domingo, 7 de noviembre de 2010

Chávez en La Habana: “El Imperio trata de montar otra operación contra Venezuela”

Publicado el 7 Noviembre 2010

“Desde La Habana lo denuncio ante el mundo: el Imperio está tratando de montar otra operación contra la Revolución bolivariana”, dijo el Presidente Hugo Chávez en entrevista desde la capital cubana que transmite el canal Cubavisión en cadena con Venezolana de Televisión.

Chávez encabeza la delegación de su país que asiste a las reuniones de alto nivel que evaluará los diez años del Convenio Integral de Colaboración entre Cuba y Venezuela, el cual se extenderá otra década.

El Presidente, entrevistado por Randy Alonso -conductor del programa Mesa Redonda de la Televisión cubana-, aludió a las estrategias de la oposición venezolana que presenta como un héroe al narcotraficante Walid Makled, detenido en Colombia, y ha difundido sus declaraciones sobre supuestos sobornos entregados a jefes militares venezolanos cercanos al Gobierno revolucionario.

Makled, alias “El Turco”, fue detenido en la ciudad colombiana de Cúcuta el pasado 19 de agosto y permanece recluido en la cárcel de máxima seguridad de Cómbita, en el departamento de Boyacá (centro). Está investigado en Venezuela por los delitos de tráfico ilícito de drogas, legitimación de capitales provenientes del narcotráfico, asociación para delinquir y homicidio.

“Estoy seguro de que el gobierno de Colombia no va a prestarse para ese juego”, aseguró Chávez, quien consideró que “hay un plan de descarrilamiento de las relaciones entre Venezuela y Colombia”.

El Presidente afirmó que “están siempre al acecho los peligros y las amenazas. Todos los días hay un golpe en marcha”. Añadió que los golpes ya no son al estilo Pinochet, “aunque de cuando en cuando salen los gorilas”.

CUNA DEL MUNDO NUEVO

Chávez comenzó la entrevista rememorando los contactos entre Cuba y Venezuela, en 50 años de la Revolución cubana, y los primeros acuerdos, ya en su gobierno, para vender petróleo a la Isla.

“Al final llegamos a este convenio, 53 000 barriles diarios, que Cuba pagaba, como los demás países”, y leyó parte del Convenio entre los dos países, en el que la Isla se comprometía a ofrecer “gratuitamente a la República Bolivariana de Venezuela los servicios médicos, especialistas y técnicos de la salud para prestar servicios en lugares donde no se disponga de ese personal. Los médicos especialistas y técnicos cubanos en la prestación de sus servicios en la República Bolivariana de Venezuela ofrecerán gratuitamente entrenamiento al personal venezolano de diversos niveles que las autoridades soliciten.”

“Qué gran aporte le ha dado el pueblo cubano a la Revolución Bolivariana. Dénos Cuba en qué servirla y tendrá en nosotros verdaderos hijos e hijas”, fueron las palabras que pronunció el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, Hugo Chávez, al explicar la importancia y los aportes del Convenio Integral de Cooperación entre su país y la República de Cuba, sellado hace diez años.

“Muy generoso”, expresó el líder de la Revolución Bolivariana, para dar paso a una breve explicación de cómo este convenio comenzó a reportar beneficios para ambos pueblos desde el mismo instante de su rúbrica.

Recordó que para esa fecha, año 2000, Venezuela apenas se comprometía a enviar a Cuba un suministro de crudos y derivados de petróleo hasta por un total de cincuenta y tres mil (53.000) barriles diarios, con un pequeño porcentaje de financiamiento.

El presidente Chávez comentó un conjunto de partes del convenio. Específicamente subrayó que Cuba comenzó a apoyar a Venezuela en materia industrial, además de lo social, la salud, la industria azucarera, el turismo, la agricultura y la alimentación.

“Venezuela era un país que dependía casi absolutamente de las importaciones en manos de la burguesía”, refirió el mandatario venezolano, al sostener que no existen precedentes en la historia humana con las características de esas relaciones.

El jefe de Estado no dudó en decir que Venezuela cambió para siempre. “En apenas una década el pueblo venezolano, la Revolución venezolana logró no sólo frenar aquella caída estrepitosa del siglo XX, producto del capitalismo, neoliberalismo, sino que comenzamos a revertir el proceso”.

Al evaluar los diez años de relaciones entre Cuba y Venezuela, Chávez aseguró que “somos la cuna de un mundo nuevo”. ”Podemos lograr grandes metas con muy pocos recursos económicos, pero con el inmenso recurso de la voluntad, de la solidaridad, del amor. Como dijo José Martí, amor con amor se paga”, añadió.

Aseguró que “lo que han hecho Venezuela y Cuba han hecho una especie de milagro histórico,”

El Presidente bolivariano recordó que “Venezuela es el país que encabeza la disminución de la pobreza; somos el país que más ha reducido la desigualdad, en la región más desigual del mundo”.

El Presidente Chávez asiste a las conmemoraciones por el Décimo Aniversario del Convenio Integral de Cooperación entre Cuba y Venezuela, que fue firmado por Chávez y el Comandante en Jefe Fidel Castro, el 30 de octubre del año 2000, en Caracas.

Chávez informó que sostendrá reuniones de trabajo con el presidente Raúl Castro, el Ministro de Energía y Petróleo Rafael Ramírez y otros miembros de su gabinete ministerial para una exhaustiva revisión del Convenio de Cooperación Cuba-Venezuela y su alcance en 10 años de funcionamiento.

En la tarde del lunes, asistirá a un acto para conmemorar los diez años del Convenio.

(Noticia en construcción)

Presidente Chávez anuncia relanzamiento de Convenio Cuba-Venezuela 2010-2020

Publicado el 7 Noviembre 2010

Hugo Chávez

“Tenemos mucho que agradecerle a esta Cuba revolucionaría, vamos a trabajar estos días para relanzar desde este año hasta 2020, el Convenio Cuba-Venezuela bajo el Desarrollo Humano Integral, para lo que seguiremos transitando los caminos del socialismo”, aseveró este domingo el presidente Hugo Chávez.

En un contacto telefónico con Venezolana de Televisión (VTV), desde La Habana, Cuba, Chávez informó que se encuentra en la capital cubana para participar en los actos conmemorativos del décimo aniversario del Convenio de Cooperación Integral Cuba-Venezuela, que se realizarán este lunes.

Haciendo referencia a la firma del referido convenio, el Jefe de Estado señaló: “Hay que recordar el momento histórico en el que ese 30 de octubre del año 2.000 se suscribió el Convenio Cuba Venezuela, pues en ese entonces había mucha resistencia en el propio gobierno por el acercamiento con esta hermana nación, todavía la burguesía ocupaba importantes espacios, tanto en lo público como en lo privado”.

“Diez años después, sólo en materia de salud Cuba ha instalado en Venezuela 6 mil 712 consultorios médicos populares, cuando en el país se había convertido en un lujo la atención médica”, señaló el mandatario nacional al hacer un balance de los logros del acuerdo de cooperación.

Igualmente, refirió: “Se han instalado 3 mil 019 sillones de odontología donde se atienden a los pacientes las 24 horas del día con excelentes médicos, 459 ópticas populares, 514 Centros de Diagnóstico Integral (CDI), 559 Salas de Rehabilitación Integral (SRI), 28 Centros de Alta Tecnología (CAT) en un sistema donde laboran más de 31 mil profesionales cubanos, lo que dice mucho de la calidad humana y del grado de compromiso que ellos tienen con su revolución”.

Al proseguir con la evaluación de los resultados del convenio Venezuela-Cuba, el presidente Chávez explicó que “en el Programa Barrio Adentro, llevado a cabo en el país con el apoyo de Cuba, se han realizado 439 millones de consultas gratuitas, se han salvado 295 mil vidas, se han hecho 61 millones de consultas odontológicas, 61 millones de obturaciones, se han entregado 19 millones de lentes y se han llevado a cabo 2 millones de intervenciones que han devuelto la vista y la calidad de vida a muchos venezolanos”.

“No hay una operación humanitaria de esta magnitud que se conozca”, aseveró el mandatario venezolano.

Igualmente, sostuvo que “Venezuela también ha ayudado a Cuba a minimizar el gran impacto del bloqueo estadounidense, pero, más allá de eso, juntos hemos construido una verdadera unión entre estos dos pueblos”.

“La relación entre las naciones de Cuba y Venezuela es un ejemplo del cual ha nacido la Alianza Bolivariana para Nuestra América (Alba) y de cómo nos unimos para romper las cadenas del imperialismo”, afirmó.

(Con información de Prensa Latina y AVN)


EL SALVADOR.- Presentan libro sobre la vida de la cubana Vilma Espín

Ana Milagros Martínez Rielo, de la Federación Demócrata Internacional de Mujeres. Foto Diario Co Latino/Juan Carlos Villafranco

Zoraya Urbina
Redacción Diario Co Latino


La vida y lucha de Vilma Espín, por el reconocimiento de los derechos de las mujeres en su natal Cuba y en el mundo se abordan en el libro “La flor más universal de la Revolución Cubana”, de Ligia Trujillo, obra que se presentó el miércoles pasado en el Centro Cultural “Nuestra América”.

Espín fue miembro de la Federación Democrática Internacional de Mujeres (FDIM), fundadora de la Federación de Mujeres Cubanas, miembro del Consejo de Estado y del Comité Central del Partido Comunista, además de presidir la Comisión de la Niñez, Juventud e Igualdad de la Mujer en su natal Cuba.

Según Ana Milagros Martínez, coordinadora de la oficina regional de FDIM, Espín fue un ejemplo para las mujeres, “tenía sensibilidad humana, era una mujer fuerte que luchó por el adelanto de la mujer en Cuba, América Latina y el mundo”; aseguró.

Vilma Espín fue la primera ingeniera química en la isla, dijo Martínez. Representó a Cuba en espacios internacionales, con la defensa de los derechos sexuales y reproductivos de hombres y mujeres.

Marielos Márquez, de Nuestra América, explicó que el centro organizó la actividad para que las mujeres, y la ciudadanía salvadoreña en general, conozcan sobre la vida de esta cubana, que en el contexto histórico que le tocó vivir, puso los derechos femeninos en primer lugar.

En otro contexto, la coordinadora de FDIM informó que El Salvador podría ser la sede en 2011 del próximo congreso mundial de la entidad. La entidad nació en 1945 y actualmente tiene más de 60 organizaciones en todo el mundo, desde entonces ha luchado por la igualdad de los derechos de las mujeres.


Reconoce Organización Meteorológica Mundial eficiencia de programa cubano

Publicado el 6 Noviembre 2010

Recomendamos seguir el canal en Twitter @reporteciclon

El Taller de Intercambio Técnico para el Programa de Cooperación Regional en Sistemas de Alarma Temprana en el Caribe, auspiciado por la Organización Meteorológica Mundial (OMM) que sesionó los días 2 y 5 de noviembre en Bridgetown, capital de Barbados, reconoció como uno de los más eficientes, al programa integral cubano de meteorología y defensa civil junto a prácticas y experiencias de países como Francia y China, este último en el caso específico de Shangai.

Así lo describió el Dr. José Rubiera, Jefe del Centro Nacional de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba y vicepresidente de la Organización Meteorológica Mundial para la región, en intercambio con la Embajadora cubana en Barbados Lissette Pérez, en el que también participaron los expertos cubanos coronel Luis Macareño, Segundo Jefe del Estado Mayor Nacional de la Defensa Civil y el Ingeniero Jorge Eduardo Brey, Director del Instituto de Recursos Hidráulicos de nuestro país, quienes formaron parte de la delegación cubana al evento.

“Este taller-añadió Rubiera -analizó las mejores prácticas en la región, con énfasis en la integralidad de los sistemas de pronósticos y defensa civil, campo en el que nuestro país tiene mucho que mostrar y razón por la que recibimos un reconocimiento de los participantes en el evento.”

“De igual forma, el resultado más importante, es que se observa la intención de la mayoría de los países participantes, de integrar a todos los factores que trabajan por la reducción de riesgos asociados a los desastres naturales en la región del Caribe.”

Otro mérito del trabajo de este taller, aseguraron los expertos, es que se abogó por el fortalecimiento de las capacidades nacionales y regionales para la observancia de los pronósticos y la prevención junto a la cooperación intraregional a partir de la fragilidad del entorno caribeño ante fenómenos naturales, algunos de ellos impredecibles, todo lo cual ratifica lo imprescindible de las acciones de preparación de la población antes de que estos sucedan.

(Con información de la Embajada de Cuba en Barbados)


EL LEGADO DE LULA

Jorge Gómez Barata

Algo ha cambiado en Sudamérica donde un país llora a mares a un presidente muerto en su cama, otro hubiera querido que el mandatario saliente permaneciera más tiempo en el poder y en más de uno salen a las calles para evitar que el suyo sea derrocado. Lula, Kirchner y Correa, con Morales, Chávez y otros son como estandartes de los nuevos tiempos que, dicho sea de paso, son nuevos en todos los sentidos.

Aquellos que por no haber leído a Lenin creen en la existencia de una ideología exclusiva de la clase obrera y asumen como profesión de fe el mito de que los operarios destilan radicalismo, no encontrarán en Jose Inacio “Lula da Silva, un paradigma. Su legado reivindica más bien la laboriosidad, el sentido de la justicia y la equidad, la humildad, la generosidad y las tendencias gregarias propias de los trabajadores y de los pobres.

Lula es un socialista en estado natural, a la antigua, obrero metalúrgico que llegó a la política desde el sindicalismo reivindicativo que opera dentro de los márgenes del sistema sin pretender cambiarlo; sin formación universitaria ni educación marxista, relumbrones que no se necesitan cuando se posee su talento y se es portador de los instintos de las clases populares, un hombre que por su propia experiencia llegó a la misma conclusión que Karl Marx: el capitalismo es un camino no un destino, para llegar al uno es preciso pasar por el otro.

El ahora casi ex presidente de Brasil, un país que como India y China se levantó sólo de la ruina en que lo dejaron el colonialismo y las oligarquías y oscila ahora entre la quinta y la octava economía mundial, el Estado latinoamericano mejor ubicado y más respetado en la política internacional y que ha llegado a ese punto pasando por idénticas experiencias que el resto de Iberoamérica, con la diferencia de que ha aprovechado mejor sus oportunidades; Brasil no es más afortunado que otros grandes países sino más sensato.

En medio de las circunstancias creadas por el auge neoliberal y la crisis que en Europa condujo al fin del experimento soviético y del llamado socialismo real, cuando las guerras étnicas, las invasiones y el terrorismo caracterizaron un interregno de violencia y crispaciones y en América Latina la oligarquía tradicional se resistía a aceptar las reformas; el gobierno sedado y la figura ecuánime de Lula se convirtieron en una especie de fiel de la balanza, capaz de probar que con arte y sin desmentirse, simultáneamente se puede ser interlocutor de Obama y de Ahmadineyad, socio de Chávez, crítico de Álvaro Uribe y Arias, amigo de Fidel Castro y protector de Manuel Zelaya.

Lula es acusado de pactar con la burguesía, abrir demasiadas puertas al capital extranjero y de coquetear con recetas neoliberales, cosas que no niega. En definitiva para elaborar consensos hay que avenirse y para solucionar diferendos algo hay que ceder. Él lo ha dicho: “En política se hace lo que se puede”

En lugar de la tradicional rivalidad con Argentina, Lula cultivó la amistad y creo confianza con los Kirchner: los resultados de ese estilo y esa gestión están a la vista: deja la presidencia con más popularidad que como llegó y, cosa rara no cedió a la tentación de modificar la Constitución para hacerse reelegir.

Trabajando con los gobernantes avanzados del área, especialmente con el presidente venezolano Hugo Chávez contribuyó a la expansión de los vínculos económicos con todos los países de la región contribuyendo al fortalecimiento del Mercado Común del Sur (MERCOSUR) y la creación de Unión de Naciones del Sur (UNASUR).

Sin mezquinos egoísmos nacionales, pasó de la competencia a la cooperación con Argentina, no vaciló en contener las apetencias pseudo imperiales de algunas de sus propias empresas, imponiéndole a Petrobras el pago justo por el gas boliviano y empujando al ente energético para avanzar en el arreglo del diferendo con Paraguay por el pago adecuado de la energía excedente de Itaipú. Exigiendo responsabilidad y garantías pero con la determinación del necesitado, avanzó en la búsqueda del petróleo en aguas súper profundas y sostuvo la defensa equilibrada de la Amazonia.

Sin alardes ni complejos, se alió con India, China y otras naciones para formar una especie de entente de los países con economías emergentes y con ellos, de modo natural accedió a los conclaves del G7 y el G8 donde nunca fue un convidado de piedra y desde dentro contribuyó a la ampliación de aquel selecto club de millonarios que amenazaba con constituirse en otro Consejo de Seguridad. El G20 no es una panacea pero es un paso.

No obstante, trabajar en esa estructura, avanzó en formaciones alternativas que pudieran dar que hablar en el futuro, entre ellas el BRIC, un foro de concertación propio que agrupa a Brasil, Rusia, India y China y que pudiera ser la locomotora de la economía internacional del mañana.

Es cierto que en Brasil hay todavía más decenas de pobres aunque también lo es que son treinta millones menos que hace ocho años. El país de Lula no fue inmune a la crisis económica mundial pero entró ultimo y salió el primero y con muchas menos cicatrices. Brasil mueve su economía para evitar las actitudes proteccionistas, observa la disciplina financiera impuesta por quienes controlan los organismos financieros internacionales pero mantiene sus posiciones, no se somete al FMI a quien no debe nada, en la OMC le ha doblado el brazo a Estados Unidos y contribuyó a paralizar aquel engendro llamado ALCA.

La herencia de Lula incluye a un país mejor que el que encontró, a una población más cohesionada o como mínimo menos dividida, una economía floreciente y en expansión y a una Nación que ha elevado su protagonismo internacional e incluye a Dilma Rousseff.

Dilma Rousseff no es Lula con faldas ni una lideresa fabricada por él para traspasarle la totalidad de su capital político, en ella los brasileños no han votado por persona interpuesta aunque no caben dudas de que su elección es una muestra de que el país confía en el buen sentido político del hombre que lo gobernó en los últimos ocho años.

El cierto que Dilma no ha ocupado antes grandes cargos políticos electos aunque también lo es que tampoco lo había hecho Lula y tal vez el pueblo prefiera lideres de ese origen frente a los políticos tradicionales. Los sectores populares votaron con Lula y las clases medias que lo hicieron por ella se abstuvieron de considerar invalidante su pasado radical, que la llevó a las guerrillas y a la cárcel.

En cualquier caso se trata de una ratificación del curso seguido por Brasil y de otra muestra de la estabilidad política de la cual América Latina está necesitada.

La Habana, 06 de noviembre de 2010