores de la población que se expresan a partir de conglomerados de organizaciones sociales y políticas tanto de izquierda como de derecha, entre quienes se incluye a la ANEP, la Asociación Nacional de la Empresa Privada, y su tanque de pensamiento FUSADES, como igualmente sindicatos, asociaciones gremiales, defensoras de los derechos humanos, iglesias, universidades, entre otras agrupaciones que se han manifestado desde el inicio del fin de semana, saliendo en defensa de los 4 magistrados de la Sala de lo Constitucional que durante su gestión han resuelto valiente y correctamente demandas que por años estuvieron engavetadas intencionalmente, como también en repudio al obvio contubernio de la derecha y el presidente Funes, que ha puesto en riesgo la estabilidad política del país, y sembrado la preocupación de todos los sectores productivos y sociales, que han visto en esta situación un agregado sumamente peligroso a la ya de por sí difícil situación del país.

A diario se han sumado personalidades y más conglomerados en contra de los partidos y el presidente de la República, exigiendo la inmediata derogación del espurio decreto, y la puesta en marcha del entendimiento entre los 3 órganos de estado, en contra de las pugnas y desavenencias que han escalado a la situación actual. Y es de esa manera que, por la presión social que amenaza con desbordar las calles y plazas, este miércoles la derechista Arena se ha mostrado arrepentida de haber participado en esa aventura antidemocrática, que antes justificó para evitar que se declarara inconstitucional la ley de Amnistía, anunciando que gestionaría la derogación del decreto 743, solicitando el voto del FMLN, cuya dirección ha negado hasta que no se discuta a profundidad toda la problemática. Es en ese sentido que durante la plenaria de este jueves, los diputados han decidido analizar la derogación para definirla la próxima semana, mientras se iniciaban acercamientos con los Magistrados de la Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de Justicia esa misma tarde.

Momentos difíciles que además han mostrado otra clara lección para los políticos salvadoreños, que ya nunca más podrán hacer lo que se les venga en gana, sean quienes sean, sobre todo si lo que hacen va en contra de los intereses del pueblo.

Para los amigos de Radio Habana Cuba, reportó desde El Salvador, Centro América, Mario Zavaleta.


“Somos el único país que hace una Constitución en época de guerra y en la paz no la reforma”: Fabio Castillo

Fabio Castillo, ex coordinador general del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN).

David Pérez
Redacción Diario Co Latino


De los cambios político electorales a la Constitución de la República. Estos son algunos de los escenarios que muestra la actual realidad salvadoreña. Dichos procesos están enmarcados en el primer gobierno de izquierda que tiene el país, al mismo tiempo que llega al Órgano Judicial una Sala de lo Constitucional que dinamiza la vida jurídica y política del Estado.

Sin embargo, la Carta Magna limita la participación ciudadana a los comicios o a consulta en caso de unión centroamericana, lo que la convierte en insuficiente dadas las exigencias de protagonismo que demuestran grandes sectores de la sociedad civil, por esto, las reformas constitucionales han sido la alternativa que muchos apoyan y otros repudian.

Desde las maniobras necesarias de la derecha legislativa para dar vida al cuestionado Decreto 743, a las posibilidades de adecuar la Constitución a la realidad actual salvadoreña, de estos puntos conversó Diario Co Latino con el ex coordinador general del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN), el abogado constitucionalista Fabio Castillo.


Castillo llegó a las filas del FMLN después de la firma de los Acuerdos de Paz, primero como notario para la fundación del partido, posteriormente fue llamado a ser parte de la Comisión Política, e insiste en que “el FMLN tiene mucha gente inteligente en su dirección, mandos medios y militantes”.

- ¿Qué opinión le merece el Decreto 743?


Me parece indebido, las leyes se deben dar de cara a la población, por eso considero que los políticos deberían introducir sus proyectos de ley y permitir que los periodista, en primer lugar y los ciudadanos los conozcan, a efecto de que la opinión pública se informe y después exprese cuales son los puntos en que está de acuerdo o no. Cuando el Decreto se introduce en la Asamblea, se pide la dispensa de trámite, pero que debe de fundamentarse, no se da porque yo quiero que salga rápido, sino por una exigencia urgente para que así sea tratado el asunto. El FMLN no vota por el Decreto y se abstiene, no lo hace porque no está de acuerdo en la forma en que se da esa ley y mucho menos con el contenido, lo firma la Directiva ya que no tenía alternativa, después fue llevado a Casa Presidencial, yo decía que lo llevaba un ordenanza pero no, según se dice ahora fue el Diputado Elizardo González Lovo quien lo llevó para que el Presidente lo sancionara.

- ¿Y la acusación que se hace del FMLN de “doble moral?”


Es que el Presidente está diciendo algo que no me gustaría calificarlo, pero que no tiene nada que ver con la lógica, el presidente de la Asamblea cuando firma un decreto no tiene que estar precisamente de acuerdo con ello, sino que lo hace porque el pleno lo ha aprobado.

- A su juicio, ¿cuáles son los vicios de inconstitucionalidad?


La Sala ha señalado que hay vicio de forma que no justifica la transitoriedad y la dispensa de trámite, pero este no me importa tanto, la principal inconsistencia está en establecer un voto de unanimidad, lo que acabaría con la pluralidad del pensamiento jurídico de la Sala y, que la Constitución establece al decir que estarán representadas las principales corrientes del pensamiento jurídico, obligando a que sólo exista una, también es antidemocrático al desconocer el derecho de una mayoría en un órgano colegiado a favor de una minoría reducidísima.

- La Constitución de la República le da mucho poder a los partidos políticos…


Eso es cierto, y viene de los tiempos de la guerra, somos el único país en el mundo que hace una Constitución en tiempos de guerra y para la guerra y después, en la época de la paz no la reforma ni la adecua, Francia lo hizo en una ocasión, pero después de que la aprobaron dijeron: no, mejor guardémosla y cuando estemos en paz veremos a ver si vale, y cuando se llegó este momento reflexionaron: no, esto mejor no. Se llama la Constitución del Arca porque estuvo guardada en un arca.

Aquí, una de las intenciones principales de la Constitución era terminar con la insurrección, que algunos llaman guerra civil, entonces se establecieron los partidos políticos como única vía para llegar al poder, eso es lo que existe, la necesidad que sentían ellos de que el FMLN se desarmara y convirtiera en partido político, porque ya no habrían inconvenientes de los enfrentamientos armados, en dichas circunstancias la hicieron, que conste que no tuvo nada que ver la izquierda, en la constituyente de 1982 no había una tan sola diputación de la izquierda, sólo eran ARENA, PDC, PCN y otro partido que no recuerdo el nombre, pero en los Acuerdos de Paz se debió de establecer una constituyente para discutir esos puntos y hacer una verdadera reforma política pero no se hizo.

-¿Cómo pueden ser viables y legítimas las reformas?


Como producto de un gran diálogo nacional, no como producto de componendas que se reúnen unas cuantas personas y cosas así, no, definitivamente que con eso hay que terminar, se debe seguir el camino de un gran diálogo nacional, proponer los puntos de reforma al pueblo y que el pueblo decida a través de la elección de los diputados, y un partido podría decir: mire yo apoyo estas reformas, y si usted cree que son buenas vote por mi, o decir lo contrario, y de ese modo veríamos la voluntad popular.

-¿Hacia qué puntos deben dirigirse las reformas?


En primer lugar reformar el sistema político. También las estructuras económicas, no sé si ha notado que la derecha cuando habla del sector productivo cree que son los dueños de las empresas, y resulta que dentro del sector productivo están los trabajadores que laboran en esas mismas empresas, pero a ellos nadie los toma en cuenta.

Pero ojo, no digo que se trata de expropiar, confiscar o nacionalizar, estoy diciendo de que las relaciones obrero- patronales funcionen con un mayor sentido de justicia social para las clases menos favorecidas, es decir para la población.

-¿Es necesario establecer mecanismos de consulta popular?


Ese es otra de las cosas de la Constitución que no me gusta, es decir, la Constitución no contempla la expresión popular directa, la voluntad popular debe poder expresarse eligiendo y decidiendo sobre los problemas del país, y no estoy impulsando nada que no exista en Francia, Inglaterra o países escandinavos.

-¿Está preparada la población?


Es que un argumento que no entiendo, la población esté preparada o no tiene derecho a decidir, la soberanía reside en el pueblo, ese argumento es el que ocupaba Somoza al decir que la democracia es como un bebé: no le puedo dar tamal a un bebé, no puedo poner a votar a la población. Hombre hágame el favor, la población tiene el derecho a tomar sus decisiones.


Las nuevas y ridículas patrañas mediáticas contra Cuba

Percy Francisco Alvarado Godoy

En los últimos días, con una contrarrevolución interna debilitada, inmersa en fuertes contradicciones fundamentadas en cuatro hechos básicos: la desmesurada ambición de protagonismo de varios de sus líderes, la ambición por el dinero que distribuye con displicencia su amo imperial y un caleidoscopio de posiciones ideológicas que los fragmentan, así como una escasa representatividad dentro del pueblo cubano, la lucha mediática contra la Revolución se está quedando sin argumentos para ser sostenida.

El desespero que reina entre traidores y oportunistas, al igual en los amos que los dirigen, les ha llevado a incrementar procedimientos desenmascarados por Cuba en más de una ocasión, como lo son la fabricación de supuestos opositores, dudosas huelgas de hambre, denuncias falsas de inventadas encarcelaciones y persecuciones, y otros shows mediáticos con tal de venderse a sí mismos como perseguidos políticos. Tal como reza un viejo proverbio: “Muchos cuidan su fama y pocos su conciencia.”, la escasa quinta columna contrarrevolucionaria trata de reverdecer laureles, instigados por los enemigos ideológicos de Cuba, relanzando a figuras desprestigiadas como Elizardo Sánchez Santa Cruz, Marta Beatriz Roque Cabello, Oscar Elías Biscet y otros, quienes danzan al ritmo del dinero al que aspiran para amasar sus pingües y deshonrosas fortunas.

Mentir, denigrar; conducir a delincuentes comunes a un dudoso martirologio; provocar al pueblo revolucionario en espacios públicos con sus protestas montadas con infame intención; calumniar al compás de lo que se les orienta desde afuera; pintar carteles ofensivos y lanzar unas pocas octavillas en el amparo de lo noche; inventar palizas y supuestas muertes a causa de ellas como en el caso de Juan Wilfredo Soto García, es el leiv motiv de sus sucias acciones, en espera del inmerecido dinero o encontrar la bendición de la SINA para procurarse una expedita marcha hacia Estados Unidos. Detrás de sus oscuros motivos reposa la ambición y una renuncia a los valores éticos y patrióticos, avergonzando a José Martí, quien, sin conocerlos, predijo su estofa moral con una lacónica caracterización: “Un ambicioso, es un criminal.”

LOS MERCENARIOS EN BUSCA DE PROTAGONISMO Y DOLARES.

“El que es perfecto no ambiciona riquezas.” (Refrán chino antiguo)

Siguiendo orientaciones de Washington, de sus subvencionadores europeos y de la mafia terrorista de Miami, doce contrarrevolucionarios pertenecientes al llamado Grupo de los 75, trataron de llamar la atención de sus financiadores al pretender enviar una carta abierta al compañero Raúl Castro, redactada en Matanzas, el 4 de mayo pasado, en la vivienda de Diosdado González Marrero, quien también la firmó, cargada de mentiras y falsas acusaciones sobre la muerte de Soto. De la misma manera, en la misiva trataron de redimensionar el permanente papel provocador del sociópata Guillermo Fariñas, quien ha reiniciado una nueva huelga de hambre hace unos días. Varios de los firmantes, entre los que se encuentran Oscar Elías Biscet, Pedro Argüelles Morán y Ángel J. Moya Acosta, tenían plena conciencia de un hecho: medios anticubanos, como El Nuevo Herald, le darían amplia cobertura a la difamación contenida en dicha carta.

Cuba, en su momento, esclareció exhaustivamente, con el apoyo de miembros de la familia del fallecido, la causa del lamentable deceso del contrarrevolucionario Juan Wilfredo Soto García, miembro de la Coalición Central Opositora, en Villa Clara. En un comunicado oficial se explica que: “elementos contrarrevolucionarios, de manera inescrupulosa, fabricaron la mentira de que este deceso fue consecuencia de una supuesta golpiza que le habían propinado agentes del orden interior”. Tal declaración esclarece que en la autopsia realizada no se observaron signos de violencia física en el occiso y que la causa de su muerte realmente fue causada por una pacreatitis aguda.

Guillermo “Coco” Fariñas, con su nuevo show mediático, sabedor de que asume una seria responsabilidad por su vida y que Cuba siempre le asistirá, a pesar de los escasos recursos médicos con los que cuenta, como resultado del criminal bloqueo de la que es víctima, bravuconea al declarar: “Mi estado de salud está muy deteriorado. Por lo tanto considero que en esta ocasión los tiempos van a ser más cortos”. (…) “Lo haré, como siempre, hasta las últimas consecuencias porque estamos hablando de nuestros hermanos de lucha”.

Otro experto en fabricar arrestos y detenciones, inflando cifras para mantener su deteriorado protagonismo dentro de la contrarrevolución, Elizardo Sánchez Santa Cruz, dirigente de la Comisión Cubana de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional (CCDHRN), describió una fabricada e increíble cifra de 349 arrestos arbitrarios en toda la Isla tan solo en el pasado mes de mayo, vendiendo deliberadamente una imagen fabricada de Cuba como un estado represor. Para este vendedor de mentiras, entre enero y mayo ocurrieron cerca de 1,515 arrestos y hoy, en Cuba, existen 80,000 cubanos encarcelados. ¿Quién puede creer a este embustero, conocido como “El Camaján”, cuya imagen es repudiada por la mayoría de los cubanos? Por supuesto, solo aquellos que tratan de desarrollar una guerra ideológica anti cubana y cuyo propósito es aislar internacionalmente a nuestra Patria.

Elizardo y todos los de su calaña encajan en la definición de Edward Young, sobre aquellos que se agrupan en labores contrarrevolucionarias, al decir: “El ambicioso es un esclavo de lo mucho que desea; el hombre libre es el que nada desea.” Por su parte, todo nuestro pueblo libre no desea el sucio dinero sino vivir en plena y completa libertad, haciendo más viable y prometedor a su destino.

Tanto la difamatoria CCDHRN, como el Centro de Información Hablemos Press (CIHPRESS), devenidos en instrumentos de Estados Unidos, han capitaneado las falsas denuncias contra la Revolución Cubana, para complacencia de quienes subvencionan una sucia guerra mediática contra la Isla y quienes se encargan de difundir internacionalmente estas mentiras, tal como analizaremos en adelante.

LOS ALABARDEROS DE LA ACTUAL GUERRA MEDIATICA CONTRA CUBA

Complacidos con las falsarias denuncias de los grupúsculos internos dedicados al falaz negocio de la contrarrevolución, muchos en el exterior fortalecen su guerra mediática contra Cuba. El pasado 5 de junio de 2011, Human Rights Watch (HRW) lanzó un tendencioso comunicado, haciéndose eco de las mentiras fabricadas por la CCDHRN, el CIHPRESS y otros mentirosos de oficio. HRW presenta un imaginario ambiente de persecuciones infundadas y encarcelamientos de supuestos luchadores de conciencia, solicitando el cese de esta política por parte del gobierno cubano, basándose en las recientes condenas recibidas por varios contrarrevolucionarios causantes de desórdenes públicos y del delito de ultraje a los símbolos patrios, hiriendo la sensibilidad de nuestro pueblo, en mayo pasado. La justa condena recibida por Luis Enrique Labrador, David Piloto, Walfrido Rodríguez y Yordani Martínez, en procesos realizados con apego a la ley cubana, muestran la clara posición de nuestro gobierno de no permitir abiertas provocaciones contrarrevolucionarias. Este mismo procedimiento se siguió contra los provocadores contrarrevolucionarios los hermanos Marcos Maikel y Antonio Michel Lima Cruz, pertenecientes al grupúsculo auto titulado Organización de Derechos Humanos Pedro Luis Boitel, quienes también cometieron el delito de ultraje a los símbolos patrios y el de desorden público.

Sumándose a HRW, el derechista Partido Popular español, mediante su diputado Teófilo de Luís Rodríguez, trató de montar una acusación contra Cuba en la Comisión de Asuntos Exteriores de la Cámara Baja, pretendiendo presionar a la Unión Europea a endurecer su política hacia la Isla.

También el reaccionario diario español El País se ha lanzado a la carga contra Cuba mediante un artículo de un pretendido conocedor de la realidad cubana nombrado Rafael Rojas, quien publicó un artículo en el mismo, el pasado primero de junio, en el que pretende denunciar los matices de de la supuesta actual represión dentro de Cuba. Según este plumífero vendido a los enemigos de Cuba, esta represión se realiza actualmente con un matiz diferente, Al respecto, explica: “Con el aval de las excarcelaciones de los 75 de la primavera de 2003, que le disminuye la presión internacional, el Gobierno de Raúl Castro se concentra en realizar arrestos breves y preventivos de opositores -alguno que otro precedido de golpizas- y en facilitar el escarnio y la estigmatización de blogueros y periodistas independientes en medios oficiales.”

Para este “experto” fabricado por la derecha española, quien inventa una imaginaria purga dentro de Cuba, dirigida contra aquellos intelectuales y personalidades en la Isla, en un afán por estigmatizar a quienes propugnen cambios, el gobierno trata de eliminar a potenciales líderes dentro de la ciudadanía. Al respecto declara: “Solo el deseo de eliminar a toda costa cualquier liderazgo autónomo de la sociedad civil y de evitar que el mismo se vuelva referencial, dentro y fuera de la isla, explica ese comportamiento represivo.” Nada más lejos de la verdad, pues tanto el Partido como el propio gobierno, convocan a todos a ser agentes del cambio hacia un modelo económico más eficaz y a una sociedad más democrática para todos, manteniendo los principios del socialismo.

Dentro de este contexto provocador, cuya dinámica ha crecido impulsado por la derecha española, el 18 de mayo de 2011 se realizó una mesa redonda titulada “De la libertad de expresión a la censura”, la que tuvo lugar en la Facultad de Ciencias Políticas de la Universidad Complutense de Madrid (UCNM), espacio idóneo para enriquecer los ataques políticos contra los países del ALBA, particularmente contra Cuba y Venezuela. Varias organizaciones financiadas por la derecha como Voluntad Popular, la Mesa de la Unidad Democrática en Madrid (MUD) y Primero Justicia, representadas respectivamente por Alberto Pérez y Virginia Linares, participaron en la provocación.

LA BUSQUEDA DE DINERO PARA ESTIMULAR A LA CONTRARREVOLUCION

Callar la verdad sobre Cuba y vender una imagen distorsionada de la misma, ha sido una de las tareas permanentes de todas las administraciones norteamericanas, particularmente de la dirigida por el presidente Barack Obama, quien por estos días está interesado por desbloquear el congelamiento de los fondos asignados para “promover la democracia en Cuba”, los que alcanzan un monto de 20 millones de USD. El propio Obama y la ultraderecha estadounidense han presionado al senador John Kerry, presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores del Senado, para darle luz verde a este plan de injerencia y violatorio de las normas internacionales, que ya han costado al contribuyente norteamericano cerca de 150 millones de USD desde su creación en 1990. Todos ellos, los implicados en la asignación de fondos para contrarrevolución interna, tienen claro el viejo refrán que reza: “Cuando el dinero habla, la verdad calla.”

El desvío permanente de estos fondos y su propia ineficacia comprobada para crear una base contrarrevolucionaria efectiva dentro de la Isla, hacen que Kerry dude en entregar esos 20 millones y acepta descongelarlos si los mismos se reducen a 15 millones y si se obtienen pruebas sobre su efectividad. Por supuesto, quienes sostienen y amasan fortunas con el negocio contrarrevolucionario, están preocupados por esta propuesta de reducción de dinero. Kerry se enfrenta tanto la USAID como al sexteto mafioso anticubano dentro del Congreso, encabezado por Ileana Ros-Lehtinen, Bob Menéndez, Albio Sires, Mario Díaz Balart, Marcos Rubio y David Rivera.

Kerry, suspicaz y prejuiciado por los rumores sobre el desfalco continuado de estos fondos, había declarado cuando decidió congelar estos fondos: “No hay evidencia de que esos programas ayuden al pueblo cubano”, (…) “ni de que hayan conseguido mucho más que provocar al gobierno cubano a arrestar a un contratista del gobierno de EEUU”.

El Departamento de Estado se vio obligado a explicar al Congreso cómo usaría estos fondos, delimitando 17 áreas de programas en un orden de los $15.7 millones para supuestos “programas para la sociedad civil y medios de comunicación”, $2.7 millones para implementar “iniciativas a favor de los derechos humanos”, así como $1.6 millones para gastos administrativos.

CONCLUSIONES

Usaré dos breves refranes para fundamentar el rol de la contrarrevolución cubana, tanto en el exterior como dentro de la Isla, identificados hasta los tuétanos en el sucio oficio de hacer de la guerra ideológica un negocio que les ofrece, sin doblar la cintura, ni ver el sano sudor corriendo por sus frentes, cuantioso dinero que va a parar a sus bolsillos. Dijo una vez el escritor español Vicente Espinel, quien vivió entre 1550 y 1624, una verdad de Perogrullo: “La traición la emplean únicamente aquellos que no han llegado a comprender el gran tesoro que se posee siendo dueño de una conciencia honrada y pura.”

De la traición viven los autodenominados disidentes; de ella afloran sus apetencias y ambiciones; con ella como sostén mienten sin pudor, calculan y fabrican infamias; persuaden a los débiles y a los delincuentes; de ella se convierten en falsos paladines y pisotean a la Patria bondadosa que les ayudó en educarse y les cuidó ante cualquier enfermedad. Esa traición les hizo adular al poderoso vecino del norte, quien les compró el alma y la conciencia; les convirtió en viles marionetas capaces de montar circos y fabricar sucias campañas; volver sus espaldas a la Patria amada por la mayoría de sus compatriotas.

Lacra aduladora del Imperio, en ellos se encarna la vileza y la ignominia de haberse convertido en despreciables mercenarios y de haber seguido el deshonroso camino que traza este refrán: “Ahora adulador, mañana traidor.”

La Habana, 9 de junio de 2011.