jueves, 21 de abril de 2011

Resoluciones del Partido impulsan un Socialismo renovado y totalmente cubano, afirma Alarcón

Publicado el 21 Abril 2011

Ricardo Alarcón, presidente de la Asamblea Nacional de Cuba. Foto de archivo

El presidente de la Asamblea Nacional de Cuba, Ricardo Alarcón, aseguró este miércoles que los cambios aprobados en el VI Congreso del Partido Comunista (PCC) buscan dar impulso a un “Socialismo renovado” y totalmente autóctono, que ayude al crecimiento económico y social y minimice las consecuencias del bloqueo estadounidense.

En entrevista exclusiva con teleSUR, Alarcón indicó que las modificaciones y los lineamientos aprobados por el PCC, “no son cosméticos, ni significan un abandono del Socialismo”, sino que todo lo contrario, “fueron resueltos para salvar nuestro propio progreso Socialista”.

En este sentido, el también miembro del Buró Político del Comité Central del PCC, manifestó que los cambios son “hacia un Socialismo renovado, profundamente cubano, con un gran sentido de la nacionalidad, de la patria y en el que participen y sean protagonistas todos los cubanos y cubanas, sin excepción”.

Del mismo modo, recalcó que los lineamientos son producto de debates llevados a cabo durante meses con el pueblo y por ende, garantizan que los cambios son en búsqueda de un progreso económico y social.

“Nadie en Cuba será lanzado a la miseria, pero tenemos que inyectar a nuestra economía mayor eficiencia (…) que nadie se confunda, no hemos podido ser más sinceros, no intentamos regresar al pasado sino ajustaros a un mundo que no determinamos, a las circunstancias que nos rodean, para poder salvar nuestro Socialismo y hacerlo cada vez más eficiente y mejor”, destacó.

Luchar contra el bloqueo

Al ser cuestionado sobre la manera en que estos nuevos lineamientos influirán en los mecanismos contra el bloqueo de Estados Unidos (EE.UU.), Alarcón aseveró que “como hemos hecho hasta ahora, Cuba seguirá resistiendo” y explicó que en aras de enfrentar la “brutal guerra económica impartida por el imperio estadounidense, se tratará de “aumentar la producción, la eficacia y la eficiencia”.

En este punto, recordó que la economía cubana es “la única economía del planeta objeto de una guerra económica brutal y repotenciada” y precisó que para enfrentarla, “hay que actuar, con nuestros propios recursos: racionalizar, ahorrar y producir cambios que sirven para salvar el Socialismo”.

También insistió en que aunque parezca, las modificaciones a implantar no se aplicarán de manera radical sino gradualmente, con el fin de que incluso puedan seguir modificándose” en la medida que el pueblo lo necesite.

Con estos argumentos, ratificó que las medidas más polémicas, como la eliminación de la libreta de subsidios, y el racionamiento en sectores como educación y la salud, serán en pro de preservar el Socialismo.

Subrayó además que los cambios también ayudarán a fomentar la participación y las experiencia de las generaciones de relevo y que a largo plazo se buscará que la participación de los trabajadores se refleje en las reglas, es decir, en las normativas nacionales.

“De lo que se trata es de facilitar que esas personas puedan desarrollar, experimentar, ganar en dominio de los problemas, de la sociedad, las técnicas, etc, para que vayan subiendo en la jerarquía, tanto estatal como política”, aseveró.

Este lunes y luego de tres días de debates el VI Congreso del Partido Comunista de Cuba finalizó con la aprobación del Informe Central, presentado por el presidente Raúl Castro en la jornada inaugural y también los Lineamientos de la Política Económica y Social, discutido en cinco comisiones y luego aprobado en plenaria.

Todo esto se hizo con el objetivo de “garantizar la continuidad e irreversibilidad del Socialismo, que permitirá la elevación del nivel de vida de la población, conjugado con la necesaria formación de valores éticos y políticos de nuestros ciudadanos”, explicó la resolución final.

Los lineamientos definen que el sistema económico que prevalecerá en la isla continuará basándose en la propiedad socialista de todo el pueblo sobre los medios fundamentales de producción, además de un sistema de distribución “de cada cual según su capacidad a cada cual según su trabajo”.


REPORTE DESDE EL SALVADOR PARA RADIO HABANA CUBA DEL 22 DE ABRIL DE 2011

AUDIO

Los salvadoreños pudieron dar seguimiento a los eventos conmemorativos más importantes que a partir del pasado 16 de abril ocurrieron en Cuba, al celebrarse el 50 aniversario de la declaración del carácter socialista de la Revolución, el de la victoria de playa Girón y el desarrollo del Sexto Congreso del Partido Comunista de Cuba.

Oportunamente la embajada de la República de Cuba acreditada en el país distribuyó una Circular de Prensa en la que mostraba el regocijo al Gobierno salvadoreño, a las misiones diplomáticas extranjeras, a los medios de comunicación y a todo el pueblo fraterno y solidario de esta Nación, que el pueblo de Cuba se disponía a conmemorar esas gloriosas fechas, haciendo una descripción de cada una de ellas, como el desfile popular y revista militar que ocurriría el sábado 16 de abril por la mañana en la Plaza de la Revolución, José Martí de La Habana, y posteriormente por la tarde, la inauguración del Sexto Congreso del Partido Comunista de Cuba, en el que los mil delegados darían el visto bueno a los lineamientos económicos y sociales que actualizarían el modelo socialista cubano.

Para ello ofreció las diferentes opciones para poder escuchar o ver, a través de los medios de radio, en el que destaca Radio Rebelde y Radio Habana Cuba, y en el caso de la televisión, la señal de Cubavisión, tanto en cable o por internet. Además, la embajada cubana anunció al público que la señal de Telesur iba a transmitir también en directo para poder ser disfrutados los eventos más trascendentales.

De esa manera, los salvadoreños pudieron conocer de primera mano la participación masiva del pueblo cubano en la Plaza durante la marcha del sábado 16, y parte de los debates y la plenaria de clausura del Sexto Congreso del Partido Comunista de Cuba, con la presencia del Comandante en Jefe de la Revolución, Fidel Castro Ruz.

Los medios de comunicación locales también dieron espacio a los reportes de agencias internacionales de prensa, tanto en periódicos como en imágenes de televisión, sobre algunos detalles de los eventos mencionados.

Un hecho destacado fue el programa de debate del canal 21, el día martes 20 de abril, que ofreció la participación de cuatro economistas nacionales de diversas tendencias, quienes analizaron las conclusiones a las que llegó el Congreso del Partido, y en el que pudieron demostrar estar lo suficientemente informados como para concluir, en general, que la Revolución Cubana sale fortalecida de este ejercicio de participación popular, como resultado de la valerosa autocrítica de la dirigencia y de la misma población en corregir los errores o deficiencias ocurridas.

Desmintieron el concepto de que la Revolución Cubana demostraba que había fracasado, cuando por el contrario, nadie podía negar los avances en el desarrollo del campo social, como la cobertura de la educación, la salud, la seguridad y el desarrollo científico técnico, y lo que según la opinión de los panelistas, se estaba intentando hacer era equilibrar el desarrollo del aspecto económico para favorecer a la población con equidad, elemento que organismos internacionales, como la CEPAL, habían también reconocido; sobre todo, por la búsqueda de un tipo de desarrollo sostenible del que los demás países subdesarrollados, como El Salvador, debieran tomar ejemplo.

En fin, un buen debate pudieron presenciar en esta ocasión los salvadoreños, muy alejado de las acostumbradas diatribas y falacias sobre la realidad de Cuba, otro avance paralelo a los cambios que construye la sociedad salvadoreña.

Para los amigos de Radio Habana Cuba, reportó desde El Salvador, Centro América, Mario Zavaleta.

Anónimo

Por Nuria Barbosa León *

El batallón de las milicias se recuperaba luego de los combates en Playa Girón en 1961, las tropas cubrían misiones de vigilancia y limpia de la zona para volver a la normalidad.

Quizás por curiosidad, era deseo de los jóvenes milicianos ir al lugar donde se encontraban prisioneros los más de mil mercenarios de la Brigada 2506 que desembarcaron por el Sur de Matanzas, a quienes se les llamaban Los Pintos por su ropa.

Entre un alambrado simple de un patio casero vagaban y al tenerlos cerca me vino a la mente un zoológico donde los animales esperan por su comida, temerosos ante las miradas expectantes.

Vestían uniformes deshechos, ya por roturas sufridas, el agua salada impregnada, los días a la intemperie, o abierto ante el calor. Sus rostros reflejaban miedo que se incrementaba al escuchar la palabra justicia.

Sus miradas demacradas destellaban una desmoralización total porque llegaron con la intención de desembarcar y ganar una guerra sin que el pueblo ofreciera resistencia y sucedió todo lo contrario.

Lo reconocí al instante: era el hijo de Don Manuel de Cárdenas, terrateniente de Agramante, pueblo de la provincia de Matanzas.

-Oscar- Le dije con toda seguridad y él sólo atinó a preguntar quién era yo.

Por supuesto que no me podía reconocer porque era de esos adolescentes que pedían trabajo a la entrada de su casa como jornalero para los picos de cosechas o para cualquier otra actividad.

Su madre, la Señora Rosa Díaz me empleó para servirle de mensajero y por tres pesos al mes debía hasta limpiar los pisos del lujoso caserón construido en medio de las innumerables fincas de la propiedad familiar.

La señora solía ser grosera porque el negarme a cumplir sus órdenes significaba que varios jóvenes estuvieran dispuestos a suplir mi lugar y yo perdería el sustento para aliviar el hambre de mis hermanos.

Al reconocer a Oscar entre Los Pintos, le brindé naranjas que guardaba en los bolsillos de mi pantalón de miliciano, su temor lo hizo dudar en tomarlas, pero su sentimiento egoísta lo llevó a deglutirla en breves minutos oculto de sus compañeros para no compartir su prenda.

En breves palabras le transmití confianza y que su vida no correría peligro, debía confiar en que la Revolución no se hizo para asesinar o torturar al enemigo sino para proporcionar mejor bienestar de vida a todo el pueblo.

No me entendió, su naturaleza de vida señorial, no podía aceptar una ideología basada en la igualdad y la solidaridad.

Asumí una actitud: Tomé el teléfono y hablé con su hermana Olga, le aseguré que Oscar estaba vivo y sin ninguna lesión en su cuerpo, la orienté en cómo podía visitarlo.

Para no alimentar el sentimiento de gratitud, simplemente, no mencioné mi nombre.

* Periodista de Radio Progreso y Radio Habana Cuba


Debate sobre las definiciones políticas de Mario Vargas Llosa

La resurrección de las ideologías

El Nobel de Literatura pasó “un día intelectual en el campo”. Disfrutó de un asado y hasta bailó un gato. De paso criticó el populismo y a Chávez. Aquí, dos miradas sobre cómo la derecha se adecua o aspira a recuperar el liderazgo en América latina.

Por Atilio A. Boron *

La derecha y su fábrica de mentir

La cumbre de la ultraderecha mundial en Buenos Aires revela varias cosas. Por un lado, la creciente desesperación del imperialismo para “reordenar su tropa” y retomar el control de este continente. La heroica resistencia de Cuba, la solidez política de los procesos radicales en marcha en Venezuela, Bolivia y Ecuador y, por último, la persistencia de una orientación latinoamericanista e integracionista en Argentina, Brasil y Uruguay generan el desasosiego de los administradores imperiales. El resultado de la primera vuelta electoral en Perú y la probabilidad de un triunfo de Ollanta Humala es otro dolor de cabeza para la Casa Blanca. De ahí el hiperactivismo de los publicistas imperiales, con Mario Vargas Llosa como mascarón de proa acompañado por impresentables como José M. Aznar, derrotado en una ejemplar elección por mentirles descaradamente a los españoles sobre los atentados de Atocha, y Arnold Schwarzenegger, artífice de la paulatina destrucción del más importante sistema de universidades públicas de Estados Unidos, la Universidad de California.

La llegada a Argentina de este contingente financiado por poderosos “tanques de pensamiento” de la derecha radical como la Sociedad Mount Pelerin, el Instituto Cato, la Fundación Heritage y el Fondo Nacional para la Democracia con estrechas vinculaciones con los servicios de inteligencia de EE.UU. y un deshonroso activismo al servicio de las más criminales dictaduras latinoamericanas demuestra la agresiva internacionalización de la derecha, bajo la dirección de Washington, y la importancia que le dan a la “reconquista” de este continente.

Pero el evento también revela algo que ni siquiera el eximio manejo del lenguaje de Vargas Llosa o los artilugios retóricos de otro visitante, Fernando Savater, pueden disimular: que el neoliberalismo es una receta que sólo sirve para enriquecer a los ricos y empobrecer a los pobres. Ahí están para comprobarlo los casos ya no de América latina sino los de la rica Europa y EE.UU., claros ejemplos de la debacle a la que conducen las políticas neoliberales. En una medida sin precedentes la calificadora de riesgo Standard & Poor’s acaba de modificar la perspectiva de los títulos de la deuda estadounidense de “estable” a “negativa”. El neoliberalismo transformó a la superpotencia en una nación de pedigüeños que sobrevivirá mientras chinos, japoneses y surcoreanos estén dispuestos a prestarles dinero. La deuda pública de EE.UU. llegó a 47 mil dólares por habitante y a nivel global ya supera los 14 billones de dólares (es decir: 14 millones de millones), una cifra equivalente a su PBI, mientras que hace apenas 30 años oscilaba en torno del billón de dólares. ¡Todo un éxito de las políticas neoliberales! A su vez, la crisis europea que estalló en Grecia ya arrastra a Portugal, Irlanda; Italia y España están caminando al filo de la navaja, mientras Francia, Reino Unido y Alemania ven deteriorarse su situación día a día. Pero los ideólogos y publicistas neoliberales persisten en su prédica porque en el río revuelto de la crisis el gran capital financiero se fortalece a expensas de los millones que se declaran en bancarrota. Tres millones de deudores hipotecarios en default en EE.UU. no impidieron que los sueldos anuales de los principales CEOs de Wall Street regresaran a los niveles multimillonarios de antaño. En una palabra: nuestros ilustres visitantes no son otra cosa que una pandilla de embaucadores y publicistas que en su ideologismo barato hacen caso omiso de los datos que brotan de la experiencia.

Dado que los concurrentes al cónclave de Buenos Aires insisten tanto sobre las bondades del neoliberalismo para nuestra región es oportuno darle una ojeada a lo que piensan los latinoamericanos sobre las políticas neoliberales. La consultora Latinobarómetro releva todos los años las opiniones y actitudes políticas y sociales de la población en 18 países del área. Sus datos son tanto más pertinentes porque se trata de una empresa con un fuerte sesgo conservador y para nada sospechosa de ser crítica del neoliberalismo. En ediciones anteriores de su informe anual se le olvidó consignar que en 2002 había habido un golpe de Estado en Venezuela. Ahora, en su Informe 2010 se dice que en ese año en Ecuador “hubo un confuso incidente con las fuerzas policiales que fue calificado por algunos como ‘golpe’”. Dejamos a los lectores que extraigan las conclusiones por sí mismos. Pues bien: en ese mismo documento se pregunta a los entrevistados si creen que las privatizaciones han sido beneficiosas. Sería bueno que don Mario y sus amigos les peguen una miradita a estos datos porque en Latinoamérica en su conjunto sólo 36 por ciento contesta por la afirmativa. Y si se observan los datos para Perú apenas el 31 por ciento ofrece la misma respuesta, 34 por ciento en Chile y 30 por ciento en Argentina. Interrogados acerca de su satisfacción con los servicios públicos privatizados (otro de los caballitos de batalla del neoliberalismo) sólo un 30 por ciento de los latinoamericanos responde afirmativamente, 27 por ciento en Chile y Perú, y 30 por ciento en Argentina. Sobre la situación económica de sus países, el 27 por ciento de los entrevistados de Chile –casi uno de cada cuatro– dice que la misma es buena o muy buena, contra un 17 por ciento en Argentina (igual al promedio latinoamericano) y un escuálido 10 por ciento en el Perú de Alan García y su (ahora) admirador Vargas Llosa. Cuando se pregunta “cuán justa es la distribución de la riqueza”, el país con la mayor proporción de quienes dicen que es “justa o muy justa” es la tan vilipendiada –por los organizadores de esta maratón publicitaria– Venezuela bolivariana, con un 38 por ciento, contra un 14 en Perú y un 12 en Argentina y Chile, país al que nuestros visitantes nos sugieren imitar por sus logros económicos y sociales a pesar de que el 88 por ciento de la población entrevistada afirma que la actual distribución de la riqueza es injusta. Por cierto, un detalle nimio para los ideólogos de la derecha.

Podríamos seguir aportando cifras que revelan la profunda insatisfacción con los resultados de las políticas neoliberales en América latina. Claro está que esto no va a modificar la postura de nuestros visitantes. Tal como los teólogos medievales insistían en que la tierra era plana mientras contemplaban las esferas del Sol y la Luna, estos modernos publicistas de la reacción siguen haciendo su trabajo, impertérritos ante los datos de la experiencia. Su misión es propalar esas “mentiras que parezcan verdades”, para usar una incisiva frase del notable escritor e inescrupuloso publicista del imperio, que con su florida y precisa prosa se le ha encomendado la delicada misión de otorgarle credibilidad a una estafa que nuestros pueblos pagan con su dolor y, muy a menudo, con sus vidas.

* Politólogo.

Tomado de Página 12


Primero de Mayo de pueblo


Millones de cubanos marcharán en apoyo a la Revolución y el Socialismo

Esta marcha de trabajadores y sus familias se realizará en todo el país. Autor: Roberto Morejón

Mayte María Jiménez
digital@juventudrebelde.cu
20 de Abril del 2011 22:46:53 CDT
Este 2011 Cuba tiene motivos para hacer historia. Este Primero de Mayo cientos de miles de jóvenes desfilarán en la tradicional marcha que convoca cada año a millones de hombres y mujeres.
Esta marcha de trabajadores y sus familias se realizará en todo el país, tras vivir momentos trascendentales para su futuro como lo fueron el VI Congreso del Partido, que motivó profundos debates y análisis de la economía y la sociedad cubana, y el desfile militar y del pueblo que celebró el aniversario 50 de la proclamación del carácter Socialista de la Revolución y la victoria de Playa Girón.
Salvador Valdés Mesa, secretario general de la Central de Trabajadores de Cuba y miembro del Buró Político del Partido, explicó en conferencia de prensa que las motivaciones para desfilar este Primero de Mayo reflejan, ante todo, el respaldo del pueblo trabajador a la política económica y social de la nación, además de constituir una denuncia a los años de injusto bloqueo por parte del Gobierno norteamericano.
El desfile constituirá también un reclamo por la liberación de los Cinco Héroes, llamado al que se suman sindicatos y movimientos sociales de disímiles países.
Los colores de la bandera, armonizados en pancartas, carteles y lemas que enfatizarán conceptos esenciales, como la unidad, la productividad y la eficiencia, acompañarán a todos.
En la Plaza de la Revolución el desfile abrirá con un bloque del Sindicato de la Educación, que celebrará el aniversario 50 de la Campaña de Alfabetización. La marcha en La Habana cerrará con un grupo masivo de jóvenes trabajadores.

EL TEJADO DE VIDRIO DE ESTADOS UNIDOS

Por Manuel E. Yepe
En respuesta al informe sobre las violaciones de los derechos humanos en más de 190 países y regiones del mundo en 2010 que publicó el Departamento de Estado de los Estados Unidos el 8 de abril de 2011, el Consejo de Estado de China dio a conocer un Registro de los Derechos Humanos en EEUU en 2010 “para ayudar a que los pueblos de todo el mundo conozcan la real situación de los derechos humanos en EEUU y exijan a ese gobierno que cese de entrometerse en asuntos internos de otras naciones mientras ignora su propia grave situación de derechos humanos”.
La simple lectura de este documento, que detalladamente identifica la fuente de cada dato y tiene en español 11,160 palabras, permite apreciar que Estados Unidos es el país donde más se agreden los derechos humanos, tanto en su propio país como en todo el mundo, y es una de las naciones que menos garantiza la vida, la propiedad y la seguridad personal de sus habitantes.
Cada año, una de cada 5 personas es víctima de un crimen, la tasa más alta del planeta. Según cifras oficiales, las personas mayores de 12 años sufrieron 4,3 millones de crímenes violentos.
La delincuencias creció alarmantemente en las cuatro mayores ciudades del país (Filadelfia, Chicago, Los Angeles y Nueva York) y se registraron notables incrementos respecto al año previo en otras grandes urbes (San Luis y Detroit).
El Tribunal Supremo dictaminó que la posesión de armas para la defensa personal es un derecho constitucional que no puede ser ignorado por los gobiernos estaduales. Noventa de los 300 millones de habitantes del país poseen 200 millones de armas de fuego.
Son frecuentes los tiroteos en las universidades, no obstante lo cual se conoció que Texas adoptará una ley que permitirá a estudiantes y profesores de sus universidades públicas a portar armas en sus campus.
Utah tiene ya en vigor una ley semejante.
En el país se registraron 12.000 homicidios causados por armas de fuego, mientras que el 47 por ciento de los robos se cometieron igualmente con uso de armas de fuego.
A la sombra de la sección de "actividades terroristas" del Acta Patriótica, la tortura y la extrema violencia para obtener confesiones de sospechosos son prácticas comunes. Las condenas injustas se evidencian en las 266 personas, 17 de ellas ya en el corredor de la muerte, que han sido absueltas gracias a pruebas de ADN.
Washington aboga por la libertad en Internet para hacer de la red de redes una importante herramienta diplomática de presión y hegemonía, pero impone estrictas restricciones en el ciberespacio en su propio territorio y trata de establecer un cerco legal para lidiar con el desafío que representa Wikileaks y sus filtraciones.
Con una alta tasa del desempleo, la proporción de ciudadanos estadounidenses que vive en la pobreza alcanzó un nivel récord. Una de cada ocho ciudadanos que participó el pasado año en los programas de cupones para alimentos.
El número de familias acogidas en centros para desamparados aumentó un
7 por ciento y las familias tuvieron que permanecer más tiempo en los centros de acogida. Los delitos violentos contra estas familias sin techo aumentan sin cesar.
La discriminación racial permea cada aspecto de la vida social. Los grupos minoritarios son discriminados en sus empleos, tratados de manera indigna y no son tenidos en cuenta para ascensos, beneficios o procesos de selección laboral. Un tercio de los negros sufrió discriminación en sus lugares de trabajo aunque sólo el 16% se atrevió a elevar queja.
La tasa de desempleo entre los blancos es de un 16,2 %, entre hispanos y asiáticos del 22 %, y entre los negros es del 33 %.
Los afroamericanos y los latinos representan el 41 por ciento de la población carcelaria. La tasa de afroamericanos cumpliendo cadena perpetua es 11 veces más alta que la de blancos.
En abril de 2010, el Senado de Arizona aprobó un proyecto de ley contra la inmigración ilegal. La ley exige a la policía el arresto de toda persona que no pueda acreditar su condición de residente.
El 90 por ciento de las mujeres ha sufrido discriminación sexual de algún tipo en su lugar de trabajo. Veinte millones de mujeres son víctimas de violación, casi 60.000 presas han sufrido agresión sexual o violencia. Una quinta parte de las estudiantes universitarias son agredidas sexualmente y el 60 por ciento de las violaciones en campus universitarios ocurre en los dormitorios femeninos.
Nueve de cada diez estudiantes homosexuales, bisexuales o transexuales sufren acoso en el centro escolar. Como promedio, un día cualquiera, 160.000 estudiantes quedan en casa por temor a ser agredidos o amenazados en el colegio.
El Informe dedica un capítulo a recordar las violaciones de los derechos humanos de que es responsable el gobierno de Estados Unidos fuera de sus fronteras. Las guerras de Irak y Afganistán, dirigidas por EEUU, han causado cifras exorbitantes de víctimas entre la población civil de estos países.
Las acciones “antiterroristas” de EEUU han incluido graves escándalos de abuso a prisioneros, detenciones indefinidas sin cargos o juicios en centros de detención como el de Guantánamo y otros lugares del mundo, creados para interrogar a los denominados "presos de gran valor elevado” donde se aplican las peores torturas.
También recuerda el documento chino que EEUU ha violado el derecho a existir y desarrollarse a la población cubana sin acatar la voluntad mundial expresada por la Asamblea General de la ONU durante 19 años consecutivos sobre "La necesidad de poner fin al bloqueo económico, comercial y financiero contra Cuba".
EEUU no ha ratificado convenciones internacionales sobre los derechos humanos como el Pacto Internacional de Derechos Económicos, Sociales y Culturales; la Convención sobre la Eliminación de Todas las Formas de la Discriminación contra la Mujer; la Convención sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad y la Convención sobre los Derechos del Niño.
Los datos que aporta el recuento presentado por el gobierno chino demuestran que el funesto historial de EEUU en este terreno lo descalifican como "juez de los derechos humanos en el mundo". Su "diplomacia de los derechos humanos" es pura hipocresía de doble rasero al servicio de sus intereses imperiales estratégicos.
El gobierno chino aconseja al gobierno de EEUU que tome medidas concretas para mejorar su propia situación en derechos humanos, que examine y rectifique sus actividades en ese terreno y detenga sus actos hegemónicos consistentes en utilizar los derechos humanos para interferir en los asuntos internos de otros países.
La Habana, Abril de 2011.